Entretenimiento

Urabá, a sea of joys, riches and pleasures
Urabá, un mar de alegrías, riquezas y placeres
11 de Enero de 2013


Ver el mar verde formado por los cultivos de banano y plátano a la entrada por el sur a la subregión urabeña, es un espectáculo inolvidable que rompe el paisaje montañoso que se deja atrás en Dabeiba.


Foto: Cortesía 

 

Comunidad del Atrato.

 

 


Colegio Mayor de Antioquia


Programa de Turismo


Camilo Restrepo Ayala 


Al noroccidente de Antioquia se encuentra la subregión del Urabá a la que se puede llegar desde Medellín tomando la Carretera al Mar o desde Montería por la vía a Arboletes. Así mismo hay vuelos diarios desde el aeropuerto Olaya Herrera hasta el aeropuerto Antonio Roldán Betancourt, en Carepa. Son once los municipios que conforman la subregión y que permiten la realización de turismo de naturaleza, de sol y playa, cultural y agroturismo representando un verdadero ejemplo de turismo comunitario.


Las aguas del mar Caribe bañan la subregión de Urabá, convirtiendo al departamento de Antioquia en el segundo con mayor extensión de playas en Colombia, ofreciendo una gran variedad de opciones para el descanso, pues playas, paisajes y cultura son atractivos que se deben conocer y disfrutar.


Arboletes, Necoclí y San Juan de Urabá tienen hermosas playas de arena delicada, poco intervenidas por el hombre, en las que el turista se puede alojar en cabañas de diferentes calidades y clases.  Las playas se encuentran rodeadas por volcanes de lodo que son famosos por sus propiedades terapéuticas, destacándose el de Arboletes por su tamaño y su ubicación a la orilla del mar, permite al turista vivir una experiencia diferente al combinar las propiedades del lodo con las del agua de mar.


Las Bocas del Atrato configuran un escenario especial que marcan la llegada del río del mismo nombre al mar Caribe, que además de su  belleza natural se encuentra una comunidad quienes proyectan con orgullo todo su legado cultural: danzas, artesanías  y gastronomía. Toda una experiencia en la cual los residentes están articulados en todos los servicios que se le ofrecen al visitante.


Turbo, Apartadó y Chigorodó son ampliamente conocidos por ser de los principales productores y exportadores de banano y plátano, y todo esto se convierte en un escenario ideal para el desarrollo del agroturismo, donde se pueden visitar fincas bananeras, conocer todo el proceso de producción de la fruta y degustar los productos y preparaciones derivados del plátano y el banano.


El etnoturismo es otro de los productos que ofrece la región. En Urabá confluyen todas las razas de América: Negros, blancos, indígenas, mulatos, zambos y mestizos lo que genera una riqueza cultural difícil de encontrar en otra región de Colombia. Las comunidades indígenas de las etnias Kuna y Emberá Katío se pueden visitar para conocer su forma de vida y comprar artesanías de alto valor artístico. En este aspecto se destaca el Parque Nacional Natural de los Katíos, un destino natural y ecológico que atrae a turistas y científicos.