Estilos de vida

Importance of the active breaks at work
Importancia de las pausas activas en el trabajo
Autor: Gabriela Ranowsky Gonzalez
21 de Febrero de 2016


Las pausas activas son breves descansos que permiten al cuerpo recuperar energía a través de estímulos y ejercicios cortos y constituyen una herramienta fundamental para sobrellevar el estrés diario.


Generalmente, las personas que llevan una rutina laboral agitada no son conscientes de la importancia de realizar las pausas activas durante la jornada de trabajo, así lo explican los expertos en el tema.


Ibeth Carvajal, fisioterapeuta y gerente técnica del gimnasio Bodytech, explica que la importancia de las pausas activas “radica principalmente en que las personas tengan un espacio de tiempo para moverse, activarse y recuperar energía, con el fin de evitar tensiones constantes en músculos y articulaciones que generen futuras lesiones”.


La mayoría de las personas laboran en posturas permanentes, bien sea de pie o sentadas, y aun cuando hay trabajos que requieren desplazamientos “la tendencia es a que algunas de las partes del cuerpo acumulen estrés, debido a que estos movimientos no se realizan de forma consciente”.


Es decir, “cuando estamos en el trabajo automatizamos las tareas y si la rutina de nuestras labores es movernos de un lado a otro cargando cosas, por ejemplo, esto no es una pausa activa. La pausa activa es un momento consciente en el que la persona libera tensión y se desconecta del trabajo por unos minutos. Caminar a tomarse un café o caminar y respirar un poco de aire fresco es también una pausa activa”, explica Carvajal.


Es importante recalcar que también se debe hacer una pausa para descansar la vista. Los expertos recomiendan apartar la mirada del computador por un par de minutos y enfocar la vista a un punto alejado. Otro ejercicio, es cerrar los ojos por unos cinco minutos.


A continuación tres tipos de pausas activas que recomienda la fisioterapeuta se pueden realizar en la oficina y que permiten una preparación global del cuerpo para relajar los músculos a tal punto de reducir la tensión de una larga jornada laboral: 



Riesgos del sedentarismo laboral

Existen varios tipos de lesiones asociadas al sedentarismo o la adopción de ciertas posturas por largos periodos durante la jornada laboral.


La fisioterapeuta explica que en las personas que permanecen mucho tiempo sentadas, la falta de pausas activas están relacionadas con “dolores y patología de columna, especialmente de la parte baja de la espalda (lumbago) y del cuello”.


También, el constante uso del mouse o del teclado puede generar tensión en los hombros o producir en la muñeca, lo que se conoce como síndrome del túnel carpiano.


Por otro lado, las personas que están todo el día de pie o que realizan trabajos forzados como el levantamiento constante de cajas, “pueden sufrir lesiones en caderas y rodillas”.


“Si a todos estos problemas osteomusculares se le suma que el individuo no tenga una rutina de ejercicios en su vida cotidiana, cada vez habrá más riesgos de sufrir problemas cardiovasculares”, finaliza Carvajal.