Fútbol en el Mundo

Without history, but attractive
Sin historia, pero atractivo
16 de Junio de 2016


Los partidos de cuartos de final y semifinal de la Copa América se resolverán, en caso de empate, con lanzamientos desde el punto penal. Sólo habrá prórroga de 30 minutos en la final.


Foto: EFE 

Christian Noboa es equilibrio en el mediocampo ecuatoriano.

Redacción-EFE


Ni la selección de Ecuador, ni el seleccionado estadounidense saben lo que es levantar el trofeo de campeón en este torneo continental. Para dar camino a la hazaña por el título de la Copa América Centenario se tendrán que enfrentar esta noche (8:30 p.m.) en el estadio de la ciudad de Seattle.


Los ecuatorianos procurarán derrotar al anfitrión, que contará con el apoyo de su público, para igualar su mejor actuación en el evento continental, la semifinal que jugó hace 23 años cuando realizó la Copa por primera y única vez.


Con dos empates (ante Perú 2-2 y Brasil 0-0) y un triunfo frente a Haití (4-0), los suramericanos superaron la primera fase,  pero ahora se verán con un rival reanimado, que viene de menos a más. La selección de las barras y las estrellas cayó en el partido inaugural ante Colombia (0-2), pero se recuperó con una goleada a Costa Rica (4-0) y con un esforzado triunfo ante Paraguay (1-0), en el que jugó 45 minutos con un hombre menos.


Los estadounidenses pretenden alargar la racha de buenos resultados y apoyarse en la hinchada que los alentará para instalarse entre los cuatro mejores del más antiguo torneo de selecciones.


“Espero un estadio lleno y unos hinchas pasionales. Nos impulsarán un mil por cien”, adelantó el técnico Jürgen Klinsmann, quien espera que los 67.000 espectadores del CenturyLink Field de Seattle conviertan el recinto en una olla a presión. Juega a su favor que esta ciudad al noroeste de Estados Unidos es la más futbolera del país y cuenta con un potente club local, el Seattle Sounders. Precisamente en ese equipo milita la estrella de Estados Unidos, el delantero Clint Dempsey, autor de dos tantos en el torneo. Junto al delantero, quien ha jugado en el fútbol europeo en equipos como el Fulham y el Tottenham Hotspur, se destaca el mediocampista Michael Bradley, exjugador del Roma.


Para este partido las dos escuadras sufren bajas importantes. Por el lado de los dirigidos por el argentino nacionalizado boliviano Gustavo Quinteros, no podrán contar con el delantero titular Miler Bolaños, quien posiblemente será sustituido por Jaime Ayoví. Por el otro lado, el alemán Klinsman no tendrá al defensor DeAndre Yedlin, expulsado en el último encuentro ante Paraguay. Michael Orozco, de origen mexicano, se perfila como el más probable sustituto.


Un juego con poca historia, pero atractivo, con mucho para encantar porque ambos seleccionados se prepararon para hacer la mejor participación en esta edición especial del torneo que celebra sus 100 años. 



Probables alineacione

Estados Unidos:


Brad Guzan


Michael Orozco


Geoff Cameron


John Brooks


Fabian Johnson


Michael Bradley


Jermaine Jones


Alejandro Bedoya 


Bobby Wood


Clint Dempsey 


Gyasi Zardes


DT: Jürgen Klinsmann.


Ecuador


Alexánder Domínguez


Juan Carlos Paredes


Arturo Mina


Frickson Erazo


Walter Ayoví


Antonio Valencia


Carlos Gruezo


Christian Noboa


Enner Valencia


Jefferson Montero


Jaime Ayoví


DT: Gustavo Quinteros.


Árbitro: Wilmar Roldán (Colombia).


Estadio: CenturyLink Field de Seattle.


Hora: 8:30 p.m.




Árbitros colombianos

No sólo la Selección representa al fútbol colombiano en la Copa América Centenario. El grupo arbitral encabezado por Wilmar Roldán, quien estará acompañado por Alexánder Guzmán y Wilmar Navarro, dirigirá esta noche el primer encuentro de la segunda fase entre Estados Unidos y Ecuador.


Roldán, quien lleva ocho años como árbitro Fifa, tiene una extensa hoja de vida en la que destacan sus actuaciones en los Juegos Olímpicos Londres 2012, Mundial de Brasil 2014 y en la misma Copa América, toda vez que dirigió la gran final de la edición realizada el año pasado en Chile.


Además en el año 2013 ocupó la octava posición en la lista de los mejores árbitros del mundo y fue considerado por la Conmebol como Mejor Árbitro de Sudamérica.