Economía

Attention: your savings should not depend on the level of income
Ojo: que su ahorro no dependa del nivel de ingresos
Autor: Yonatan Rodríguez
31 de Octubre de 2016


Aunque en este momento las tasas de ahorro no sean atractivas para los pequeños capitales, expertos insisten en que la cultura del ahorro no debe verse comprometida por las utilidades.


Foto: Cortesía 

Siete de cada diez colombianos ahorran de forma voluntaria, según el estudio ‘Ahorro Latam 360°’. 

Si un nivel bajo de ingresos ha sido su mejor excusa para no ahorrar, su futuro estaría comprometido. Aunque lo recomendable es ahorrar como mínimo un 10% del total de los ingresos, analistas coinciden en que la falta de ahorro es más un problema de cultura que de ingresos. 


Así lo explica el profesor de Economía de la Universidad de Medellín y especialista en  Finanzas Públicas, Jorge Coronel López: “Ahorrar no es una tarea fácil, depende de tener un empleo y también de la forma como se distribuye este ingreso. El parámetro que determina el ahorro sin duda es el consumo, hay hogares que aunque tengan ingresos bajos, pueden generar algún tipo de ahorro, y es lo ideal, mientras que otros con las mismas características o mejores, no destinan nada al ahorro”, señaló el analista. 


Las dos formas tradicionales de ahorro, bien sea en los portafolios de las entidades financieras o con la tradicional alcancía, son válidas siempre y cuando haya una disciplina a la hora de separar el porcentaje que se va a ahorrar “. Así lo considera María Teresa Macías, master en Microfinanzas y profesora de Economía de la Universidad de la Sabana. “Lo que se gana, se gasta. En cada estrato existen condiciones de vida que hacen que se ajusten a los requerimientos de su entorno, por ello, es importante fijar, sin importar los ingresos, un ahorro fijo de un 10%”. Macías, también indicó que algunos productos tienen buenas utilidades y obligan a las familias a ser cautelosos con el gasto, es el caso de los CDT mayores a 60 días, y las cuentas AFC, que penalizan los retiros. 


Respecto al mejor momento para ahorrar, Raúl Cardona Montoya, jefe del pregrado en Finanzas de Eafit, explica que debe ser en la juventud, que es cuando menos obligaciones financieras se contraen: “Es paradójico que en el mejor momento para ahorrar, los jóvenes prefieran gastar el excedente de sus ingresos en viajes y en bienes suntuarios en lugar de cimentar un futuro. Por ello, yo creo que el mejor método es obligarse a ahorrar por medio de un producto que no tenga poder inmediato, como una pensión voluntaria deducida directamente de nómina, o un fondo a un término definido”, sostuvo Cardona.



El ahorro en los jóvenes

Según datos publicados en mayo de este año por el estudio de las firmas Sura Asset Management y Merlin Research, conforme a la opinión de 12.000 personas de América Latina, en Colombia, el 23% de los jóvenes ahorran para viajar; un 22%, para proyectos personales; 17%, para imprevistos, y 14%, para adquirir productos. La población del país se encuentra entre las personas más conscientes frente a la responsabilidad de construir un ahorro y conseguir una estabilidad financiera que, según el 46% de los encuestados es jalonada en su mayoría por las mujeres, como principales influencias en la conducta del ahorro de las familias.