Economía

“The government does not trust us”
“El Gobierno no confía en nosotros”
Autor: Duván Vásquez
7 de Agosto de 2016


Esa es la apreciación del presidente de la Federación Colombiana de Cooperativas de Ahorro y Crédito, Financieras y de Propiedad de Grupos Cooperativos (Fecolfín)


Foto: Bladimir Venencia 

Enrique Valderrama es el presidente ejecutivo de Fecolfín desde mayo de 2014.

Esta situación inquieta a las 38 entidades de ahorro y crédito que conforman ese gremio, porque situaciones  realmente ajenas a sus actividades le han creado una mala fama a las cooperativas, como lo expresó a EL MUNDO, Enrique Valderrama, quien sostuvo, además, que buscan que se les reconozca como un instrumento idóneo para canalizar recursos estatales. 


¿Por qué sienten que no cuenta con ustedes para canalizar recursos del Estado?


Lo que ocurre  es que hay una cantidad de trabas que le pone el Gobierno a las entidades cooperativas. Por ejemplo, si tú fueras a hablar de vivienda, y tú sabes que las cooperativas tienen mucha gente de clase media que podrían entrar a Mi Casa Ya, que es las que tiene los seis puntos de subsidios del Estado, cuando sacan la resolución dice que este decreto rige para las entidades vigiladas por la Superintendencia Financiera, o sea que de tajo saca a las otras entidades.


Quedan las cinco cooperativas grandes (Cotrafa, CFA, Coofinep, Confiar y Jhon F. Kennedy), pero el resto queda por fuera.


Si nosotros somos vigilados (por la SuperSolidaria), somos controlados, si tenemos unas disciplinas, si hemos actuado con profesionalismo, si hace quince años no ha habido ningún siniestro, ¿por qué razón tanto temor de entregarnos esos programas? Es un sesgo para no dejarnos avanzar en el mercado. 


¿Qué respuesta han recibido del Ejecutivo?


No ha revisado. La última respuesta que yo tuve fue que eso lo tenían que hablar con el Banco de la República, porque había una restricción por el Emisor para las cooperativas.


No se ha hecho ninguna acción. Cada rato se hablan de recursos muy importantes y estos nunca van canalizados por las entidades cooperativas que son las que conocen y estamos en todas partes.


La totalidad de las cooperativas de ahorro y crédito tiene más de 820 oficinas diseminadas en toda la geografía colombiana, sin contar los corresponsales.


Entonces, tenemos vocación y sabemos hacerlo. Pero no confían en nosotros.


Siento que el Gobierno no tiene una percepción muy buena de las entidades nuestras.


¿Por qué esa percepción?


Porque todavía están cargando con un lastre de hace 16 años que fue la crisis financiera que se la están achacando al cooperativismo.


Después de 1998 en adelante empezaron a reglamentar los bancos. Y les dijeron que ustedes no pueden hacer operaciones múltiples. Ellos tenían las compañías de seguros, tenían el Leasing, el Factoring, tenían todo ese tipo de operaciones allá. Y les dijeron: ‘Ustedes solamente hacen una’. Entonces tuvieron que crear las empresas de Leasing, Factoring, y tuvieron que crear una serie de cosas como empresas independientes.


O sea que no fue el sector el que tenía el problema de regulación, el que tenía el problema de regulación era el sistema financiero, estaban incluidos los bancos.


Y ahí nació la Ley 454 para las cooperativas, que también las reglamentaron. Les pusieron barreras de ingresos para crear una cooperativa de ahorro y crédito. Les pusieron todas las limitaciones del caso.


Entonces ahí está realmente expreso lo que nosotros hemos hecho y lo que estamos pidiendo.


Y entonces, ¿por qué recientemente el ministro Cárdenas pidió mayor vigilancia para las cooperativas, a propósito de lo sucedido con Estraval?


Estraval es de unos señores particulares que montaron una empresa. Esa compañía no tuvo vigilancia de las superintendencias Financiera ni de Economía Solidaria. Esa compañía no tuvo nada que ver con el ahorro y crédito. Era para el crédito pero no de ahorro y crédito.


Estas sí tienen alta vigilancia de la Supersolidaria, tienen unos parámetros específicos, tienen que hacer unos reportes permanentemente, tienen que tener un fondo de liquidez que es el 10% de la cartera colocada en sitios seguros para responder, tenemos Fogacoop.


Yo lo que quiero es que las cooperativas de ahorro y crédito las vamos separando y nos pongan a nosotros en otro renglón, porque eso es un problema reputacional.


¿Qué esperan por lo pronto?


Nosotros no esperamos que nos den. Lo que buscamos es que nos reconozcan como un instrumento válido para permear en todos esos procesos; sobre todo porque tenemos una red social muy bien construida con la gente de la base. Ese es el reclamo que hacemos, que no nos ignoren.



Convención financiera

Entre el 12 y 13 de octubre de este año se llevará a cabo en Cartagena la Convención Financiera de Cooperativas 2016, que es organizada por Fecolfín.


Este evento contará con importantes conferencistas, representantes del Ministerio de Hacienda, las superintendencias Financiera y de la Economía Solidaria y colaboradores de las cooperativas con actividad financiera en el país y el exterior.


También, “vamos a hablar de una cosa que está montada en Brasil, que se llama una marca compartida. Y es que coge todas las cooperativas, se unen bajo una sola marca que se llama Sicredi. Entonces esa marca, con los volúmenes que tiene cada uno en su patrimonio, le puede decir a la opinión pública: ‘Yo respondo por esto si la cooperativa aparece allá’. Aparece una marca grande respaldada por todas estas entidades”, señaló Valderrama al destacar que representantes de esa marca contarán esa experiencia en la Convención, en busca que el gremio pueda hacer algo similar en Colombia.