Economía

Colombia, solid economy
Colombia, economía sólida
27 de Diciembre de 2012


El primer trimestre del 2012 el país presentó buenas perspectivas económicas, llegando al punto en el que el Gobierno planteó ser la tercera economía de Latinoamérica en el 2014 y en el que las empresas nacionales ampliaron sus horizontes.

Colombia, tercera economía de L.A. en 2014


En enero de este año, el ministro de Comercio, Industria y Turismo, Sergio Díaz-Granados, anunció que Colombia estaría en proceso de volverse la tercera economía más grande de América Latina, después de México y Brasil, superando así a Argentina. “Nuestra meta es ser la tercera economía latinoamericana en 2014 e ingresar en la Ocde”, había anunciado el ministro Díaz-Granados a comienzos del año. Meses después, el entonces ministro de Hacienda y Crédito Público, Juan Carlos Echeverry, manifestó que esa posibilidad estaría mucho más cerca debido al desempeño positivo de Colombia en el plano exportador.


Davivienda compró Hsbc Centroamérica


Por un monto más de cinco veces inferior a su valor, Davivienda compró en enero las redes bancarias del Hsbc en Costa Rica, El Salvador y Honduras. Con esta adquisición, el tercer banco de Colombia creció un 20 por ciento, al tiempo que las posesiones en Latinoamérica del Hsbc se redujeron en un 30 por ciento. Hsbc, el segundo banco más grande del mundo, vendió a Davivienda por 801 millones  de dólares sus operaciones financieras en Centroamérica, negocios que según la comisionista de bolsa, Interbolsa, están avaluados en 4.476 millones de dólares.


Exportaciones de Colombia crecieron


Con un aumento en las exportaciones del 43 por ciento en 2011, Colombia se ubicó en el tercer puesto mundial de los países que durante el pasado año han experimentado un mayor crecimiento en las exportaciones. El anuncio lo hizo el ministro de Comercio, Sergio Díaz-Granados, en enero del año en curso y calificó el hecho como uno de los más relevantes de la economía colombiana en los últimos años. “Solo nos superan Estonia, 44,7 por ciento y Belarus,  60,1 por ciento, entre las 70 economías a las que la Organización Mundial del Comercio hace seguimiento mensual”, subrayó el ministro. “Estos resultados son muy destacados teniendo en cuenta que se dan en un entorno mundial de alta incertidumbre, con presiones de apreciación sobre la tasa de cambio y con los problemas que ocasionó el invierno en la infraestructura vial”, había concluido Díaz Granados en aquella ocasión.


Ley Antitrámites facilitará actividad empresarial


En enero del año en curso, el Gobierno Nacional sancionó la Ley Antitrámites la cual le habría facilitado la “actividad empresarial”, y en general la vida de los colombianos. El presidente Juan Manuel Santos manifestó que con esta ley, habría menos “trámites y mejor servicio para los colombianos”. Jaime Villegas, vicepresidente jurídico y secretario General de la Cámara de Comercio de Medellín para Antioquia había apoyado la medida del Gobierno, anunciando que en el caso de los antioqueños, esta nueva regulación “contribuirá a mejorar los niveles de competitividad de los empresarios de la región, porque los empresarios, al dedicar menos tiempo a hacer trámites, tendrán más tiempo para sus negocios”.


Alianza por pequeños bananeros


A comienzo del año en la Gobernación de Antioquia se firmó una nueva alianza público-privada en acuerdo con el Gobierno holandés y con miras a exportar a ese país, para vigorizar el sector bananero colombiano. Con la participación del ministro de Agricultura, Juan Camilo Restrepo, y representantes del sector como el entonces presidente de Augura, Roberto Hoyos, se dio inicio a un nuevo programa para fortalecer a los pequeños productores de banano y plátano del Magdalena, Chocó y Urabá antioqueño. El acuerdo tuvo como fin implementar un proceso de prácticas productivas sostenibles y competitivas, a través del mejoramiento integral de 685 familias de pequeños productores bananeros y plataneros.


TLC con Israel


En marzo dio inicio a la primera ronda de negociaciones para un Tratado de Libre Comercio con Israel, una de las mayores economías de Medio Oriente. Ampliar la agenda comercial con Medio Oriente, incrementar la inversión, remover barreras no arancelarias y fomentar las relaciones diplomáticas, son algunas razones por las cuales el Gobierno colombiano busca un TLC con el Estado judío y cuyas negociaciones comenzaron presididas por el ministro de Comercio, Industria y Turismo, Sergio Díaz-Granados. La primera ronda de negociación se realizó en Jerusalén, donde se discutieron capítulos de acceso a mercados, reglas de origen y aduanas, obstáculos técnicos al comercio, medidas sanitarias y fitosanitarias, entre otros aspectos. Luego se realizarán otras tres rondas, alternadas entre ambos países, para llegar a un acuerdo en un año, según espera Mincomercio.