Robinson Quintero Ossa: el poeta que camina en la escritura

Autor: Jaime Dario Zapata Villarreal
31 enero de 2017 - 12:00 AM

El poeta antioqueño se adjudicó, con su libro inédito El poeta da una vuelta a su casa, el  XVIII Premio Nacional de Poesía Eduardo Cote Lamus.

Medellín

A pesar de ser uno de los poetas más representativos de la nueva camada de poetas colombianos, Robinson Quintero Ossa (Caramanta, 1959), escritor antioqueño, es poco conocido más allá de los círculos literarios del país. Su poesía no es explosiva ni grandilocuente, sino que arropa una tradición más silenciosa y anclada en las imágenes claras y la pureza idiomática. Al menos eso comentan colegas y conocidos, quienes celebran la obtención del XVIII Premio Nacional de Poesía Eduardo Cote Lamus, otorgado a su libro inédito El poeta da una vuelta a su casa.


Desde el mismo título del libro, Quintero Ossa abarca varias influencias literarias que van desde el poeta francés Charles Baudelaire (con su figura del “paseante”) hasta del escritor austriaco Peter Handke,  quien con su novela corta La tarde del escritor problematiza esa idea del escritor que, sentado en su mesa de trabajo, una tarde decide dar un paseo por el mundo y “deambular por patios, plazas y callejuelas, perderse por arrabales y volver a su casa amparado ya en la oscuridad”. Esta idea fue definitiva para que el poeta antioqueño pudiera elaborar la trama principal de su poemario.


“Hace ocho años venía rumiando la idea de este libro. La novela de Handke fue muy importante para redondear el trasfondo de lo que estaba haciendo: un poeta que sale y da una vuelta a su casa, pero a la vez da una vuelta al mundo mientras reflexiona sobre todo lo que le interesa. Es un hombre que mira y es sensible a su entorno, que camina en el presente y en el pasado pero también en el futuro, así el futuro no exista, aunque entendamos que en algún momento sí existirá el futuro pero como presente, entonces es importante empezar a dilucidarlo desde ahora”, aseguró Quintero Ossa.


Pero hay otra influencia importante que traspasa la escritura de este libro: la figura de Robert Walser, el escritor suizo cuyo libro El paseo se ha convertido en una influencia insoslayable para la literatura contemporánea. De él no sólo tomó el seudónimo para presentarse al premio, sino los cinco epígrafes que acompañan cada capítulo de El poeta da una vuelta a su casa , como una manera también de homenajear la figura y la voz de ese escritor que lo supo “acompañar con lucidez” en la escritura de los poemas: 


“Es un libro que intercala lo que llamamos verso libre y prosa. Este caminante refleja a través de estos poemas esa sensación de reconocimiento y cotidianidad que sienta al pasear cerca de su casa, por las mismas calles de siempre aunque nunca es el mismo paseo: en cada recorrido que haga encontrará algo nuevo. Sin embargo, en lo que atañe al libro, el poeta sale de su casa en la tarde y vuelve en la noche, un poco borracho, pero con los ánimos resueltos y el espíritu renovado, a imaginarse el mundo desde su casa”, comentó el poeta. 


Como escribió en alguno de sus poemas anteriores: “Caminar es ya tener una casa/Escribir es ya tener una casa”; en estos versos Quintero Ossa anticipa lo que iba a ser la escritura de  El poeta da una vuelta a su casa, con esa formulación del caminar como forma de escritura y de la escritura, precisamente, como otra forma de vivir o tener una casa. “Soy un poeta de la intemperie. Como soy un poco claustrofóbico, para mí no hay sitios cerrados. Y eso trato de aplicarlo de una manera u otra a mi escritura: como un lugar abierto y lleno de posibilidades”, puntualizó el poeta, quien aseguró estar muy agradecido por el reconocimiento de su libro con este premio. 

 

Fragmentos del libro


1
Las patas de mi perro están hechas de un arte grácil: su belleza es el aire de la forma. Las patas de mi perro son hermosas como este poema que escribo, si este poema que escribo llega a ser tan hermoso como las patas de mi perro: las patas de mi perro cantan; mi poema, a veces, late. Las patas de mi perro son como versos de Esenin: pasea en su andar, si se escucha bien, una melodía. 


