Economía

The dollar, first one affected by the No
El dólar, primer afectado por el No
4 de Octubre de 2016


Un día de alta volatilidad vivieron los mercados bursátiles de Colombia ayer, como resultado del triunfo del No en el plebiscito. Un aumento de la divisa y de las tasas de títulos a largo plazo fueron los principales efectos en esa primera jornada.



Cortesía Credicorp Capital

La moneda colombiana inició la jornada de ayer con una depreciación de -2,20% como una reacción a los resultados del plebiscito.

Al cierre de la jornada de ayer, los mercados reaccionaron de manera negativa ante lo que se consideró un sorpresivo triunfo del No en el plebiscito de los acuerdos de paz. Con un aumento de $58 en el dólar, y de 0,2% en la tasa de los títulos de deuda pública doméstica, se expresó la preocupación de los inversionistas internacionales que, en su mayoría, daban por hecho el triunfo del Sí, y con ello un mayor respaldo en el congreso para la Reforma Tributaria. 


Daniel Velandia, director de investigaciones económicas de Credicorp Capital, relató los pormenores de una jornada marcada por la incertidumbre: “Los TES siempre reflejan riesgos fiscales, y por ello es apenas predecible su comportamiento. Lo que más impactó en el gremio fue la preocupación de que las calificadoras de riesgo nos bajen la calificación soberana que hoy (ayer) para Colombia se ubica en la triple B. De suceder esto no nos quitarían el grado de inversión, pero sí dejaría muy al borde del terreno negativo a la economía”, aseguró el experto. Quien señaló además que en el transcurso del día se llegó a un consenso entre analistas, economistas, inversionistas y calificadores, quienes resaltaron la importancia que ahora, más que nunca, tiene la presentación de la Reforma Tributaria, agendada para el 11 de octubre, esperando en ella tanto rigurosidad y fuerza, como en una oportuna puesta en común, que brinde confianza a los inversores.


Ante esta postura, Juan Ballén, estratega de la comisionista del Grupo Aval Casa de Bolsa,  coincide en que el Gobierno esperaba, por el contrario, imprimir vigor a esta presentación ante el Congreso con el respaldo político que ofrecería la victoria del “Sí” en el plebiscito. “Antes había cierto panorama que esperaba un triunfo del sí desde el inversionista extranjero, y ahora llega un cambio de expectativas que se ha manifestado en las cifras, aunque considero que pudo ser un impacto mucho peor, y que  no hay señales para encender alarmas”, explicó Ballén. 


Desde el punto de vista de Juan Fernando Muñoz, trader especialista de Coltefinanciera, la reacción del mercado busca adaptarse de manera rápida a unas nuevas condiciones.  “Esta jornada el gremio de la bolsa vivió más un ambiente de inquietud sobre lo ocurrido, la percepción de grandes inversionistas es negativa, o de duda en el mejor de los casos. Eso se ve reflejado en el cambio de la Tasa Representativa del Mercado (TRM) que estuvo en $2.880 y que dado el ambiente de inquietud evolucionó hasta llegar a $2.938. Allí hay un indicio de una recepción negativa”, indicó el corredor, advirtiendo que los analistas deberán estar muy atentos en los próximos días a las señales que den cuenta del ambiente político que ya está bajo la mira de las calificadoras de riesgo. 


Pese a que los mercados cerraron el día con un impacto a la baja, los analistas coinciden en que una desvalorización del peso es comprensible dadas las circunstancias y que otros indicadores de la estabilidad económica como el Riesgo país, que permaneció estable en 222 puntos, dan una clara señal de que, por ahora, la inversión extranjera sigue teniendo una confianza considerable en la economía colombiana. 



Las calificadoras de riesgo

Las principales reacciones de los mercados ante la negativa que tuvo el plebiscito en las urnas se vieron reflejadas hoy en conceptos emitidos por las entidades financieras internacionales. Multinacionales como Goldman Sachs, Citi y Ashmore proyectaron bajas tanto para el peso colombiano, como para los títulos de deuda pública doméstica (TES) expedidos por el Banco de la República, que mantuvo estable la tasa de intervención en un 7,75%. Por su parte, el Colcap (principal indicador del comportamiento del mercado accionario colombiano), reflejó una caída del -0,62% al inicio de la jornada y de un -0, 72% para su cierre, mostrando así una disminución en la rentabilidad de las 20 acciones más líquidas de la bolsa en Colombia.