Nacional

Case of Spaniard killed in Colombia is reopened
Reabren caso de español asesinado en Colombia
2 de Marzo de 2014


Ante la falta de evidencia de que la justicia colombiana esté investigando el hecho, la Audiencia Nacional española se declaró competente para actuar.

EFE


La Audiencia Nacional española se declaró competente para investigar la muerte el pasado agosto de Sergio Muñiz Brioso durante su secuestro en Colombia, ante los indicios de que las Farc pudieran estar detrás del crimen y ante la falta de constancia de que se esté investigando en ese país.


La sección cuarta de lo Penal adoptó esta decisión en un auto en el que estima el recurso de los padres de Muñiz Brioso, de 28 años, y revoca el archivo de las diligencias abiertas a raíz del secuestro, acordado en julio pasado por el juez de la Audiencia Nacional, Eloy Velasco, que deberá reabrir el caso.


Velasco, apoyándose en un informe de la Fiscalía, argumentó la falta de competencia de la Audiencia Nacional sobre la base de que la víctima era española y el delito se cometió fuera de España, por lo que no era de aplicación el Artículo 23 de la Ley Orgánica del Poder Judicial (lo que se conoce como Justicia Universal), porque para que así fuera los autores del secuestro debían ser españoles.


Sin embargo, la Sala observa que en las diligencias archivadas, provenientes de un Juzgado de la ciudad asturiana de Oviedo que se inhibió el 21 de junio, los supuestos autores “aparecen identificados con el nombre ‘Los Rastrojos’”, uno de los cuatro grupos narcoparamilitares más poderosos de Colombia, según un informe policial que obra en la causa.


Se trataría por tanto, de “un grupo guerrillero paramilitar similar o derivado de las Farc”, respecto de los que la Audiencia Nacional podría tener competencia al poder calificarse el hecho como una “extorsión relacionada con el terrorismo o con el tráfico de drogas”, lo que estaría contemplado en la legislación española.


“Lo anterior, unido a la ausencia de datos acerca de la apertura de una investigación en Colombia sobre la detención ilegal y asesinato del joven Sergio Muñiz Brioso, obliga a llevar a cabo una investigación sobre los hechos al existir elementos fundados acerca de la competencia de la jurisdicción española”, concluye la Sala.



Críticas a la justicia

El abogado de la familia Muñiz Brioso, Manuel J. Pérez Lorenzo, criticó en su recurso que desde que se produjo el archivo de las actuaciones, ningún órgano judicial investigara el secuestro del joven, que apareció muerto el 22 de agosto.


Según la familia, debían haberse hecho “las mínimas gestiones de investigación” porque “si ni siquiera se admite, cautelarmente, la competencia” nunca podrían descubrirse las circunstancias que rodearon a ese secuestro. “La triste realidad es que se dejó desamparado a un ciudadano español”, lamentan en su recurso.


Ahora quieren que se reabra el caso no solo porque lo que “comenzó como un secuestro, con ánimo de obtener un rescate económico, ha terminado en un vil asesinato a sangre fría”, sino porque tienen indicios de la supuesta implicación de dos personas, una de ellas colombiana, con las que el joven tenía trato en España.


El cadáver del joven apareció con los ojos vendados y señales de disparos en la salida hacia una zona rural del municipio de Corinto, en el departamento de Cauca.


La Policía colombiana manejó varias hipótesis sobre su desaparición, entre ellas que se tratara de un asunto relacionado con drogas.