Economía

Mobile telephony pushes UNE-Tigo merger
Telefonía móvil impulsa fusión UNE-Tigo
Autor: Lina María Mejía Zea
26 de Marzo de 2015


El 2014 estuvo marcado por el cambio para la compañía UNE, del Grupo EPM, que se fusionó con la empresa de telefonía móvil Tigo que hace parte de la multinacional sueca Millicom.


Durante el 2014, los servicios de telefonía móvil tuvieron un crecimiento aproximado del 29% para UNE-Tigo, lo que influenció finalmente para que la compañía y todas sus filiales obtuvieran una utilidad neta $77.752 millones. 


Así mismo, las operaciones conjuntas de todas las empresas de UNE-Tigo generaron ingresos de $4,8 billones en 2014, lo que le permitió un crecimiento del 18% con respecto al año inmediatamente anterior. 


Estos resultados son positivos para UNE-Tigo y sus subsidiarias, indicó Esteban Iriarte, presidente de la compañía fusionada. “Es excepcional comparado con los años anteriores porque, para ser un primer año de la fusión, estamos muy satisfechos de cómo hemos avanzado”, apuntó.


Según Iriarte, en el 2014 la compañía alcanzó el liderato en el servicio de internet fijo en algunas regiones del país, y es la segunda empresa de telecomunicaciones de Colombia, situación que antes de la fusión no había sido posible individualmente para Tigo o UNE. 


UNE generó pérdidas 


Sin embargo,  UNE, individualmente, presentó pérdidas netas de $28.000 millones, justificadas en la aceleración de la disminución de activos en las instalaciones de los clientes y en la aplicación del método de participación con Colombia Móvil que se vio afectado por la devaluación del peso. Esto último generó pérdidas por diferencias en el cambio, pues la empresa conserva una deuda en dólares, según explicó la compañía por medio de un comunicado.  


A pesar de esto, UNE es una de las filiales más importantes del Grupo EPM que buscó su crecimiento por medio de la fusión que se consolidó el año pasado. 


Es lo que indicó Juan Esteban Calle Restrepo, gerente general del grupo, quien agregó que con esta fusión se sumaron experiencias y capacidades de conocimientos para construir, innovar y servir mejor.


Para este año


Esteban Iriarte indicó que la compañía no puede hacer proyecciones económicas hacia al futuro por ser una empresa que cotiza en la bolsa internacional. Sin embargo, el presidente de UNE–Tigo espera seguir creciendo a un ritmo superior al actual, pues en 2014 la organización estuvo por encima del plan de negocios que se le había presentado a los accionistas y al Concejo de Medellín. 


Aunque Iriarte no precisó de cuánto serán las inversiones que se generarán por parte de la compañía, sí indicó que estarán enfocadas en los clientes por medio de una mejoría en las redes, en el ofrecimiento de buenos productos más asequibles y en la innovación de las distintas líneas de negocios. 



Fusión UNE–Tigo

La fusión entre UNE y Tigo se dio el año pasado después de un proceso que comenzó en el 2012 y que tuvo que pasar por una discusión en el Concejo de Medellín que finalmente la aprobó. 


No obstante, Esteban Iriarte indicó que en la fusión aún quedan muchas cosas por hacer, pues recién van ocho meses desde que comenzó a operar UNE–Tigo como una compañía. “Estamos muy contentos de los pasos que hemos dado, pero de cara hacia al cliente todavía nos falta llegar con propuestas genuinas y estamos trabajando muy rápidamente para hacer esto. Queda por construir un edificio en la ciudad, queda por hacer un montón de cosas, pero estamos contentos de que el futuro para nosotros y nuestros clientes va a ser muy bueno”, indicó el presidente de UNE-Tigo.


Así mismo, el directivo aclaró que la reestructuración, que se podía dar dentro de la empresa por la fusión, ha sido positiva según le han dicho algunos grupos de trabajo y sindicatos que representan a los trabajadores. “La ambición que nosotros tenemos es crecer nuestra compañía lo suficiente como para tener la posibilidad de traer a trabajar más gente con nosotros”, indicó Iriarte.