Estopas

Autor: Eufrasio Guzmán Mesa
15 mayo de 2019 - 09:05 PM

No somos simples, somos una estopa y sacar los hilos es muy difícil; no hay un hilo, no hay una sola versión, ni uno mismo tiene un sólo aspecto.

Medellín

Eufrasio Guzmán Mesa

Nada de lo humano es transparente, ni es diáfana nuestra mirada y las acciones introducen nuevas turbulencias en lo que creemos agua quieta. Tratar de resolver los conflictos en ocasiones los acrecienta y tan sólo elevar la mirada ya da una visión nueva. Esa otra visión tampoco es la panacea y es un fetiche pensar que cambiar de punto de vista resuelve los problemas pues ellos permanecen ahí casi inexpugnables. Este es el camino de Sísifo si elegimos el conocimiento y la búsqueda de soluciones a las dificultades y los tropiezos de la especie humana. También es el camino de la vida así nos decidamos por la sencillez de la fruta o la claridad honda y oscura de las soluciones elementales de la aritmética.

Lea también: La naturaleza de mi naturaleza

No son sencillas las cosas que pasan con la vida anímica, con el sentimiento, con las relaciones familiares. Mucho menos sencillas son las cosas que tienen relación con las organizaciones, con la ciudad. No somos simples, somos una estopa y sacar los hilos es muy difícil; no hay un hilo, no hay una sola versión, ni uno mismo tiene un sólo aspecto. Ser humano es estar en ese entramado interior, caótica urdimbre que nos rodea y nos acoge. Amar y odiar, serenarse y estremecerse, mirar y estar ciego son parte de una unidad móvil que nos excede.

Fue torpe el gesto de Alejandro Magno de querer cortar de un tajo el nudo que había tejido Gordias. Es igualmente infantil buscar un hilo sencillo que conduzca las cosas de nuestro destino. De muchas maneras llamamos la complejidad y nombrarla no es conjurarla, ni hablar de su método es resolverla y eliminarla es imposible y tampoco el camino de lo simple que propone el Tao es la respuesta; de esta imagen prefiero resaltar el que siempre estamos andando de cabeza.

La sabiduría es ese tratar con habilidad de no enredar más las cosas, tratar de unir y esclarecer es un gran reto. Somos en general muy torpes cuando no distinguimos, cuando echamos en un solo bulto, cuando a un ser o a una institución le damos un único sentido o lo definimos de manera simple. El camino del conocimiento es volver a comenzar. Hay que seguir ese camino de ascenso a la colina, subiendo como Sísifo la piedra, pues de lo contrario se incurre en avaricia y falsedad como cuando creemos que tocamos el triunfo con los dedos y llegamos a la cima del pequeño poder. Ese fue el error protuberante de Sísifo y su delirio lo llevó a tratar de amarrar a Tánatos e impedir su acción, por ello recibió su castigo en el inframundo y continuó por siempre en el ascenso y descenso eternos.

Le puede interesar: Nuestra tarea

Con accesibles imágenes las grandes mitologías nos dicen que no creamos que es posible revelar a los humanos los secretos más íntimos del ser y de la tierra y con contundencia nos recuerdan las tradiciones sapienciales y la poesía que cuando creemos obtener nuestra definición mayor ella escapa. Inolvidable en este punto lo que anota Lezama Lima en ese poema que celebra la poesía como lo que se pierde cuando se cree que se la tiene:

“Ah, que tú escapes en el instante

En el que ya habías alcanzado tú definición mejor.”

Un punto tengo en claro y es que culpabilizarse o hacerlo con los demás no es el camino, nuestros hilos no son diáfanos y como las arañas segregamos hilos, se rompen, se unen, se retuercen. Por ello quizás nos asaltan las dudas de que hasta las palabras estorban o pensamos que retirarse al oscuro rincón del olvido es la mejor respuesta y no lo es pues el misterio siempre nos reta y una mejor explicación, una versión nueva y más fresca nos exigen el esfuerzo al cual estamos condenados dulcemente por querer ser sencillamente humanos.

 

 

Compartir Imprimir

Comentarios:


Destacados

Minería en Buriticá
Columnistas /

Minería e instituciones sólidas

Comercio de confecciones
Columnistas /

También hay dragones chinos más allá de “El Hueco”

Firma de la Constitución
Columnistas /

El tiempo sí importa. Los casi 30 años de nuestra Constitución

Manejo de redes sociales
Columnistas /

“La pared y la muralla, papel del canalla”

Ciudadanos en elecciones
Columnistas /

Salidas en falso

Artículos relacionados

María Teresa Uribe
Columnistas

Qué es un intelectual

Es intelectual quien se preocupa por asuntos de la supervivencia o la persistencia de ciertos valores en una sociedad. En las sociedades contemporáneas está...

Lo más leído

1
Política /

Braulio Espinosa no está inhabilitado

Expertos juristas desvirtúan temerarias denuncias contra este candidato favorito para ganar la Alcaldía...
2
Infraestructura /

Qué causó la crisis en la Troncal del Café

El diputado Norman Correa expone dos hipótesis sobre las posibles causas que provocaron el gigantesco...
3
Columnistas /

También hay dragones chinos más allá de “El Hueco”

China será nuestro gran proveedor, y esperemos que en el futuro algo nos compre, además de petróleo.
4
Columnistas /

Minería e instituciones sólidas

La gobernanza territorial en contextos mineros se puede entender como un proceso de interacción a través...
5
Columnistas /

Salidas en falso

Quien tenga viva la memoria sabe que no se puede apoyar a quienes en el pasado han realizado negocios...
6
Política /

Las 10 listas a la Asamblea de Antioquia

206 candidatos competirán por las 26 curules de esta corporación. Ocho listas se inscribieron con voto...