Economía

Hard conditions for Spain’s rescue
Duras condiciones para rescate a España
11 de Julio de 2012


Los países del euro aprobaron la ayuda financiera a España, pero en contravenida, le impusieron estrictas medidas al país y la banca ibérica.


4.615.269 personas están desempleadas en España, según lo ha informado el Ministerio de Empleo y Seguridad Social de ese país.

 Cortesía World Economic Forum

 

El martes en Bruselas se reunieron los ministros de Finanzas de los 17 países de la zona euro donde llegaron a un acuerdo en el que se aprobó un desembolso inicial de 30.000 millones de euros a finales de este mes para subsanar los problemas más urgentes de la banca española.


Como condición a la ayuda de hasta 100.000 millones de euros, la Unión Europea impone 32 condiciones financieras y fiscales a España. Entre ellas está la transferencia de sancionadores del ministro de Economía y de Competitividad, Luis de Guindos, al Banco de España, las cuales quedarían bajo la tutela del Banco Central Europeo (BCE).


El memorándum para el recate financiero también contempla medidas a los bancos que soliciten ayuda, tales como la prohibición a pagar dividendos, absorción de otros bancos o crecimiento no orgánico y la obligación de vender activos no estratégicos.


Adicionalmente, la Troika (la Comisión Europea, el BCE y el Fondo Monetario Internacional) enviará misiones a España cada tres meses, y asumirá poderes sobre la supervisión financiera de la banca.


España deberá adoptar medidas de saneamientos y tendrá que presentar informes trimestrales de los progresos realizados, así como un capítulo específico de los programas de estabilidad hasta el 2015. Dentro de estas medidas, la eurozona exige fuertes condiciones financieras y fiscales, dentro de las que se encuentra el incremento del IVA, lo cual fue ratificado por Cristóbal Montoro Romero, ministro de Hacienda y Administraciones Públicas de España


Olli Rehn, vicepresidente de la Comisión Europea, aseguró que España deberá cumplir plenamente con un nuevo pliego de peticiones, y que no se descartan medidas como recortes a las pensiones o el subsidio al desempleo.



El Rescate


Los ministros de Finanzas de la eurozona se reunirán nuevamente el 20 de julio para ratificar el acuerdo una vez hayan obtenido la aprobación de sus respectivos gobiernos y parlamentos, dijo el Presidente del Consejo Europeo Jean-Claude Juncker.


La cifra exacta del rescate que es de hasta 100.000 millones de euros, no se sabrá sino hasta septiembre, una vez hayan concluido las evaluaciones individuales a los diferentes bancos españoles, sin embargo, el plazo para la entrega del préstamo será de 18 meses y el periodo de devolución del mismo será de hasta 15 años.


La inyección de la ayuda se hará a través del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (Frob), mediante bonos que los bancos podrán depositar ante BCE.





En cifras para España


Según expresó Jean-Claude Juncker, Presidente del Consejo Europeo, el interés del préstamo a España girará en torno al 4% o incluso inferior al 3%, y tendrá fecha de vencimiento entre 12,5 y 15 años. También manifestó que tendrá un plazo de gracia de hasta 10 años lo que implica que España no tendría que empezar a devolver el crédito hasta el 2020.


Como parte del acuerdo con España, se prevé que los ministros de Finanzas de los países de la Unión Europea aprueben una extensión de un año, hasta 2014, al plazo que tiene el país ibérico para alcanzar un déficit presupuestal de 3%, lo que daría un alivio a ese país. Para lograr este objetivo en 2013 el Gobierno español tendrá que llegar al 4,5% del PIB y finalmente en 2014 al 2,8%.


A cambio de este plazo, España deberá "lograr una mejora del saldo presupuestario estructural del 2,7% del PIB en 2012, del 2,5% en 2013 y del 1,9 % en 2014, con el fin de superar el déficit.





Reacciones en el Mundo


El ministro holandés de Finanzas, señaló que "las reformas al sector financiero en España deben aplicarse implacablemente. Estas reformas incluyen un notable límite al salario de los ejecutivos de los bancos y la prohibición de bonos".


Por su parte, el presidente de la Reserva Federal de San Francisco, Idaho John Williams, manifestó que "una y otra vez las autoridades europeas han peleado por salir de la crisis. El problema básico es que están tomando un enfoque parcial con rescates a países individualmente. Estos pasos calman a los mercados temporalmente, pero no dan prioridad a una solución creíble y completa a los problemas de fondo".


El único país que ha pedido garantías ha sido Finlandia, país con el que se firmará un acuerdo de manera bilateral indicó el ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, quien además recordó que el país escandinavo contribuye con 1,79% al Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (Feef) y al Mecanismo Europeo de Estabilidad (Mede) y las "garantías no se prestan por la totalidad del préstamo sino por una cantidad reducida".