Gente

Present and future
Presente y futuro
Autor: Carmen Vásquez
14 de Febrero de 2014


El ser aficionado a los toros va más allá de solo asistir a una corrida. El verdadero aficionado disfruta, estudia, investiga, saborea, escucha, viaja y en eterno silencio vive aquello, todo lo que está en torno a la vida de toro y torero.

El ser aficionado a los toros va más allá de solo asistir a una corrida. El verdadero aficionado disfruta, estudia, investiga, saborea, escucha, viaja y en eterno silencio vive aquello, todo lo que está en torno a la vida de toro y torero. No le quita el ojo al toro y distingue entre los diferentes estilos, cada uno de los pases que entre capote y muleta bordan una faena. El verdadero aficionado “apenas” habla cuando está viendo una corrida. Se entera de quienes conforman el cartel, se documenta sobre las ganaderías escogidas, vive al día con los diferentes programas taurinos que se emiten en la TV española, ahorra para ir algún día a las plazas de prestigio en España.


El verdadero aficionado no va a exhibirse, no forma broncas, no va a tomar de todas las botas que le pasen, no se cuela de pato en los condumios, no es el que corre a abrazar a los toreros y a tomarse fotos con ellos, no es el que dicta cátedra en los remates después de la corrida, no es el que durante la temporada habla con la “Z”, no lleva matraca, ni pitos, ni cornetas para hacer rechifla, no es el que grita improperios desde el tendido contra los toreros, ni contra la presidencia, ni el que sale con poncho en mano a torear a la salida después de la corrida.


No somos España, pero tampoco la herencia de tropicalísimo se puede desbordar, cuando estamos hablando de ir a ver arte. Claro que no en todos los museos se cuelgan magníficas obras.


Tenemos un reto. Sostenernos en el gusto por la fiesta brava, aportar a ella, hablar de ella, dejar herencia con gran altura y cultura.


Tiene un reto la empresa, igual los ganaderos. Cada temporada los carteles deben tener una atractiva e importante elaboración con las figuras que los conforman. Igual la selección y compra de los toros. Los ganaderos... se deben hacer una pregunta, ¿Qué cruces, qué alimentación, qué cuidados se le están dando al toro en los potreros?


Hoy viernes es festejo dedicado a la Santísima Virgen de la Macarena, por ella se enciende una luz en toda la plaza. A Ella, pidámosle en ruego que nuestras futuras temporadas sean todas de trofeos y vuelta al ruedo. Olé.