Economía

Lack of agreements closes mines in Segovia
Falta de acuerdos cierra minas en Segovia
Autor: Duván Vásquez
7 de Noviembre de 2015


Por esa razón, desde el pasado miércoles en Segovia, miles de mineros informales están en paro indefinido y con protestas a las que también hoy se unen los de Remedios.


Foto: Cortesía 

En Segovia hay 160 minas que se explotan de manera ilegal. 

Twitter: @duvanandvasquez


Mineros informales y la multinacional GranColombiaGold no han llegado a un acuerdo para hacer el proceso de explotación formal de quince minas que actualmente están en la ilegalidad en esos municipios del Nordeste antioqueño, lo que dejaría  a más de 4.000 trabajadores desempleados y 70.000 familias sin sustento como lo sostiene la Mesa Minera de Segovia y Remedios.


Sin embargo, la GranColombiaGold comunicó oficialmente que no es cierto que se pretenda dejar a esas personas sin empleo, pero sí corrobora que ellos extraen “de forma irregular el título RPP (Reconocimiento de Propiedad Privada) 140”, que es la mina El Cogote que explota la Asociación Mutual de Mineros “El Cogote”.


De acuerdo con la multinacional canadiense, que compró todos los bienes de la ya liquidada Frontino Gold Mines (FGM), “la intención es que a través de la formalización de la minería en el municipio de Segovia se logre vincular a los pequeños mineros a trabajar bajo la normatividad vigente, generando mayores oportunidades y seguridad para sus empleados”. A este proceso ya se han vinculado 36 asociaciones de 196 que se censaron en 2012 como de explotación informal e ilegal.


Pero como no se ha llegado a un acuerdo con la sociedad de El Cogote, que según GranColombiaGold se ha invitado reiteradamente junto a otras empresas mineras que operan de forma irregular, la compañía se acogió el 3 de julio pasado al amparo administrativo que concedió la Agencia Nacional de Minería, con el que se cierra sólo esa mina El Cogote. Sin embargo, como no había cumplimiento por parte de la Alcaldía de Segovia, la Procuraduría instó el pasado martes al alcalde Jhon Alexis Castrillón a que acatara la decisión porque “constituye falta gravísima omitir o retardar injustificadamente el ejercicio de las funciones propias de su cargo”. Lo que conllevó al cumplimiento.


En contraste a ello, Eliober Castañeda, representante de la Mesa Minera de Segovia y Remedios, asegura que no sólo es ese socavón, que emplea a 500 mineros, sino también son otras catorce minas que ya están para ejecutar su cierre, de un total de 30 que siguen en una lista de amparos administrativos, como es el caso además de San Nicolás o Apique Rubí.


Sin embargo, sí aclara que el cierre de El Cogote es la primera con amparo administrativo que interpuso la GranColombiaGold que, a diferencia de lo que dice, no ha querido sentarse a negociar con la Mesa Minera desde hace más de un año, “y en la Gobernación están las actas”, asegura Castañeda, quien indica que hasta ahora lo que se ha hecho por parte de la multinacional es ofrecer unos contratos de operación que no son rentables para los mineros (ver recuadro).


La Mesa Minera y la Secretaría de Gobierno de Antioquia sostuvieron ayer una reunión en Remedios, en la que se constató que la protesta es totalmente pacífica. Sin embargo, no hubo soluciones y por eso hay un nuevo encuentro entre la Procuraduría, el Ministerio de Minas y los mineros el próximo lunes en Bogotá. 



Contrato de operación

Según Eliober Castañeda, las sociedades de las 30 minas han estado en desacuerdo en vincularse en los procesos de formalización que propone la GranColombiaGold, porque exigen “un contrato totalmente dañino para la pequeña minería”.


En palabras de Castañeda, uno de los puntos de desacuerdo con la firma de los contratos que se proponen para seguir operando es que 100% de la producción se la lleva GranColombiaGold y ella paga un equivalente al 20% de lo producido. Con lo que el pequeño minero debe distribuir en salarios, seguridad social, impuestos, etc., lo que no ve rentable.


Además, asegura, cuando se acabe el contrato de operación, que dura en promedio año y medio o dos años, la sociedad minera que explota el título debe devolverle a GranColombiaGold no sólo la mina y sus activos sino también toda la maquinaria usada que fue adquirida para trabajar allí.