Política

Bello still not out of trouble
Bello no sale de líos
Autor: José Ignacio Mejía / Nacho
15 de Octubre de 2013


Un cerrado fallo 6 a 4 en el Tribunal Administrativo de Antioquia pondría en duda la permanencia en su cargo del alcalde de la segunda ciudad de este departamento.



Nuevos problemas como alcalde de Bello afronta el administrador público conservador Carlos Muñoz.

Política y administrativamente el Municipio de Bello no sale de problemas. Pareciera que le cayó la roya precisamente este año cuando celebra su centenaria vida municipal. 


A los líos y novedades electorales como el triunfo del voto en blanco, a los fallos contra jefes políticos de esta ciudad y ante la inminencia de una revocatoria del mandato, ahora se suma una decisión del Tribunal Administrativo de Antioquia que pone en nuevos aprietos a su actual alcalde, el conservador Carlos Alirio Muñoz López, y de paso originará allí un nuevo revuelo político-administrativo.


Como se recordará, electoralmente Bello estrenó en el país el triunfo del voto en blanco en los comicios para alcalde del 30 de octubre de 2011, lo que obligó a repetirlos el 18 de diciembre del mismo año y fueron ganados por Muñoz López, lo que provocará en el fondo el nuevo inconveniente legal que se acaba de registrar por el fallo del citado tribunal.


Luego este año la Corte Suprema de Justicia condenó al influyente jefe político bellanita Óscar Suárez Mira, por asuntos relacionados con el escándalo de la parapolítica, y para rematar la Registraduría dio vía libre a la realización o votación de la revocatoria del mandato contra el alcalde Muñoz López, quien presentó recurso de reposición contra la medida ante la Registraduría Especial de Bello, que está para decidirse.


Y el pasado viernes trascendió y se confirmó el fallo en contra del alcalde Carlos Muñoz, quien había sido demandado por pérdida de investidura en su calidad de concejal local, pues antes de asumir la candidatura para las elecciones de alcalde que se repitieron en diciembre de 2011, había sido elegido en octubre del mismo año como cabildante, pero no asumió la curul.


El fallo


En primera instancia el Tribunal Administrativo de Antioquia acaba de decidir en contra de Muñoz López una inelegibilidad simultánea con la que se configura la causal de pérdida de investidura.


La simultaneidad se origina porque por un lado salió electo al Concejo y no se posesionó como tal y por otro lado aspiró a la Alcaldía y salió electo, lo que para dicho tribunal quedó elegido para dos cargos, lo que origina pérdida de investidura.


Vale recordar que constitucionalmente en Colombia está prohibido ser elegido a dos cargos públicos, tanto uninominales (Alcaldía) como plurinominales (Concejo) cuando coinciden los periodos de ambos cargos.


Y peor aún es que un corporado se haga elegir para una corporación y no se posesione, lo que se considera un engaño a los electores que otorgaron el mandato popular.


La pérdida de investidura en la democracia colombiana es gravísima, pues significa que la persona pierde los derechos políticos y no podrá volverse a hacer elegir en cualquier posición por voto popular. Ahí radica la gravedad de la decisión de ese tribunal para el caso del alcalde Muñoz López.


Este alcalde puede hacer uso del recurso de apelación en segunda instancia ante el Consejo de Estado.


En el eventual o hipotético caso que se confirme la decisión de primera instancia, o sea, la de pérdida de investidura de Carlos Muñoz, esto lo afectaría para continuar como alcalde de Bello y habría que convocar a nuevas elecciones, si este hecho ocurre antes de faltar 18 meses para concluir el actual periodo de los alcaldes en Colombia, o sea, a primero de junio de 2014.


Por todo esto, Bello no sale de líos.



Cuatro salvamentos de votos

El fallo del Tribunal Administrativo de Antioquia sobre pérdida de investidura del actual alcalde de Bello, pero como concejal local, tuvo ponencia favorable del magistrado Jorge Iván Duque Gutiérrez.


Sin embargo, ya en sala plena se registraron cuatro salvamentos de votos por parte de los magistrados Yolanda Obando Montes, Gonzalo Javier Zambrano Velandia, Jairo Jiménez Aristizábal y Mercedes Judith Zuluaga Londoño.


Estos salvamentos podrían ayudarle al alcalde de Bello en el Consejo de Estado, en caso que apele ante esa corporación.


La ponencia de Duque Gutiérrez fue avalada por los togados Álvaro Cruz Riaño, José Ignacio Madrigal Alzate, Beatriz Elena Jaramillo Muñoz, Juan Guillermo Arbeláez Arbeláez y Rafael Darío Restrepo Quijano, para seis votos, que constituyeron la mayoría.