Mundo deportivo

Caterine does not get tired of winning
Caterine no se cansa de ganar
3 de Junio de 2016


La antioqueña alcanzó ayer, en Roma, su victoria consecutiva número 34 y acrecienta la ilusión de los colombianos en el oro olímpico en la prueba de salto triple.


Foto: EFE 

Caterine Ibargüen se sobrepuso ayer a un mal inicio de la jornada y al final puso en orden la clasificación de la Liga de Diamante.

REDACCIÓN - EFE


Roma


La colombiana Caterine Ibargüen sigue haciendo historia en el triple salto y ayer consiguió una nueva victoria gracias a una mejor marca de 14.78 metros en la Golden Gala de Roma.


Ibargüen se impuso por delante del oro olímpico, la kazaka Olga Rypakova (14.51) y de la jamaicana Shanieka Thomas (14.46).


La de ayer fue una jornada angustiosa. Antes de su tercer salto, la atleta antioqueña estaba fuera del Top-3, algo inédito en los últimos cuatro años de competencias, y obligada a superar una marca mínima de 14,33 para seguir en la lucha por el primer lugar. Tal vez por eso, la habitual sonrisa de la deportista de Apartadó se cambió por una seria concentración. Tras su impulso y sus tres zancadas, la marca de 14,64 demostró que Caterine está lista para superar la presión y responder a la máxima exigencia.


Rypakova, última atleta capaz de batir a la colombiana, en las olimpiadas de Londres 2012, se había hecho con la ventaja en el segundo salto (14.51). Ibargüen, ya con su triunfo asegurado en la ronda final y tras dos saltos fallidos, decidió intentarlo en su última oportunidad, ya sin presión, y ratificó su victoria con 14.78.


La ganadora de oro en pista cubierta y principal rival de Ibargüen en la prueba de ayer, la venezolana Yulimar Rojas, protagonizó una presentación decepcionante y se quedó fuera de la final luego de un 14.09 como mejor marca y, tras fallar el segundo intento, no pasó de los 14.01 metros en el tercer salto.


La próxima cita para la triple saltadora antioqueña es el próximo domingo en Birmingham.


Histórica marca


El otro hecho destacado de la jornada lo protagonizó la etíope Almaz Ayana, quien se impuso en la prueba de 5.000 metros con una marca de 14:12.59, la segunda mejor de la historia, sólo superada por el récord del mundo, que posee su compatriota Tirunesh Dibaba desde el 6 de junio de 2008 (14:11.15).


Ayana, campeona del mundo en Pekín 2015, no dio opciones a sus rivales y acabó con 21 segundos de ventaja sobre la keniana Mercy Chrono (14:33.95). La también keniana Viola Jelagat Kibiwot completó el podio con 14:34.39.


La etíope apretó mucho en el final, cuando vio que podía realizar una hazaña histórica, y paró el cronómetro en 14.12.59, lo que supuso el segundo mejor tiempo en la prueba de 5.000 metros.


Ayana, de 25 años, cuenta con dos de los cinco mejores tiempos en esta especialidad y su marca se queda por detrás sólo de Tirunesh Dibaba, quien en Oslo 2008 corrió en 14:11.15.



Clasificación del salto triple

La siguiente fue la clasificación de la prueba del triple salto en la Golden Gala celebrada ayer en Roma:


1. Caterine Ibargüen (COL) 14.78


2. Olga Rypakova (KAZ)         14.51


3. Shanieka Thomas (JAM) 14.46


4. Kimberly Williams (JAM) 14.38


5. Liadagmis Povea (CUB) 14.33


6. Olha Saladujkha (UCR)         14.18


7. Yulimar Rojas (VEN)       14.09