Fútbol en el Mundo

Ugly defeat for the Inter
Fea derrota del Inter
8 de Marzo de 2013


El colombiano Freddy Guarín actuó 35 minutos de juego en la derrota de su equipo 3-0 ante el Tottenham de Inglaterra en la Liga Europa. El hombre, nacido en Puerto Boyacá, ingresó por Juan al minuto 55 y no pudo ayudar a la remontada de su equipo.


Foto: EFE 

El brasileño David Luiz lamenta la suerte del Chelsea.

Efe


El Inter, superado por la intensidad y el imparable ritmo del Tottenham en White Hart Lane (3-0), sufrió una derrota inapelable y quedó al borde la eliminación, en la ida de los octavos de final de la Liga Europa.


El Inter ofreció una versión menor en Londres, en el choque estrella de la jornada. Fue un monólogo del Tottenham. Desde el primero hasta el último minuto. A los cinco ya mandaba en el marcador, con un testarazo de Gareth Bale, y a los 18 dominaba por 2-0, con un tanto del islandés Gylfi Sigurdsson, quien aprovechó un rechace del esloveno Samir Handanovic, ayer el mejor del Inter y el culpable de que el partido no terminara con una goleada mayor.


El guardameta acumuló varias paradas de mérito ante el acoso del bloque local, que logró el tercero en un saque de esquina, rematado de cabeza por el belga Jan Verthongen (3-0, minuto 52). Duro castigo para el Inter y ventaja casi definitiva para el Tottenham, cuya única mala noticia fue la tarjeta amarilla que impedirá a Bale jugar dentro de una semana el choque de vuelta en el estadio de San Siro.


Otro favorito cayó


Un gol de penalti de Raúl Rusescu obligará al Chelsea a la remontada el próximo jueves en Stamford Bridge, en el partido de vuelta de los Octavos de Final de la Liga Europa con el Steaua Bucarest, que doblegó ayer por 1-0 al conjunto dirigido por el español Rafa Benítez en el encuentro de ida en la capital rumana.


Con Fernando Torres, el belga Eden Hazard o el brasileño Óscar como titulares y con Juan Mata, que cumplió su duelo número 50 en competición europea, sobre el césped desde el minuto 63, el equipo británico fue incapaz de lograr al menos un empate en el estadio Nacional de Bucarest, aunque apretó el acelerador en el tramo final.


No fue suficiente para levantar el 1-0, en un penalti cometido por Ryan Bertrand y transformado por Raúl Rusescu (m. 34), que anotó su tercer tanto en esta edición de la Liga Europa, dio una victoria esperanzadora al Steaua, con fiesta incluida en las gradas, y puso en desventaja al Chelsea, el actual campeón de la Liga de Campeones que falló nuevamente en la definición.