Economía

Truths about workers’ compensation
Realidades sobre la indemnización laboral
Autor: Katherine Giraldo Zuluaga
19 de Enero de 2014


Al ser despedidos de una compañía muchas personas tienen dudas respecto a si deben ser indemnizadas o no, porque desconocen lo que está consignado en el Código Sustantivo del Trabajo.


Foto: Cortesía 

Antes de efectuar una reclamación por despido, es recomendable asesorarse con expertos en Derecho Laboral. 

Son muchos los mitos que se tejen sobre la indemnización que las empresas deben darle a sus empleados en caso de despedirlos. EL MUNDO indagó con diferentes entes acerca de las condiciones en las que aplica y qué debe hacerse en caso de que alguna compañía no quiera pagarla. 


El Ministerio de Trabajo establece que la indemnización depende del tipo de contrato que haya tenido la persona. Por ejemplo, si el contrato es a término fijo el empleador debe pagar el resto de tiempo que le faltaba al trabajador para que se venciera el contrato. En caso de que este contrato no vaya a ser renovado la empresa debe notificar con un término no inferior a 30 días de anticipación la cancelación del mismo. Si no se hace el anuncio, el contrato se prorroga por el mismo periodo que está firmado.


En el caso de los contratos a término indefinido, la compensación debe pagarse según las siguientes condiciones que están consignadas en el Artículo 64 del Código Sustantivo del Trabajo:  


Para trabajadores que devenguen un salario inferior a diez salarios mínimos mensuales legales:


1. 30 días de salario cuando el trabajador tuviere un tiempo de servicio no mayor de un año.


2. Si el trabajador tuviere más de un año de servicio continuo se le pagarán 20 días adicionales de salario sobre los 30 básicos del numeral uno, por cada uno de los años de servicio subsiguientes al primero y proporcionalmente por fracción.


Para trabajadores que devenguen un salario igual o superior a diez salarios mínimos legales mensuales:


1. 20 días de salario cuando el trabajador tuviere un tiempo de servicio no mayor de un año.


2. Si el trabajador tuviere más de un año de servicio continuo, se le pagarán quince días adicionales de salario sobre los 20 días básicos del numeral 1 anterior, por cada uno de los años de servicio subsiguientes al primero y proporcionalmente por fracción.


El trabajador no paga


Por su parte, Héctor Vásquez, especialista laboral de la Escuela Nacional Sindical (ENS), aseguró que no es cierto que las personas deban pagar indemnizaciones por renunciar en algún tipo de contrato. 


“Ningún trabajador está obligado a pagar preavisos, las que lo deben hacer son las empresas, la persona puede romper de manera unilateral el contrato laboral en cualquier momento” indicó Vásquez.


El especialista también afirmó que para los contratos de obra labor aplica la indemnización porque al iniciar se definen unas pautas o productos para ser entregado por el trabajador, si este ha cumplido con esas pautas y el empleador de manera unilateral decide terminar el contrato puede solicitar la respectiva compensación.


De otro lado, Francisco Javier Serna, director del Centro de Atención Laboral (CAL), dijo que los sectores en los que más finalizan contratos son en servicio doméstico,  construcción, vigilancia e industria y que este fenómeno de despidos se presenta a finales de año.


“En 2013 atendimos 2.821 personas, brindamos 4.207 asesorías y realizamos 3.336 acciones jurídicas”, indicó el director. 


Serna explicó qué pasa con las personas que son despedidas por algún hecho grave que hayan cometido. “Cuando despiden a alguien con justa causa  de acuerdo con el Código del Trabajador, este tiene derecho a que le certifiquen la labor realizada, sin necesidad de que digan que fue por una mala causa. Sin embargo, cuando llamen a hacer la verificación telefónica con el empleador puede decir cuál fue el causal del despido”.


El director del CAL informó que está prohibido hacer listas negras donde se indiquen  malas referencias de las personas, pero que a pesar de esta norma esto sigue sucediendo. Lo ideal es que si la persona se entera de que están dando un reporte negativo lo denuncie ante el Ministerio de Trabajo.


“En caso de que se haya presentado hurto solo hasta que el trabajador sea condenado por la justicia penal se puede hablar del delito como tal, porque sino se estaría incurriendo en calumnia y el empleador solo puede decir que hay un supuesto hecho o que hay una investigación”, aseguró Francisco Javier Serna.


Otras indemnizaciones 


De acuerdo con el Ministerio de Trabajo, existen otras indemnizaciones como la de brazos caídos o moratoria, que es cuando le quedan debiendo prestaciones al trabajador, y esta indemnización es igual a un día de salario por cada día de mora en el pago de lo que le quedaron debiendo a la persona.


La indemnización plena de los perjuicios se puede encausar por temas de derecho laboral diferentes, como la terminación del contrato cuando existe el fuero sindical.


El Ministerio de Trabajo establece que en caso de que la persona no sea indemnizada puede interponer una acción judicial llamada proceso ordinario laboral, donde el juez analiza el caso y resuelve si el empleador debe pagar o no la indemnización.



Causas para finalizar un contrato de trabajo

Según el Artículo 62 del Código Sustantivo del Trabajo, estas son algunas de las causales para terminar  el contrato de un trabajador: 


-El haber sufrido engaño por parte del trabajador, mediante la presentación de certificados falsos para su admisión o tendientes a obtener un provecho indebido. 


-Todo acto de violencia, injuria, malos tratamientos o grave indisciplina en que incurra el trabajador en sus labores, contra el empleador, los miembros de su familia, el personal directivo o los compañeros de trabajo. Para aplicar esta causal es requisito indispensable que se oiga previamente al trabajador en ejercicio del derecho de defensa.


-Todo daño material causado intencionalmente a edificios, obras, maquinarias y materias primas, instrumentos y demás objetos relacionados con el trabajo, y toda grave negligencia que ponga en peligro la seguridad de las personas o de las cosas.


-Todo acto inmoral o delictuoso que el trabajador cometa en el taller, establecimiento o lugar de trabajo o en el desempeño de sus labores.


-El que el trabajador revele los secretos técnicos o comerciales o dé a conocer asuntos de carácter reservado, con perjuicio de la empresa.


-La renuencia sistemática del trabajador a aceptar las medidas preventivas, profilácticas o curativas, prescritas por el médico del empleador o por las autoridades para evitar enfermedades o accidentes.