Economía

Poultry farmers face great challenges
Avicultores se enfrentan a grandes desafíos
Autor: Monica Andrea Saavedra Crespo
28 de Mayo de 2016


El sector avícola creció los primeros cuatro meses de 2016 un 5,1%, básicamente jalonado por la producción de huevo que creció 8,8% y la de pollo 3,3%. Actualmente, el consumo per cápita de pollo está en 30,4 kilos y el de huevo en 252 unidades.


La tasa de cambio, la inflación, el IVA y los costos de las materias primas son desafíos que tiene el sector avícola y que fueron expuestos el jueves durante el Día de la Avicultura en Antioquia. A pesar de ello, Andrés Valencia Pinzón, presidente ejecutivo de la Federación Nacional de Avicultores de Colombia (Fenavi), manifestó que el sector crecerá entre un 3% y 4% este año.


De todos modos, los avicultores esperan con expectativa la segunda parte del año, debido a que “es un semestre en el que tenemos unos aumentos de los costos por cuenta del arancel que hay que pagar para el maíz amarillo que es del 14,6%. Eso seguramente afectará en los costos de producción, especialmente el alimento balanceado que es la materia prima fundamental para alimentar a las aves y esa es la preocupación que tenemos en este momento”.


De hecho, 2,5 millones de toneladas de maíz amarillo proveniente de Estados Unidos era el contingente sin arancel que importaron los avicultores para la producción de alimento balanceado para animales, pero que a mayo de este año se agotó y por el cual deben pagar nuevamente el gravamen por traerlo. Lo que aumentaría sus costos en la misma proporción.


El maíz amarillo que importa el país está destinado específicamente para la dieta avícola. El año pasado se importó alrededor de 4,8 toneladas, ya que la avicultura necesita entre el 60% y 70% de ese insumo, del cual una parte ingresa con arancel y otra sin él.


Y a pesar de haberle expuesto la solicitud al Gobierno para que les eliminara el arancel del maíz, no fue posible. Actualmente, “la inflación nos preocupa y que sigan creciendo los precios de los alimentos, por eso le estamos pidiendo que podamos traer maíz de otros orígenes como Argentina o Brasil al mismo arancel que estamos trayendo con Estados Unidos, o sea de 14,6%”, dijo Valencia Pinzón, al sostener que así es más rentable y es una forma de contrarrestar la inflación al acceder a unas materias primas que no son abastecidas hoy con la producción nacional.


“Pasamos de producir 700.000 a 1’400.000 toneladas de carne de pollo y de 6.000 a 12.000 millones de huevos y esos crecimientos no estuvieron proporcionados con un crecimiento en la producción de grano en el ámbito local”, adujo el dirigente gremial.


Otros factores


La tasa de cambio también incide, ya que como es un sector que depende 100% de las importaciones de granos, cualquier movimiento en el precio del dólar afecta el valor de esas compras en el exterior.


Para Valencia Pinzón, “hemos visto que la tasa de cambio ha tenido una ligera apreciación y seguimos en unos niveles bastante altos de $3.050, cuando hace dos años teníamos una tasa de $1.800”. Esos factores han evitado que puedan aprovechar la caída en los precios internacionales del maíz, teniendo un aumento en los precios de la materia prima.


Además, con el posible IVA de la Reforma Tributaria que planearía instaurar el Gobierno al gravar con un 5% alimentos de la canasta familiar como el huevo y pollo, que son bienes exentos, afectaría más el sector.


Esa propuesta de la Comisión de Expertos tendría un efecto en el bolsillo de los colombianos, ya que, de acuerdo con Fenavi, “con un IVA del 5% y un alza en los insumos, implicaría que los colombianos tendrían que pagar por lo menos $1,3 billones adicionales para poder consumir huevo y pollo y ese es un efecto negativo sobre todo en las clases más pobres que gastan una mayor proporción de su ingreso en alimentos”. 


Según el cálculo que ha hecho el gremio avicultor, el aumento en el precio del consumidor oscila para el huevo alrededor del 12,8% y para el caso del pollo 10,4%. 


Por eso es que los avicultores hicieron un llamado al Congreso para que cualquier propuesta de gravar la canasta familiar con IVA sea descartada. 



Estatus sanitario

McAllister Tafur Garzón, de la Dirección Técnica de Inocuidad e Insumos Veterinarios de la Subgerencia de Protección Animal del ICA, dijo que la inocuidad avícola se construye desde la finca hasta la mesa, pasando por la cadena de producción mediante “la cría, beneficio, sacrificio, expendio, transporte, ventas, cocina y, finalmente, el consumidor con el deber de que haya salud pública, competitividad y exigencia en los mercados y protección al consumidor”.


Sin embargo, Andrés Valencia Pinzón sostuvo que con la disminución de recursos al ICA se dificultan los esfuerzos para erradicar en el país la enfermedad de Newcastle.


Y aunque Fenavi tiene un plan diseñado, que está aprobado por el ICA, “sin recursos será complicado”, concluyó el presidente del gremio avicultor.