Economía

Farmers propose crop substitution
Campesinos proponen sustitución de cultivos
Autor: Duván Vásquez
27 de Septiembre de 2013


Todos los jueves hasta el 12 de diciembre se harán mesas de trabajo en las diferentes regiones del país, entre los representantes campesinos y el Estado, en cumplimiento de los acuerdos pactados.


Foto: Cortesía 

Desde el 2009, el territorio con cultivos ilícitos en Antioquia ha disminuido en cerca del 50 %, según el Observatorio Satelital de Naciones Unidas.

Los representantes de la Mesa de Interlocución y Acuerdo (MIA) plantearon al Gobierno Nacional la sustitución de cultivos ilícitos por productos agrícolas, como una de las seis propuestas que fueron presentadas en la primera mesa regional agraria que se realizó ayer en Antioquia.


Así lo explicó Andrés Gil, vocero de la MIA, quien indicó que “estamos en la búsqueda y en evaluación de las políticas que este agro necesita para que los catorce millones de campesinos y las comunidades agrarias en general se sientan incluidas en un Estado que vea a la economía campesina como la posibilidad de la superación de la pobreza y de la marginalidad”.


José Noé Ríos, viceministro de Relaciones Laborales, manifestó que “estuvimos dándole inicio al desarrollo del acuerdo firmado el pasado 19 de septiembre con la MIA, con el propósito de lograr entendimientos con  respecto a los seis puntos que ellos plantearon en el tema agrario y el Gobierno lo hace con el propósito de cumplir lo pactado, pero con la finalidad de llegar a entendimientos que permitan acuerdos que a su vez se desarrollen de manera adecuada en todo el sector agrario colombiano”.


Los puntos propuestos por la MIA están orientados al reconocimiento de la territorialidad campesina, inversión agropecuaria y fortalecimiento de la economía campesina, que según los representantes del movimiento, aporta el 70 % de la canasta familiar de los colombianos.


Según Yule Anzueta, delegado de la MIA y campesino que ha sembrado ilícitos, declaró que hay unas razones económicas y sociales que llevaron a que el campesinado cayera en la trampa de los cultivos de coca. Por esa razón, la iniciativa de sustitución de cultivos ilícitos por productos agrícolas, que está dentro de las propuestas de su movimiento, le causa agrado. Sin embargo, explicó que para su implementación “el Gobierno debe garantizar los sistemas productivos, donde nosotros podamos entrar a trabajar con otros productos, pero que estos tengan garantías para los procesos de producción, transformación y comercialización, porque sino otra vez la gente volverá a sembrar coca que en este momento sí garantiza el comercio”.


El secretario de Agricultura de Antioquia, Diego Miguel Sierra, aseguró que “el departamento ha tenido una postura de la erradicación manual y sobre todo en la sustitución de cultivos ilícitos por agrícolas”. Eso se ha visto reflejado en la territorialidad, debido a que desde 2009 a la fecha, se ha pasado de más de 6.000 hectáreas a 3.000 hectáreas  en la siembra ilegal, según el Observatorio Satelital de Naciones Unidas.



En retorno

Los acuerdos que se concertaron con los representantes de los campesinos que se ubicaron en el municipio de Barbosa como presión al Gobierno Nacional, ha permitido que cerca de 500 personas hayan salido del punto de concentración humanitario en la unidad deportiva de ese municipio.


Santiago Londoño, secretario de Gobierno de Antioquia, manifestó que el retorno de esos ciudadanos ha sido lento, debido a que “el tema logístico ha sido un poco complejo, porque es un número importante de personas y son diferentes destinos, pero la comisión de regreso que se nombró ya ha estado trabajando en eso”. 


Por esa razón hoy habría un retorno total a sus regiones de origen de las más de 3.000 personas que por más de 35 días han estado ubicados en ese sector del norte del Valle de Aburrá.