Salud

The health sector says: no to this reform
El sector salud dice: no a esta reforma
30 de Octubre de 2013


Sin alteraciones de orden público transcurrió la manifestación en Medellín.


Foto: Esneyder Gutiérrez Cardona 

Los manifestantes ven la reforma como la muerte del sistema de salud. 

Natalia Ruiz Londoño


Más de 15.000 personas marcharon por las calles de la ciudad de Medellín, en protesta por la reforma a la salud.


El recorrido, que inició a las 10:30 de la mañana en el Parque de los Deseos, mostró el inconformismo de la ciudadanía por el proyecto de ley que cursa actualmente en el Congreso de la República.


Con cánticos como “a ver, a ver quién lleva la batuta, las EPS o el pueblo que lucha”, “la salud es un derecho, no un comercio”,  entre otros, los manifestantes pretendían que el Gobierno escuchara las miles de voces que rechazan el actual sistema de salud y la propuesta de reforma.


Al respecto, Germán Reyes Forero, presidente de la Asociación Médica Sindical Colombiana, Asmedas, y uno de los organizadores de la marcha en Medellín, manifestó que el Gobierno está un poco descompuesto con afirmaciones tales como “que no hemos leído la reforma”, pero lo que no se dan cuenta es que la gente sí ha leído el proyecto y por eso manifiestan que no quieren que las EPS continúen y ahora con mayor razón, debido a las últimas modificaciones que le hicieron al proyecto, en las cuales se le asigna más poder a las gestoras.


Por eso, expresó que “la ciudadanía no solo está pidiendo retirar el tema de formación de especialistas del proyecto sino que la situación va más allá, la intermediación financiera, la tercerización laboral y el pago de la deuda hospitalaria, son aspectos que deben tratarse con seriedad y en los cuales se está esperando llegar a un acuerdo, pues de no ser así,  las marchas y las actividades continuarán”.


Entre tanto, Carolina Corcho, vocera de la Asociación Nacional de Internos y Residentes, Anir, informó que “se espera que el Gobierno o el presidente de la Comisión Séptima se pronuncien frente a la posición que van a tomar, después de observar el desacuerdo de la población con el proyecto, y dependiendo de lo que suceda se promoverán otra serie de actividades hasta que se tenga una solución clara sobre la reforma a la salud, dado que en caso de aprobarse el proyecto de ley actual, la crisis del sector en Colombia seguirá en profundización”.


Voces de apoyo


William Marulanda Tobón, gerente de la E.S.E Hospital La María, recorrió la marcha en compañía de algunos de los empleados del hospital y manifestó que “esta es la forma de mostrar el compromiso con el sector para presionar que no sea aprobada la ley que hoy está en manos de la Cámara, debido a que de ser así, el sistema estaría retrocediendo con la aprobación de una ley nefasta que traería de nuevo la politiquería a los hospitales”.


Por su parte, Claudia Nidia Alcaraz, presidente de Asmetrosalud, señaló que “rechazan totalmente la reforma a la salud, debido a que esta debe ser un derecho fundamental que no debe ser vendido”. Por eso, pretenden que “se escuchen las voces de los colombianos que refutan este proyecto y que no siga su curso en la Cámara”.


Así mismo, Leopoldo Giraldo, presidente de la Junta Directiva de la Asociación de Empresas Sociales de Antioquia, comunicó que se encuentran  comprometidos con la causa y por eso están impulsando plantones y movilizaciones en otros municipios del departamento. Además, informó que hoy se realizará un foro en el Hospital General de Medellín, con secretarías y gerentes de hospitales para analizar los riesgos que la reforma le está poniendo a los diferentes sectores. 


Paulina Hurtado García, residente de Cirugía Oral y Maxilofacial de la Universidad de Antioquia, manifestó que esperan que el Gobierno entienda que para ser un tipo de reforma a la salud se debe tener en cuenta el pueblo, los beneficios de los ciudadanos y no solo los intereses de ellos. Por eso están en asamblea indefinida hasta que se pare la firma de la reforma que se pretende lanzar.


Finalmente, Julián Zuluaga Villegas, residente de Neurocirugía, expresó que lo que se quiere es que paren la reforma porque va en detrimento de todos los colombianos.



Panorama

La protesta fue generalizada en todo el país. En Bogotá, la marcha presentó bloqueos y congestión, más de 20.000 personas recorrieron las calles de la capital hasta llegar a la Plaza de Bolívar, donde finalizó.


La asistencia también fue masiva en Cali y Bucaramanga, las manifestaciones finalizaron sin alteraciones de orden público.