Economía

FDN: Todo el dinero de Isagén irá a vialidad
Autor: Igor Eduardo Torrico Silva
20 de Septiembre de 2016


El presidente de la Financiera de Desarrollo Nacional, Clemente del Valle, respondió a las críticas hechas al uso del dinero producto de la venta de la generadora.



Ministro Mauricio Cárdenas el día de la subasta de Isagén en la BVC.

Cortesía MinHacienda

Ante las voces críticas preocupadas porque la totalidad de los recursos producto de la venta de Isagén no se terminen empleando en la vialidad 4G, como se había prometido desde un principio, el presidente de la FDN, Clemente del Valle, dijo a El MUNDO que ese “es el compromiso del Gobierno” y aseguró que el desembolso faltante se hará en enero de 2017.


Del Valle respondió así a las críticas hechas por el economista José Roberto Acosta, quien señaló: “No han llegado la totalidad de los recursos al destino que prometió el Gobierno”. Precisó que descontando el 10% correspondiente al Fondo de Pensiones de Entidades Territoriales, hasta julio pasado sólo se habían entregado al FDN, $2,5 billones. Los restantes $3,3 billones están en la Tesorería nacional, “incumpliendo lo que había prometido inicialmente de entregarlo a la Financiera o al Fondo de Desarrollo” acotó Acosta.


Sin embargo, según el presidente de la FDN: “Los otros 3,3 billones van a ser transferidos una vez se apruebe el presupuesto del Gobierno y arranque la vigencia del presupuesto 2017”.


Pero la otra crítica de Acosta está referida a la forma en que la Financiera está empleando los recursos. Aunque en términos prácticos los mismos están en manos de la FDN, la realidad es que ellos son del Gobierno a través del Fondo para el Desarrollo (Fondes), por lo que para acceder a estos la Financiera creó unos bonos, del tipo subordinados, cuyo comprador fue el Fondo. De esta manera la FDN cuenta con el dinero, pero debe pagar un rendimiento del mismo, similar a quien pide un préstamo bancario.


Bonos subordinados


Esta figura del bono subordinado es criticada por Acosta, quien indicó que  “este instrumento es muy poco utilizado” y agregó: “Esos $2,5 billones están en cuenta de ahorros y CDTs y no se han desembolsado a los constructores. Algo penoso porque desde enero que se vendió Isagén, resulta que estos tipos (los concesionarios) no tienen definido los cierres financieros, a pesar de que se nos dijo lo contrario”.


A esto agregó Acosta que la FDN está prestando los recursos a las constructoras a unas tasas supremamente elevadas, de tal suerte que hay un alto riesgo de quiebra y si eso pasa, no le van a pagar a la Financiera, y “habremos perdido en 3-4 años la totalidad de la plata de Isagén”.


En relación a estos cuestionamientos Del Valle explicó que no existe riesgo de impago por parte de las constructoras y sobre la situación actual agregó: “Los desembolsos a los proyectos se harán en la medida que estos lo requieran y una vez hayan cumplido los requisitos establecidos como las licencias ambientales; mientras tanto la plata la tenemos segura e invertida en instrumentos de corto plazo para poderla girar cuando sea requerido”.


Admite que el rendimiento de corto plazo no es tan rentable, pero señala que es temporal y lo importante es tener los fondos listos para lo que fueron destinados. Cuando se hagan los desembolsos, los proyectos pagarán intereses superiores en varios puntos de lo que la FDN tiene que pagar al Gobierno por los bonos subordinados. “Sin embargo, son tasas razonables dado que nuestra sólida estructura financiera permite mitigar adecuadamente los niveles de riesgo. Es así como la FDN genera su rentabilidad, que al final es la de la Nación” precisó Del Valle.


“Ni en el mediano ni en el largo plazo va a haber pérdidas, sólo en el corto plazo y eso es lo normal. En la medida que los desembolsos comienzan a darse en forma los ingresos más que compensan los costos del fondeo” concluyó el presidente de la FDN.