Mundo deportivo

World acceleration
Aceleración mundial
Autor: Jheyner Durango Hurtado
28 de Abril de 2013


Además de los pilotos de automovilismo, también sobresalen en el exterior motociclistas como Yonny y Santiago Hernández, Tomás Puerta, Martín Cárdenas, entre otros.

 


Colombia ganó prestigio en el mundo del automovilismo gracias a hombres como Mauricio de Narváez, Roberto José Guerrero y Juan Pablo Montoya, quienes sembraron “semillas” para que muchos otros pilotos del país se enamoraran de este deporte y encaminaran su destino en la actividad de los motores.


En los últimos años, la expectativa nacional estaba puesta cada ocho días en Roberto José y Juan Pablo, quienes impresionaban en cada pista y categoría en la que participaban. 


Después de ellos, la expectativa en otros embajadores fue mayor, ya que la avanzada hacia el exterior comenzó a ser más grande, con deportistas de baja edad que prefirieron dejarlo todo con tal de seguir escribiendo páginas de gloria para el país.


Todos ellos, no solo hombres sino también mujeres, pese a adversidades como el apoyo económico, la gran piedra en el zapato en esta costosa disciplina deportiva, han acelerado a fondo para salir adelante.


Otros han tenido que frenar sus sueños porque no encuentran el rumbo para salir de la encrucijada, pero los que corrieron el riesgo, tocando puertas, sacrificando los estudios, viviendo lejos de sus familias, han sobrepasado obstáculos llegando lejos gracias a su perseverancia como talento.


Hoy en día, no se cuenta solo con Montoya en el mundo del automovilismo sino con muchos más embajadores que semana a semana engrandecen con sus actuaciones el nombre de Colombia.


 


 


 


“Antioquia se merece un autódromo”


Esta frase la dijo Mauricio de Narváez, conocido como el pionero del automovilismo en Colombia, luego de ser el primero que corrió por diferentes países del mundo en los que dejó huella, como en Estados Unidos, donde ganó, en 1984 las 12 Horas de Sebring.


Hoy en día, Mauricio, quien empezó en el mundo del automovilismo en 1974, no solo es presidente del Automóvil Club de Colombia (ACC) sino también asesor del vicepresidente de FIA para las Américas y nuevo representante de la Federación Internacional del Automóvil -FIA- en el país.


Actualmente De Narváez apoya el proyecto de dirigentes y empresarios antioqueños para construir un autódromo en la región y espera que desde la presidencia de ACC pueda recibir la ayuda necesaria para lograrlo. “Sin lugar a duda Antioquia se merece un autódromo. Ahora, con este nombramiento continuaré con el objetivo de trabajar por el desarrollo del automovilismo colombiano. Buscaré abrir nuevas puertas para recibir la ayuda internacional”, sostuvo De Narváez.


 


¿Quién fue Roberto José Guerrero?


Este piloto antioqueño fue el primer colombiano en debutar en la Fórmula Uno, hazaña que logró el 23 de enero de 1982.


Participó en 29 Grandes Premios.


Además fue gran figura en la Champ Car o Cart World Series, teniendo una gran presentación en las 500 millas de Indianápolis, donde fue segundo y ganador del título de Novato del año en 1984.


 


¿Quién fue Ricardo Londoño?


Nació en Medellín el 8 de agosto de 1949 y fue asesinado el 18 de julio de 2009 en Córdoba.


Ricardo estuvo a punto de correr el Gran Premio de Brasil de Fórmula Uno en 1981, pero la Federación Internacional del Automovilismo no le permitió obtener la licencia para correr la competencia. Ese fin de semana, Londoño participó solo en una sesión de prácticas y aunque no estuvo en las sesiones de entrenamientos oficiales, previos a la competencia, se le considera de manera oficial el primer piloto de Colombia que llegó a la F1.


 


Dato histórico


Un antioqueño fue el encargado de traer a Colombia el primer carro. Su nombre es Carlos Coriolano Amador, quien el 19 de octubre de 1899, procedente de Francia, trajo un De Dion-Bouton Tipo D (un Petite Voiture o Coche pequeño) de tres puestos manejado por su respectivo chofer.


Con una velocidad máxima de 25 kilómetros por hora, el Bouton Rojo se movía usando un motor monocilíndrico transversal de 185 c.c. y 3.5 caballos de fuerza que giraba a 3.000 RPM.


 


Palabras de elogio


El presidente de la Federación Colombiana de Automovilismo, Hernán Porras, se sintió orgulloso y complacido de la actuación de los pilotos colombianos en el exterior.


“A nuestros corredores los miran ya diferente, los aprecian, tienen interés en ellos, ya que en las grandes competencias demuestran su talento a través de podios y pole positions, lo cual les ayuda a escalar en este deporte y a darles reconocimiento a esos grandes equipos que confían en ellos”, expresó el dirigente deportivo, quien agregó: “Nunca antes se había visto tanto piloto del país competir en el exterior, pero gracias a sus decorosas actuaciones se han sabido mantener y consolidar en los diferentes autódromos de cada país en un deporte de muy altos costos”.