Mundo deportivo

Rio gets full of stars
Río se llena de estrellas
3 de Agosto de 2016


Aunque son varios los deportistas que no estarán en las justas olímpicas, también son muchas las grandes figuras del deporte mundial que dijeron presente en Río y que deleitarán a los aficionados deportivos con su gran talento.


Foto: EFE 

Usain Bolt ha sido campeón olímpico dos veces en las pruebas de 100, 200 y 4 x100 metros.

Redacción/Agencias


Una verdadera constelación de estrellas se robará las miradas de los amantes del deporte en Río de Janeiro, donde desde este viernes competirán en la edición número 31 de los Juegos Olímpicos.


Durante quince días de competencia, las tierras brasileras albergarán a más de 10.000 atletas procedentes de 206 países, entre ellos algunos de los máximos ídolos deportivos del mundo.


El atleta jamaiquino Usain Bolt, el futbolista brasilero Neymar, el nadador estadounidense Michael Phelps, el tenista serbio Novak Djokovic, la gimnasta estadounidense Simone Biles, el ciclista británico Christopher Froome, el basquetbolista estadounidense Kevin Durant y el gimnasta japonés Kohei Uchimura son algunas de las grandes figuras que adornan estas justas olímpicas.


A pesar de la situación que se vive en Brasil por los problemas internos y por la amenaza del zika, estos grandes deportistas se encargarán de hacer olvidar todas las situaciones ajenas a lo deportivo y tratarán de brindar su mejor espectáculo.


Usain Bolt es sin duda la máxima estrella en Río, su presencia es necesaria como pocas veces lo ha sido un atleta en una cita olímpica. Apenas le quedan superestrellas al atletismo y menos aún figuras libres de toda mancha. Sin él, Río lloraría; con él ríe, se ilusiona y se apresta a disfrutar con un tercer triplete (100, 200 y 4x100) que agrandaría aún más su leyenda.


El local Neymar tiene a sus espaldas el peso de levantar de la depresión futbolística y social en la que se encuentra su país tras el “mineirazo” del Mundial y la recesión que acosa al gigante sudamericano. Un reto mayúsculo en un torneo menor en el mundo fútbol, pero no para la verdeamarela, que no tiene el oro olímpico. 


Las grandes expectativas están sobre cada uno de estos deportistas, quienes llenarán el vacío que dejaron las otras grandes ausencias de estas, las máximas justas deportivas del planeta.