Columnistas

Proceso histórico del ferrocarril de Antioquia III
Autor: José Maria Bravo
9 de Julio de 2016


Entre los años 1864 y 1873, empezó a tratarse seriamente la cuestión del ferrocarril en las altas esferas oficiales, y se llegó por parte del Gobierno de Antioquia, a un convenio para el estudio de la vía férrea hacia el río Magdalena.

Entre los años 1864 y 1873, empezó a tratarse seriamente la cuestión del ferrocarril en las altas esferas oficiales, y se llegó por parte del Gobierno de Antioquia, a un convenio para el estudio de la vía férrea hacia el río Magdalena, proyecto que no se pudo llevar a cabo.


A fines de 1873 vino a Antioquia, Francisco Javier Cisneros con su amigo don José Antonio Céspedes, natural de la costa atlántica, quien residía en la ciudad de Colón. Fue él quien puso en contacto, mediante correspondencia, a Cisneros con el Gobierno de Antioquia.


El 14 de febrero de 1874 se firmó el contrato para la construcción del ferrocarril de Antioquia, entre el señor Francisco Javier Cisneros como contratista, y el señor. Marco Aurelio Arango, quien representaba al Estado Soberano de Antioquia, como Secretario de Fomento. Lo aprobó el Presidente del Estado Soberano de Antioquia, don Recaredo de Villa.


Bueno es recordar, que desde años anteriores, los colombianos soñaban con cruzar el territorio nacional de sur a norte. Como parte de ese anhelo, el joven y malogrado estadista Pascual Bravo, como presidente del Estado Soberano de Antioquia, había planteado la necesidad de construir un camino de Medellín al río Magdalena, que era especialmente necesario, porque además, al haber fundado la Casa de Monedas en Medellín, la introducción de los equipos se facilitaría teniendo esta vía. 


La construcción de carreteras en el Departamento fue muy posterior; comenzó en la segunda década del siglo XX, en la época de la primera guerra mundial, y fue la carretera del Limón a Santiago, la primera de gran importancia que se construyó en la cuesta de La Quiebra, buscando conectar las dos divisiones del Ferrocarril de Puerto Berrío. Antes se había construido un carreteable, para diligencias entre Cisneros y Botero, puntos terminales de las dos divisiones del ferrocarril en esos momentos, también para salvar La Quiebra parte del cual fue aprovechado.


Al decir de los ingenieros, fue considerada como la vía más bien trazada dentro de su clase, ya que tenía muy buenas especificaciones. Fue además la primera vía del departamento que recibió un tratamiento de pavimento, del cual se conservaron algunos restos por varios años. Por esta carretera se hacía el trasbordo de la carga y pasajeros del ferrocarril, que se movilizaban en los viejos camiones Mack de rueda maciza, y en coches de tracción animal. 


Fue en 1875, cuando el ingeniero cubano Francisco Javier Cisneros dio inicio a la construcción de un caserío apropiado para puerto fluvial sobre el río Magdalena y estación de ferrocarriles, en el sitio donde se encuentra. En 1881 se le dio la categoría de municipio, y en 1883 fue constituida la coadjutoría.


Puerto Berrío fue considerado como la llave del departamento de Antioquia. Está localizado a 123 metros sobre el nivel del mar y tiene una temperatura promedia de 27ºC, El área municipal es de 1930 Km2 y estaba limitado por el norte con Yolombó y Remedios, por el sur con Puerto Nare, por el oriente con los departamentos de Santander y Boyacá, por el occidente con los municipios de Maceo, Caracolí y San Carlos. 


Su territorio estaba estructurado en la hoya del río Magdalena, siendo plano y cenagoso en su mayor parte; al occidente se levanta parte de las estibaciones de la cordillera Central, sobresaliendo por su elevación la cuchilla de Las Águilas; cruzan el municipio los ríos Magdalena, San Bartolomé y Nus. Está a una distancia de Medellín por ferrocarril de 194 kilómetros.


El pasado nos interroga sobre: ¿Antioquia sí volverá a tener ferrocarril después de la firma del acuerdo de constitución de la sociedad Ferrocarril de Antioquia y el nombramiento y posesión de su gerente?