Economía

End of clauses untied telephone users
Fin de cláusulas desamarró al usuario de telefonía
Autor: Monica Andrea Saavedra Crespo
6 de Julio de 2016


La cláusula de permanencia en los servicios móviles era un acuerdo en el cual se comprometía a mantener el contrato por un tiempo determinado a cambio de la financiación de un celular o pagar


Foto: Archivo El Mundo 

Las quejas de usuarios respecto al servicio de telefonía móvil disminuyeron en 28% durante el 2015, según la Superintendencia de Industria y Comercio.

Un incremento del 185,3% de la venta de los planes prepago de telefonía móvil, el aumento en un 73,6% de la participación de los equipos con tecnología 4G y la disminución de 28% en las quejas de ese servicio son algunos de los beneficios del fin de las cláusulas de permanencia de la operación celular, que desamarró a los usuarios de los contratos con los operadores.


Esto es resultado de la implementación hace dos años, el 1 de julio de 2014, de la Resolución 4444 de la Comisión de Regulación de Comunicaciones (CRC).


Esta también ha permitido, según el Ministerio de Tecnología de Información y las Comunicaciones (MinTIC), a que la telefonía móvil continúe con una tendencia creciente, tanto así que en el segundo trimestre de 2015 había ya 55,98 millones de líneas de servicio celular activas. Así mismo, 5,13 millones de suscriptores cuentan con internet móvil.


Otra de las ventajas ahora para el usuario es la portabilidad numérica, ya que al tiempo de que no se amarra al usuario a un servicio con una empresa determinada, también se puede trasladar el número del celular a otro operador.


En ese sentido, Germán Darío Arias Pimienta, director de la CRC, sostuvo a EL MUNDO que es importante no amarrar la venta del teléfono al plan de servicios. Por eso, ante una disminución de la venta de equipos de alta gama, se debatirá el regreso de cláusulas de permanencia, pero en el que el usuario no se sienta amarrado al operador.


 


Se abre un debate


Ante la desaceleración del comercio de equipos de gama alta, distintos operadores han solicitado que se estudie la posibilidad del regreso de las cláusulas de permanencia para que se puedan subsidiar los teléfonos. Uno de ellos es TigoUNE.


Marcelo Cataldo, vicepresidente comercial de TigoUNE, le había dicho a EL MUNDO que la realidad del mercado colombiano ha cambiado, debido a que pasó de un valor del dólar de $1.800 a rondar los $3.000, que si se le suma los intereses de la financiación, “un teléfono que antes le valía $1’500.000, hoy valdría $4’000.000”.


Es así que se abre el debate para que las cláusulas de permanencia vuelvan a regir, ya que el panorama cambió en el 2015.


Al respecto, el ministro de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones, David Luna Sánchez, ha expresado que “desafortunadamente el alto precio del dólar está impactando negativamente en dicha tecnología y lo que queremos es que haya total libertad para que el ciudadano pueda escoger si quiere o no quiere una financiación”. Por lo que es válido conversar la situación de las cláusulas.


A pesar de todo ello, el sector de la telefonía móvil sigue dinámico y su penetración en el mercado ya alcanzó un 116,1%.



Usuarios del servicio

Los siguientes usuarios opinaron sobre las cláusulas de permanencia a través de Facebook:


Luis Ramírez: “Yo la verdad estoy en contra de esas cláusulas. Ya me han pasado chascos con los operadores en los que cometen abusos y ponen sobrecostos. Pero uno no se puede retirar por esas cláusulas”.


John Mondragón: “Si se conoce la cláusula antes de ‘entrampar’, ya queda uno avisado a qué atenerse”.


Cristian Guerrero: “El cliente debería tener la opción de decidir entre amarrarse a una cláusula que lo ate a su operador con una sanción razonable si se da incumplimiento del contrato pero teniendo acceso también a un precio más bajo por el equipo adquirido. Desde que se eliminaron las cláusulas el precio de los equipos ha aumentado y la demanda de equipos de gama alta se ha visto afectada por lo mismo”.


Óscar Rojas: “No me gustan las cláusulas de permanencia y aunque al parecer están abolidas, las empresas de telefonía celular ofrecen equipos de gama alta en cómodas cuotas, pero sólo si te acoges a un plan de datos de ‘x’ precio durante todo el tiempo del crédito (de todas formas tienes que estar atado)”.


Estefanía López: “En contra total de esas cláusulas, si por decisión propia estoy adquiriendo un servicio, tengo la total libertad también de salir de él cuando desee. El bajo coste de los equipos no son más que un amarradero en donde finalmente somos los clientes quienes sufrimos más por la negligencia de los operadores. Unas por otras como dice el dicho”.