Economía

Reliability charge: awaiting revision
Cargo por confiabilidad: a la espera de revisión
Autor: Igor Eduardo Torrico Silva
23 de Mayo de 2016


El cargo por confiabilidad es el que permite contar con plantas de respaldo o energía de reserva en casos de sobredemanda de energía eléctrica, como la que provocó el fenómeno de El Niño.



La energía de respaldo es provista por plantas de generación térmica.

Cortesía Celsia

Durante los momentos más duros del fenómeno de El Niño, voceros del sector generador pusieron sobre la mesa la necesidad de revisar el costo del llamado “cargo por confiabilidad”, dado que consideraron que estaban trabajando a pérdida. Hoy, ya superada la emergencia eléctrica, no parece haber apuro en discutir el tema, aunque sigue en la agenda.


El 22 de marzo pasado, el director ejecutivo de la Asociación Nacional de Empresas Generadoras (Andeg), Alejandro Castañeda, decía a un medio impreso que, o se ajustaba el llamado precio de escasez o “es mejor que usted (Gobierno) coja las plantas, las intervenga y mire qué va a hacer con el sector”. El mismo día los representantes de la cadena del sector eléctrico, entre ellos Andeg, enviaron a los medios un comunicado que en un tono distinto pedía que: “Una vez se superen estos momentos difíciles (fenómeno de El Niño) se adelante una reflexión técnica de la regulación”.


De aquello han pasado casi dos meses, y del fin del programa Apagar paga, con el que prácticamente se descartó el racionamiento eléctrico, ha transcurrido casi un mes. Sin embargo, ni el sector ni el Gobierno parecen apurados por resolver el tema regulatorio. Cuando se solicitó una entrevista con algún vocero del Ministerio de Minas y Energía se informó que en estos momentos no estaba en agenda el asunto.


Por el lado de los generadores, el presidente de Andeg, al ser consultado, señaló: “En este momento estamos evaluando el tema”. 


Quien sí se pronunció fue la presidente de la Asociación Colombiana de Generadores de Energía Eléctrica (Acolgen), Ángela Montoya, quien indicó: “Evidentemente hay que hacer una revisión de las tarifas porque definitivamente ese precio de escasez al no estar ajustado a la realidad respecto a los combustibles con los que operan las plantas térmicas, va a causar en el futuro que vuelvan a tener un desbalance”. 


Y agregó: “Sí es un tema prioritario y hacemos un llamado al ministro a que haga su análisis y tenga el tiempo para revisar y mirar eso con un estudio muy serio, sobre cuál es el precio de escasez que requiere tener Colombia, porque hay que recordar que ese es el techo al cual la demanda está cubierta”. 


Sin embargo, tampoco parece haber prisas. Montoya, quien considera acertado el nombramiento de Germán Arce como ministro de Minas y Energía, afirmó que pronto va a priorizar los temas que requieren una rápida y oportuna agenda regulatoria. 


“Porque lo que sí tenemos que tener claro es que debemos estar preparados para el próximo fenómeno de El Niño que va a ser en tres años, y las plantas de generación no se construyen de la noche a la mañana. Está todo el tema de la subasta, quiénes van a participar. Esto habrá que hacerlo con tiempo”, concluyó la presidenta de Acolgen.



Balance de El Niño

“Pasamos el fenómeno de El Niño, el país no se apagó, las generadoras de energía le dieron confiabilidad al país y no tuvimos un solo día de apagón ni de racionamiento” es el resumen que hace la presidente de Acolgen, Ángela Montoya, sobre los meses que están por concluir.


En su opinión, a pesar de todas las dificultades y los impasses que pudo haber, el sistema generador cumplió. En su balance de todo El Niño, desde agosto 2015 hasta mayo 2016, fecha que aún no ha llegado, se estima que la generación eléctrica fue 51% hidráulica y 49% térmica, dejando el resto para ahorro e importaciones desde Ecuador.