Columnistas

“Tan es así”: forma incorrecta
Autor: Juan David Villa
10 de Abril de 2015


De esas que casi nunca usamos

Solecismo: es un error que se comete cuando se escribe o se habla, específicamente, es un error de sintaxis, es decir, que la frase no queda correctamente construida, según las normas (las normas más aceptadas, de buena o mala gana, son las de la RAE, Real Academia Española, y de las academias de la lengua española de los países de América Latina, más Estados Unidos y Filipinas).


Por ejemplo, son muy comunes los solecismos cuando toca decidir entre “con base a” y “con base en”. La forma correcta en este caso es “con base en” y el solecismo es “con base a” (esto es, la forma que se considera incorrecta). Aquí van otras:


Grosso modo. Significa “aproximadamente, más o menos”. Por ejemplo: “Explícame, grosso modo, cómo pasó todo”. La forma incorrecta, el solecismo, es “a grosso modo” (esa “a” nunca va).


En comparación con. Esta es la forma correcta de esta construcción. La incorrecta es “en comparación a” o “en comparación de”. “Juan es muy alto en comparación de Pedro” (incorrecto). “Juan es muy alto en comparación con Pedro” (correcto).


En relación con. La forma incorrecta es “en relación a”. También se puede decir “con relación a”. 


Tanto es así que. Aunque la expresión “tan es así que” es muy común (y el uso legitima y vence), todavía la RAE sugiere la forma “tanto es así que”: “Fue un mal partido, tanto es así que el público chiflaba”. Otra forma correcta es “tan así es”.


Para siempre / por siempre. Ambas formas son correctas: “Sea para siempre / por siempre bendito y alabado”. 


En estas circunstancias. Es mejor decir “en estas circunstancias” que “bajo estas circunstancias”, si uno lo piensa un rato, no parece muy lógico decir “bajo estas circunstancias es mejor quedarse callado”, más lógico decir “en estas circunstancias es mejor quedarse callado”.


¿Yo sepo o yo sé?


Como es una construcción rara, porque uno no se lambe la piel para identificar el sabor que tiene, crea confusión. “Me metí al mar, ¿sepo a sal?” no es una forma correcta. Se debe decir “me metí al mar, ¿sé a sal?”, finalmente, es el mismo verbo saber de “yo sé nadar o yo sé sobre matemáticas”.