Economía

Innovate, to avoid falling behind
Innovar, para no rezagarse
Autor: Ana María Mejía Angel
23 de Septiembre de 2012


Colombia, como muchos otros países, es un país donde son las pymes las que mueven la economía. Por esto, es vital que estas empresas sean tan competitivas como sea posible y la manera de lograr esto, es a través de la innovación.


Jorge Roldán, jefe de Asistencia Técnica del CII y Efrén Orlando Cifuentes, coordinador de Formación Empresarial de Bancóldex coincidieron en que “Colombia está de moda, en Latinoamérica, Asia, Europa” y debe aprovechar este momento para posicionarse “como la pyme innovadora y exportadora, y decir ‘esta es la oportunidad, montémonos al tren, porque si no, nos deja’”.

Aunque las pequeñas y medianas empresas colombianas ya están empezando a comprender la importancia de ofrecer productos y servicios que se consideren “de innovación”, este concepto está aún algo nebuloso en las mentes de los empresarios y todavía es algo “muy incipiente”. Por eso, es muy importante que las pymes “comiencen a repensar la manera de hacer las cosas”.


Así lo aseveró Efrén Orlando Cifuentes, coordinador de formación empresarial de Bancóldex, quien recalcó que “si una empresa no es innovadora en sus productos y trabaje para abrir mercados, tendrá menos posibilidades de éxito en el corto y mediano plazo”.


Cifuentes señaló además que se trata de “un cambio de mentalidad empresarial”, pues el tema de la innovación “ya se tomó la gran empresa, las medianas están ya trabajando en el tema, pero a las pymes todavía les falta” integrar, en sus procesos productivos, aspectos que sean diferenciadores y las posicionen como empresas innovadoras.


Pero, ¿qué es la innovación? Según el jefe de la división de Asistencia Técnica de la Corporación Interamericana de Inversiones, CII, Jorge Roldán, no se trata de un cambio en el empaque o en la imagen de un producto. La innovación es “hacer cosas nuevas y distintas, en mercados, en tecnología, productos y servicios, en muchas cosas” y afirmó que tanto la CII como Bancóldex y otras entidades están dispuestas a trabajar de la mano de empresarios para “enseñarles cómo pueden innovar”, aseguró.


Financiar la innovación


Así las cosas, los empresarios pueden acceder a las posibilidades de capacitación y financiación ofrecidas por Bancóldex, con su programa Innpulsa, creado específicamente para emprendimientos innovadores y de alto impacto productivo, o Finpyme, programa impulsado por el Banco Interamericano de Desarrollo, BID, “con el cual las pymes pueden acceder al gran acervo de conocimiento y experiencias del banco”, explicó Roberto Prieto, director para Colombia y Ecuador del BID.


Prieto manifestó que, en el caso de Finpyme, “las empresas que desean acceder a esos fondos deben cumplir dos requisitos esenciales: ser sostenibles, porque el BID debe garantizar el retorno del préstamo, y el compromiso con la preservación del medio ambiente”, que es una de las políticas base del BID.


Al respecto, Roldán aseguró que Finpyme e Innpulsa buscarán crear una iniciativa conjunta de apoyo financiero y capacitación a pymes, con el apoyo además del Gobierno de Corea del Sur. “Este proyecto se trabajaría para 2013 aunque no sabemos todavía lo que vamos a trabajar, pero seguro será muy bueno”, concluyó.



Capital semilla para pymes

En los últimos días, el Gobierno anunció la entrega de recursos de capital semilla no reembolsables para los emprendedores colombianos que busquen financiación para sus proyectos en etapas tempranas.


Esta propuesta incluye iniciativas que tengan potencial, vayan en trayectoria o logren ventas de al menos $4.000 millones en sus primeros diez años de operaciones, con una rentabilidad mayor a 8 % y un margen operativo superior a 4 %.


Los recursos se entregarán a través de Innpulsa, programa creado a principio de este año y dirigido por Bancóldex, que en los primeros seis meses de su gestión lanzó una línea exclusiva de crédito para la innovación en pymes, por $60.000 millones y ha identificado 23 proyectos de micro, pequeñas y medianas empresas candidatas para cofinanciación por $5.500 millones.