Nacional

“It is difficult to believe in the FARC”
“Es difícil creer en las Farc”
Autor: Redacción EL MUNDO
8 de Febrero de 2012


Artificieros de la Policía Nacional trataban anoche de neutralizar un triciclo cargado de explosivos en el centro de Miranda, en el departamento del Cauca. Las autoridades atribuyen el caso a los terroristas de la guerrilla.


Los obispos reunidos en su asamblea episcopal le expresaron su confianza al presidente Juan Manuel Santos frente a las acciones para contener el terrorismo.

La Conferencia Episcopal Colombiana (CEC) rechazó ayer el que denominó “mensaje altisonante” de la guerrilla de las Farc y condenó las acciones indiscriminadas que afectan a la población civil.


Monseñor Rubén Darío Salazar Gómez, presidente de la CEC, manifestó que “es difícil creerles a las Farc” cuando afirman que es “absolutamente falso” que hayan emprendido algún tipo de campaña terrorista en el país.


“Tratan de lavarse las manos, además siguen con el mensaje tremendamente duro que no ayuda en absoluto para la paz”, dijo monseñor Salazar, quien manifestó que “las Farc deben reconocer que están obrando indiscriminadamente en contra de la población civil”.


El arzobispo bogotano recordó que los ataques que van contra de población indefensa no se deben hacer nunca y que esto más bien contradice las normas del Derecho Internacional Humanitario.


La paz, dijo el presidente de la asamblea episcopal, no será posible si las Farc “siguen con un lenguaje altisonante”.


Seguidamente expresó su confianza en que el gobierno de Juan Manuel Santos busque la paz y pidió que se crea y se tenga confianza en las gestiones gubernamentales. “Hay que creerle al presidente Santos”, manifestó el arzobispo.


Cunde el miedo


Por su lado, el arzobispo de Popayán, Iván Marín, aseguró que en el departamento del Caucas “cunde el miedo” debido a los últimos atentados que se han presentado. Este miedo, aseguró el purpurado, tiene como causante las “bombas, los hechos de violencia, el terrorismo y la destrucción”.


El prelado también expresó el sentimiento de dolor que embarga a esta región producto de las muertes, la destrucción de hogares y bienes.


Señaló que la Iglesia Católica seguirá “sembrando diálogos de paz” y recordó que si alguna institución pide que la Iglesia intervenga en estos pocesos, estará dispuesta a colaborar para que haya entendimiento bajo los valores humanos.


Monseñor Marín recordó que ante los hechos de violencia la respuesta de la Iglesia Católica es el Evangelio que destaca “la grandeza y la dignidad del ser humano en fraternidad y paz”.



El drama de Tumaco


Una cruda radiografía de la dura realidad que vive el municipio de Tumaco, presentó ayer el poresidente de la Cámara de Comercio de ese municipio nariñense, Juan Escudería.


"Estamos sitiados y en la ruina", denunció el dirigente en RCN radio, y sostuvo que desde el primero de enero de 2011 a la fecha, más de 549 negocios han tenido que cerrar sus puertas debido a la violencia que golpea a la localidad. "La falta de oportunidades y el desempleo alcanzan el 80 por ciento", afirmó


Agregó que los habitantes aseguran que se han perdido 25.000 empleos en el sector de la palmicultura.


Aunque valoró la fuerte presencia militar y policial, pues en los últimos 3 meses 380 policías llegaron al municipio, expresó que se necesita la ayuda urgente del Estado.


Por otro lado, el almirante Rodolfo Amaya Kerquelen reveló que los 1.540 kilos de cocaína incautados en el municipio de La Tola (Nariño) tienen un valor superior a los 38 millones de dólares en el mercado negro.