Política

Failure to fulfill fiscal duties grew in Antioquia
Creció incumplimiento fiscal en Antioquia
Autor: José Ignacio Mejía / Nacho
17 de Junio de 2016


El contralor de Antioquia, Sergio Zuluaga Peña, también se unió a las voces que en la última semana han expresado preocupación por los resultados que arrojó el informe de viabilidad fiscal de los municipios de Antioquia en el 2015.


El contralor de Antioquia, Sergio Zuluaga Peña, también se unió a las voces que en la última semana han expresado preocupación por los resultados que arrojó el informe de viabilidad fiscal de los municipios de Antioquia en el 2015 y que develó que 18 de ellos incumplen la Ley 617 en cuanto al límite máximo de gastos, lo cual representa para esa vigencia un crecimiento del 900% comparado con la vigencia del 2014.


Hace dos años los municipios incumplidos con ese indicador fueron dos y el año pasado desmejoró al llegar a 18.


Esa incertidumbre del jefe fiscal seccional coincidió con lo exteriorizado hace ya casi una semana por la página Política de El MUNDO, con base en revelaciones hechas por los diputados Juan Esteban Villegas y Ana Ligia Mora, quienes llamaron la atención sobre esa situación de acuerdo con datos que les suministró Planeación Departamental.


Precisamente la Contraloría y Planeación confirmaron este diagnóstico fiscal de los municipios durante la presentación esta semana de sendos informes ante la plenaria de la Diputación.


Recordemos que los municipios incumplidos a 2015 son Abriaquí, Alejandría, Arboletes, Argelia, Armenia, Barbosa, Betulia, Buriticá, Caicedo, Fredonia, Granada, Liborina, Mutatá, Nechí, San Andrés de Cuerquia, Toledo, Yalí y Zaragoza, los cuales no se ajustaron a las disposiciones de la Ley 617, en cuanto a los límites máximos de gasto en el nivel central, en los concejos, personerías y contralorías.


En su informe, Planeación Departamental completó esa radiografía fiscal al revelar también los concejos, las personerías y las contralorías incumplidas.


Los concejos que se rajaron fiscalmente en el 2015 son los de Betania, Ebéjico, Concepción, Giraldo, Murindó, Olaya y Santo Domingo.


Las personerías emproblemadas por gastar más de la cuenta son las de Montebello, Nariño, Nechí, Pueblorrico y Valdivia.


Y las contralorías incumplidas con la ley son las de Envigado e Itagüí.


Pero además existen 20 municipios en alerta de incumplimiento de la Ley 617. Son: Nechí, Tarazá, Puerto Berrío, Puerto Nare, Gómez Plata, Guadalupe, San José de la Montaña, Heliconia, Olaya, Cocorná, Ciudad Bolívar, Montebello, Urrao, Carepa, Murindó, Necoclí, San Pedro de Urabá, Turbo y Vigía del Fuerte.


Para establecer a cuál de las seis categorías que rigen en Colombia pertenece un municipio y cuáles deben ser sus gastos, el cálculo se hace con base en los ingresos corrientes de libre destinación recaudados en la vigencia anterior.  


De esta manera si un municipio es de categoría sexta, el límite de gastos de funcionamiento es el 80%. Esto quiere decir que por cada 100 pesos de ingresos corrientes de libre destinación o Icld que recibe la entidad, se puede gastar 80 pesos en funcionamiento y debe invertir al menos 20 pesos.


Cabe anotar que el 80% de los municipios del departamento de Antioquia está en categoría sexta, por lo tanto su límite de gastos de funcionamiento es el 80%.


El único municipio de categoría especial en Antioquia es Medellín, mientras que los de primera categoría son: Bello, Envigado, Itagüí y Rionegro.


Los de segunda categoría son Caldas, Copacabana, Girardota, La Estrella y Sabaneta. Y los de tercera son Apartadó y Barbosa.


A los de cuarta categoría pertenecen Guarne, La Ceja y Turbo. A la de quinta El Carmen de Viboral, Caucasia, Marinilla, El Retiro, Santa Rosa de Osos, Segovia, Sonsón y Yondó, mientras que los restantes 102 municipios son de sexta categoría.


Las repercusiones


Acorde con lo dispuesto en el parágrafo 3 del Artículo 2 de la Ley 617 de 2000, se establece que “sin perjuicio de la categoría que corresponda según los criterios señalados en el presente artículo, cuando un distrito o municipio destine a gastos de funcionamiento porcentajes superiores a los límites que establece la presente ley se reclasificará en la categoría inmediatamente inferior”.


La Contraloría General de Antioquia informó que es claro que el 85% de los municipios del departamento es de categoría 6°, última categoría según los rangos establecidos por la Ley 617 de 2000, por lo cual se debe aplicar lo dispuesto en el Artículo 19° de la misma ley, que contempla la necesidad de elaborar un “programa de saneamiento fiscal” que le permita alcanzar los límites de ley.  


Este programa debe estar monitoreado y avalado por Planeación Departamental y si transcurrida una vigencia adicional, el Municipio continúa el incumplimiento, se requiere la intervención de la Asamblea Departamental.


Si pasadas dos vigencias la entidad municipal no cumple con los límites de Ley 617, es competencia de la Asamblea Departamental decretar la fusión con el municipio más cercano.


Las entidades financieras y de cofinanciación tienen restricciones para aquellos municipios que no cumplan el indicador de Ley 617 de 2000, dado que no tienen viabilidad financiera, por lo tanto no pueden acceder a operaciones de crédito público si no cuentan con autorización especial del Ministerio de Hacienda.


Los municipios con incumplimiento en el indicador de Ley 617 de 2000 descienden en cuanto al desempeño fiscal e integral fijado por el DNP, afectados principalmente en que les disminuyen el giro de los recursos del Sistema General de Participaciones por el componente de desempeño integral.


El contralor Zuluaga Peña recalcó que las repercusiones negativas para la comunidad de estos municipios radican en que se les disminuye el giro de los recursos del Sistema General de Participaciones, SGP, y se les imponen límites para acceder a financiación y a convenios.


Al ver disminuidos los recursos del SGP no podrán ejecutar los planes de desarrollo y los programas y proyectos de inversión social que estén en el plan financiero con cargo a estas destinaciones.


Por tal motivo este ente de control fiscal anunció que hará traslado disciplinario a la Procuraduría para que se investigue a los responsables del incumplimiento de Ley 617.



Recomendaciones

Planeación Departamental recomendó a los 18 municipios que incumplieron la Ley 617 el diseño e implementación de programas de saneamiento voluntarios y obligatorios, con el fin de adecuar sus finanzas.


Y a los 20 municipios con riesgo de incumplimiento a 2015, les propuso el diseño de políticas de saneamiento fiscal y financiero de manera autónoma con el acompañamiento de Planeación.