Occidente antioqueño, Urrao y Caicedo honraron a Guillermo y Gilberto

Autor: Redacción
6 mayo de 2018 - 09:58 PM

Con distintos actos religiosos y culturales, así como una siembra masiva de palmas de cera, se conmemoró el decimoquinto aniversario del asesinato de estos dos líderes, pioneros de la Noviolencia y la paz en Colombia.

Urrao

Los habitantes del Occidente antioqueño y muy especialmente los de los municipios de Caicedo y Urrao fueron, por razones geográficas, los antioqueños que más masivamente acompañaron los cinco días de la Marcha de la Noviolencia por la Solidaridad y la Reconciliación con Caicedo, que el 21 de abril de 2002, fue truncada por la guerrilla de las Farc, frente 34, con el secuestro de sus líderes, el Gobernador de Antioquia, Guillermo Gaviria Correa y el exministro de Defensa y al momento Asesor de Paz y promotor del Plan Congruente de Paz, Gilberto Echeverri Mejía.

El 5 de mayo de 2003, después de trece meses de cautiverio en el que fueron vanos todos los intentos para que las Farc reconocieran el grave error de este secuestro, Guillermo, Gilberto y ocho militares de once que también habían sido retenidos en distintos lugares de Colombia y habían sido puestos bajo vigilancia del frente 34 de las Farc, fueron masacrados -siguiendo órdenes del secretariado- ante la aproximación de una operación de rescate por parte del Ejército Nacional de Colombia.

Quince años después, las comunidades de Urrao, donde ocurrió la masacre, y Caicedo, municipio destino de la marcha y donde fueron secuestrados, siguen recordando y honrando la memoria de sus líderes inmolados. Los actos conmemorativos empezaron a las 10 de la mañana en Urrao, donde la población encabezada por su alcalde, Herbert Henry Holguín Díaz y su esposa, Mercedes Cuarán, asistió a una misa campal frente a los bustos de Guillermo y Gilberto en el Parque de la Noviolencia. Cinco párrocos del municipio, entre ellos el Padre Jaime Alonso Quiceno, exalcalde del municipio y gran promotor de los ideales de la Noviolencia, concelebraron la eucaristía, que fue seguida de la lectura de poemas, danzas y un hermoso concierto, organizados por la secretaria de Gobierno, Edilia González, la casa de la Cultura y la escuela de danzas Cacique Toné.


Misa campal en el parque de la Noviolencia, Urrao, Caicedo

Para Edilia González, también integrante de la corporación Videpaz que vela por preservar la memoria de la Noviolencia en Caicedo, este homenaje se hizo porque "llevamos vivo el recuerdo de don Guillermo y don Gilberto, quienes ofrendaron su libertad y dispusieron sus vidas para salvar la vida de los ocho mil caicedeños que en ese entonces estaban asediados por los grupos al margen de la ley (tres tomas guerrilleras y dos paramilitares). El gobernador supo reconocer y visibilizar la valentía de un pueblo al defender su producto insignia, el café, que los guerrilleros no les dejaban sacar a vender".

Lea más: Un legado que recoge sus frutos, 15 años extrañando un mensaje de paz

Los actos continuaron con la siembra de 15 palmas de cera en la Alcaldía del municipio y otras 100 en límites entre Urrao y Caicedo, que representan las mil que serán sembradas en otras zonas de estos dos municipios como símbolo del triunfo de la vida sobre la muerte y la esperanza en un futuro cada vez mejor para todos. En la siembra participaron niños, jóvenes scouts, vigías del patrimonio, integrantes del Ejército, de la Defensa Civil y los Bomberos, autoridades, campesinos y ciudadanía en general.


"Yo voy a visitar mi palma cada vez que pueda venir por acá" señaló el niño Luis Ángel Tobón, feliz después de haber sembrado él solito una Ceroxylonalpinum(palma de cera) en El Alto entre Urrao y Caicedo.