2
Tiene mi perro un estilo de pasear que lo distingue, un paso fluido que despierta la admiración de la gente, un ir plácido por las aceras que da gusto mirarlo, un vagar distraído que dan ganas de seguir su rastro; su andar pisa entre más firme más suelto, su trote queda en el aire después de que pasa, su correteo da vueltas en redondo y pone a girar las calles. Se escucha, en lo que escribo, su paso. Con quiebres de gozque, sin lazo de atar, va mi perro en su paseo de olores. 

   
3
El poema camina según el perro que lo pasee. Mi poema, por ejemplo, apenas puede poner su paso, difícilmente encuentra su cadencia, su estilo propio de andar la calle, si sale de ronda con mi perro. Son las patas de mi fiel amigo las que ponen el ritmo, el movimiento que le da porte a la forma, las patas de mi perro caminero las que marcan los acentos y las pausas, las que dejan su rastro en la andadura del verso. Escuchen, escuchen bien: pisa mi perro la melodía que me escribe.

 

Biografía del poeta


Robinson Quintero Ossa (Caramanta, 1959) ha publicado los siguientes libros de poesía: De viaje, 1994; Hay que cantar, (Colección Piedra de Sol). Bogotá, 1998; La poesía es un viaje. Revista Golpe de dados. Bogotá, 2003, bajo la dirección de Mario Rivero; La poesía es un viaje (segunda edición). Colección de Poesía de la Universidad Nacional de Colombia. Bogotá, 2004; El poeta es quien más tiene que hacer al levantarse. Ediciones Catapulta, Bogotá, 2008, y Los días son dioses. Colección Un libro por centavos de la Universidad Externado de Colombia, 2013, que dirige Miguel Méndez Camacho. Ha escrito varias obras de investigación y periodismo literario: Colombia en la poesía colombiana: los poemas cuentan la historia –Premio Literaturas del Bicentenario del Ministerio de Cultura– (2010);  El país imaginado: 37 poetas responden (2012); Libro de los enemigos –Beca de Creación Artística Alcaldía de Medellín– (2013) y la segunda edición de trece entrevistas a trece poetas colombianos [y una conversación imaginaria], que ganó una beca del Ministerio de Cultura en 2014.

 

 

Compartir Imprimir

Comentarios:


Destacados

Señor Scrooge de Cuento de Navidad
Palabra & Obra /

Fantasmas de las navidades

Poeta lituano Czeslaw Milosz, Premio Nobel 1980
Palabra & Obra /

Czeslaw Milosz y el sentirse exilado

El Metal también le canta a la Navidad
Palabra & Obra /

Navidad con ambiente de Rock y Metal

Laboratorio de Telemedicina de la Universidad de Antioquia
Ciencia /

Un debate sobre la inteligencia artificial y la salud

Ciclismo en Colombia
Ciclismo /

Antioquia quiere estar a la altura con el Tour Colombia

Lo más leído

1
Columnistas /

¿Dulcecito o dulcesito?

El elemento que agregamos al final de una palabra para cambiar su sentido se llama sufijo… Este sufijo...
2
Columnistas /

El oscuro Pacto de Marrakech

Es un verdadero adefesio que socava la soberanía de los Estados al convertir la migración en un...
3
Columnistas /

Las ratas

El simbolismo de este acto expresa lo que es capaz de hacer una banda de fanáticos adoctrinada cuando de...
4
Mundo Estudiantil /

IUDigital de Antioquia espera registros calificados para iniciar

La Institución Universitaria Digital de Antioquia es un proyecto que la Secretaría de Educación...
5
Agroindustria /

Los compromisos que el presidente Duque asumió con los cafeteros

Al clausurar el 86 Congreso Nacional de Cafeteros, el mandatario ratificó un aporte de $98.000 millones al...
6
Agroindustria /

Cafeteros tienen a la mano opciones para aumentar la productividad

El uso de tecnología y la reducción de costos son los caminos que transita la Federación Nacional de...