Nacional

Agricultural sector is back on the streets
El agro vuelve a las calles
3 de Diciembre de 2013


La organización Dignidad Agropecuaria Colombiana organizó una marcha para hoy en Bogotá, que partirá a las 10:00 de la mañana desde el Parque Nacional y concluirá en la céntrica Plaza de Bolívar.


Foto: Giuseppe Restrepo 

En febrero, junio, agosto y septiembre se presentaron movilizaciones de distintos sectores en 2013.

Bogotá


El sector agrario colombiano convocó para hoy a una nueva protesta pacífica para reclamar que el Gobierno cumpla los acuerdos suscritos el pasado mes de septiembre, con los que se puso fin a las huelgas y bloqueos campesinos que paralizaron el país durante veinte días.


El movimiento Dignidad  Agropecuaria Colombiana llamó a la movilización porque a su juicio el Gobierno de Juan Manuel Santos no ha cumplido 72 de los 88 acuerdos que firmó con los campesinos en cada una de las regiones que se movilizó entre agosto y septiembre, y además pedirán la renuncia del ministro de Agricultura y Desarrollo Rural, Rubén Darío Lizarralde.


“Es claro que el Gobierno Nacional los ha hecho solo para levantar los paros, pero no para darle una solución a los problemas del agro. Es una burla y exigimos que nos cumplan”, afirmaron portavoces de Dignidad Agropecuaria Colombiana en un comunicado citado por la  agencia Efe.


Una fuente de la organización explicó a Efe que algunos de ellos eran acuerdos para cumplir a corto plazo e incluso de inmediato, y que los sectores más afectados han sido los paneleros y los corteros de caña de azúcar del Valle del Cauca.


Al menos 20.000 agricultores y medianos empresarios de quince regiones del país viajaron a Bogotá para participar en la marcha.


“Habrá representantes de los cacaoteros, de los arroceros, de los paneleros, corteros,  lecheros y paperos de Boyacá y Nariño”, agregó.



Más pedidos

Aparte, el sector agrario pedirá la reducción del precio de los fertilizantes y combustibles, el fin de las firmas de Tratados de Libre Comercio (TLC) y la renegociación de los existentes y el cierre de las importaciones de papa, cebolla y azúcar, entre otros asuntos.


Este 2013 ha sido un año plagado de protestas sociales que arrancaron con las de caficultores y camioneros en febrero, continuaron los cocaleros del Catatumbo durante 50 días en junio y llegaron a su máximo exponente entre agosto y septiembre con el llamado “paro agrario nacional”.