Ya en la tarde, la comunidad caicedeña se reunió en el puente del Vaho de Anocosca, el lugar a 4 kilómetros de la cabecera urbana, donde 16 años atrás fue truncada la Marcha. Con un hermoso obelisco como paisaje de fondo, el murmullo de la quebrada y los últimos rayos del sol, los asistentes oraron por sus dos líderes inmolados y recibieron atentos las puestas en escena del grupo de danza de jóvenes de Urrao y el grupo de teatro de Caicedo.  


Celebración eucarística el domingo 6 de mayo en el templo principal de Caicedo, Antioquia.

Cada 5 de mayo, los habitantes de Caicedo se encuentran en El Vaho, donde la comunidad ha ido erigiendo un hermoso espacio para el recuerdo de uno de los momentos más importantes de su historia.

Para Einar Gómez, concejal de Caicedo, "los 15 años de ausencia de Guillermo y Gilberto es sólo de cuerpo, pues ellos están presentes, están vivos en los corazones de los caicedeños y caicedeñas; la semilla que sembraron, crece". Para recordar un año más de esa ausencia que ha terminado por fortalecerlos y unirlos más, dos nuevas placas conmemorativas fueron develadas en el puente como testimonio del sentir de una comunidad, que, como bien lo había dicho el padre Quiceno en su homilía de la mañana, sabe que "lo único que no se borra en la memoria es el amor".

Compartir Imprimir

Comentarios:


Destacados

Carlos Vives
Columnistas /

Para adelante y para atrás

El Mundo inaugura
Columnistas /

EL MUNDO fue la casa de la cultura de Medellín

Mabel Torres
Columnistas /

Firmas y responsabilidad

Guillermo Gaviria Echeverri
Columnistas /

La desaparición de EL MUNDO

Fundamundo
Columnistas /

Mi último “Vestigium”

Artículos relacionados

La huella que nos dejan Guillermo y Gilberto
Editorial

La huella que nos dejan Guillermo y Gilberto

Ese trasegar los llevó al camino de la Noviolencia, que asumieron con un compromiso tan sereno y profundo que hasta les permitió ofrendar sus vidas.
Eugenio Prieto Soto
Ambiente

Caunces sembrados en homenaje a Guillermo Gaviria y Gilberto Echeverri

En el Plan Siembra, que va en 499.999 árboles, se plantó el árbol número 500.000 y el 500.001 en honor a Guillermo Gaviria y a Gilberto Echeverri en La Romera, en...
Guillermo Gaviria Correa
Derechos Humanos

Antioquia rendirá homenaje a Guillermo Gaviria y Gilberto Echeverri

Los actos conmemorativos se realizarán este 5 de mayo en Urrao y Caicedo, y el 7 de mayo en la Gobernación de Antioquia.

Lo más leído

1
Columnistas /

Ingeniería y ética profesional

La ética en la ingeniería empieza por establecer que la responsabilidad primaria del ingeniero es...
2
Columnistas /

¿Va mayúscula después del signo de interrogación?

“¿Cuándo estaba pequeño usted bailó y jugó con la ronda infantil que rezaba ‘la colita es mía, es...
3
Columnistas /

¿Glorieta, rompoi o romboi?

@ortografiajuanv explica las interrelaciones de culturas y la formación de nuevas palabras
4
Columnistas /

Cinco cosas a favor y cinco en contra sobre el comunismo extinto

Los comunistas son tan enfáticos en su convicción que con la mayoría resulta imposible hacer un diálogo
5
Columnistas /

¿Dulcecito o dulcesito?

El elemento que agregamos al final de una palabra para cambiar su sentido se llama sufijo… Este sufijo...
6
Columnistas /

¿Migrar o emigrar? ¿E inmigrar qué?

Migrar, emigrar e inmigrar hablan de la misma realidad, pero no por ello son sinónimos. Las diferencias...