Mundo deportivo

Nairo confirms his good leve
Nairo confirma su buen nivel
21 de Junio de 2015


La Ruta del Sur terminará hoy con la disputa de la cuarta y última etapa, un trazado de 166 kilómetros con apenas dos cotas de tercera categoría entre las localidades de Revel y Gaillac.


Foto: Cortesía 

Nairo Quintana, campeón del Giro de Italia en 2014, tiene su mirada puesta en el título del Tour de Francia.

Cortesía Movistar Team

Redacción/Agencias


El ciclista colombiano Nairo Quintana tuvo una gran actuación ayer y se convirtió en el mejor de los diez escarabajos que compiten en la Ruta del Sur. Quintana terminó segundo en la tercera etapa de la carrera y quedó ubicado en la misma posición en la clasificación general, superado sólo por el español Alberto Contador, ganador del tramo disputado ayer entre Izaourt y Bagnères-de-Luchon y nuevo líder de la competencia.


Quintana logró subirse al podio en la etapa reina de la carrera, tras resistir todos los ataques del madrileño en la ascensión a Balès y evitar caídas ante su “arriesgado” descenso camino de Bagnères-de-Luchon.


Mes y medio después de su último esfuerzo competitivo en alta montaña y tras un largo período de preparación en Colombia, el corredor boyacense regresó ofreciendo un nivel más que solvente en la jornada reina de la Ruta del Sur. Los 160 kilómetros de ayer ofrecieron los ascensos de 1ª categoría a Haut-Balestas, Val Louron y Balès camino de la llegada en Bagnères-de-Luchon, donde el colombiano terminó en el segundo puesto a 17 segundos de Contador.


El corredor del Tinkoff-Saxo, quien coronó el puerto de Balès, última dificultad montañosa de la jornada, en compañía del colombiano y del joven escalador francés Pierre-Roger Latour (Ag2r), no desaprovechó los veinte kilómetros de descenso hasta la línea de meta para escaparse de sus rivales.


“Durante la ascensión al puerto de Balès le pregunté a Quintana si quería colaborar conmigo para dejar atrás a Latour, pero me dijo que no, porque consideraba que yo estaba muy fuerte”, expresó Contador tras la etapa.


“Cuando llegamos a la cima del puerto estaba unos metros por delante de Quintana y me di cuenta de que era una cuestión de apretar los dientes y aguantar hasta la meta”, añadió el ciclista español.


Riesgos en el descenso que decidió no asumir el colombiano Nairo Quintana, quien no quiere ningún tipo de percance a escasas dos semanas del inicio del Tour de Francia.


“En la bajada el piso estaba descarnado y no merecía la pena jugársela. Contador arriesgó mucho bajando. Pero estoy contento. El cuerpo respondió muy bien, me he sentido bien de fuerzas. Ha sido un gran test”, manifestó Nairo.


Sobre la pregunta que le hizo el actual campeón del Giro de Italia, Nairo declaró que “Tinkoff llevó la etapa muy rápida. Fue un día propio del Tour de Francia, a una velocidad muy elevada. Contador atacó fuerte a mitad de ascensión y yo le pude responder con solvencia. En un momento determinado me dijo que si yo le daba relevos, me dejaría ganar la etapa. Yo le contesté que no le iba ni a relevar ni tampoco a atacar”.