Economía

To invest or spend the Christmas bonus, a decision not so obvious
Invertir o gastar la prima, una decisión no tan obvia
Autor: Yonatan Rodríguez
12 de Diciembre de 2016


Es importante recordar que aunque es un dinero extra, si no se sabe invertir sabiamente, la prima podría ser el principio de una deuda y no un dinero extra. Prudencia e inteligencia financiera, las claves para un gasto exitoso.


Foto: Cortesía 

Según Fenalco, el 31% de los trabajadores planeó gastar la prima en regalos en 2015. 

Si bien la importancia del ahorro es un concepto unánime entre los asesores financieros, también entender el recreo y ocio como una inversión en sí mismo, y no como un despilfarro, es una habilidad que compone los hábitos inteligentes en el gasto. La prima de servicios, especialmente en la época decembrina, se ha convertido históricamente en la aliada de esos ‘caprichos’ que durante todo el año se evitan. 


Y aunque se considera financieramente sano invertir este dinero extra en bienes y servicios que no representarán ninguna rentabilidad, como regalos y viajes, es importante gastar este ingreso con prudencia, para que no pase de ser la realización de un deseo, a la cuota inicial de una deuda que no se tenía prevista. Así lo explica Carlos Villarreal, profesor de Economía de la Universidad de Antioquia, quien afirma que en esta época del año el consumidor está especialmente propenso a tomar decisiones irracionales, que podrían perjudicar su estructura financiera personal. “Lo recomendable es tratar de terminar el año con cero deudas y tener prudencia en el gasto, es valioso hacer el ejercicio de hacer un cierre contable personal, es decir, prepararse para terminar el año sin obligaciones adquiridas en los últimos dos meses”, señaló el experto al agregar que bajo ninguna situación el gasto en viajes o regalos debe exceder el valor recibido en la prima, o en el ingreso que se destinó con anterioridad para ello. 


Desde otra perspectiva, el grupo experto en mercados financieros Old Mutual también extendió recomendaciones importantes al momento de destinar este ingreso, anotando que la mayoría de las personas tiende a olvidar que en enero y febrero se presentan muchos gastos, y que es importante estar preparado, por lo menos sin deudas, para que cuando estas responsabilidades lleguen puedan pagarse sin mayor dificultad, y sin recurrir a créditos. 


Pensar en que luego de la época festiva viene el ‘guayabo‘, es otra de las advertencias que hace Old Mutual para fomentar la parsimonia en el gasto, al recordarles a los compradores que luego de las vacaciones siempre esperarán obligaciones como los servicios, las rentas y las deudas. 


“El problema con la prima es que lleva a lo que los economistas llaman ilusión monetaria; es decir, pensar que tengo mucho más dinero y que puedo gastar a manos llenas, excediendo lo que realmente puedo comprar con ese dinero. En términos coloquiales, la ilusión monetaria es sentirse rico, cuando en realidad no lo es”, explicó la entidad financiera, al aconsejar que si este año nota que sus ingresos, con prima incluida, no alcanzan para cubrir sus gastos decembrinos, considere un plan de ahorro, que desde enero pueda alimentar, y al finalizar el año disfrute sin mayores preocupaciones . 



¿Cuánto me debe llegar de prima?

Por concepto de prima de servicios, el cálculo se puede realizar de manera simple de acuerdo con el tiempo trabajado, es decir, el valor devengado en el semestre, dividido los días laborados, y este resultado multiplicado por 15 días. De esta manera podrá saber cuánto le corresponde por esta prestación de Ley. Recuerde no omitir del cálculo los fines de semana ni los festivos laborados. Aunque ya se ha legislado a favor de los trabajadores de servicio doméstico, los conductores del servicio familiar y los trabajadores de una finca de recreo, la figura de contrato de prestación de servicios sigue  sin tener derecho a la prima. 




Inversión

Otra opción para usar la prima  es la inversión. Al respecto, María Mercedes Machado, presidente de Multibank en Colombia, explica: “Existen diferentes opciones que se adaptan a las necesidades de los usuarios. La adquisición de estos productos es otra forma provechosa de invertir la prima, gracias a las tasas de interés y la rentabilidad que generan, así como a la seguridad y el respaldo que recibe el cliente por parte de entidades vigiladas por la Superintendencia Financiera”.


“La inversión de este ingreso adicional puede sacarlo de aprietos”, agrega Machado, y sugiere entre las posibilidades para maximizar el dinero de sus primas, generar rentabilidad y optimizar el flujo de caja personal y/o familiar, la adquisición de productos bancarios, como CDT´s y cuentas de ahorro. Todo a través de entidades vigiladas que le brinden respaldo y asesoría.