Nacional

Head of ELN dies in military operation
Cabecilla del Eln muere en operación militar
9 de Mayo de 2016


Alias franklin, cabecilla del frente resistencia cimarrón del Eln e integrante del estado mayor del frente de guerra occidental de esa guerrilla, era el "gran barón de la droga" en la región del Alto y Medio Baudó.


Foto: EFE 

Santos informó que franklin era el más grande narcotraficante de la región.

EFE


Un destacado cabecilla del Ejército de Liberación Nacional (Eln), conocido bajo el alias de franklin, murió en una operación militar que se saldó con otros tres guerrilleros fallecidos en zona rural del departamento del Chocó, informó el Ejército.


La operación, que continúa su curso, tuvo lugar en la vereda El Morro, en el municipio del Alto Baudó, donde los militares acudieron apoyados por datos de inteligencia suministrados por la Policía, explicó el Ejército en un comunicado.


Franklin o el mocho, de 55 años, era -según las autoridades- el máximo cabecilla del frente resistencia cimarrón del Eln, de cuyo soporte financiero y estructura armada era responsable, además de ser considerado el autor de varios asesinatos de líderes indígenas y campesinos, y del secuestro de un alcalde de la zona en 2015.


Pero fue su actividad relativa al narcotráfico lo que le convirtió en objetivo prioritario de las autoridades, como destacó el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, tras conocer el resultado de la operación.


“Eso es muy importante para la seguridad del Chocó, porque este individuo era el más grande narcotraficante de toda esa zona y estaba dedicado también a promover la minería criminal y la extorsión de tantos chocoanos que están hoy extorsionados”, dijo el presidente desde el municipio de Apulo, en el departamento de Cundinamarca.


Santos explicó que franklin era “muy buscado” desde hacía tiempo y felicitó a las Fuerzas Militares, cuyo comandante, general Juan Pablo Rodríguez Barragán, destacó el impacto “estratégico” de la operación.


“Desde el punto de vista estratégico es muy importante, toda vez que se afectan las finanzas de esta agrupación del Eln en esta zona del país”, declaró Rodríguez.


Según un comunicado de la Presidencia, franklin se había consolidado en la región del Alto y Medio Baudó como el “gran barón de la droga”, desplazando las estructuras “militares” del extinto cabecilla de la banda criminal de origen paramilitar clan úsuga, alias “guagua”, de la zona.


Así mismo, “consolidó un corredor de paso de droga desde el Baudó hasta el Pacífico, lo que le permitió monopolizar el negocio del narcotráfico en todas sus etapas”.


Por su parte, el Ejército señaló que el frente resistencia cimarrón suministraba a la guerrilla “más de 3.250 millones de pesos mensuales”.


Por ello, consideró que con esta operación militar “se afecta significativamente los ingresos económicos producto del narcotráfico” que reciben los insurgentes.



Petición "tranca" el proceso de paz

El eln reiteró ayer que la petición de que dejen de secuestrar a civiles para dar inicio a un proceso de paz, realizada por el presidente colombiano, Juan Manuel Santos, "tranca" esas negociaciones.


La guerrilla insistió en un comunicado publicado en su cuenta de Twitter, un día después de la muerte alias "franklin", que la condición, que "pretende ser una imposición", se ha "convertido en un impedimento para la paz".


Además, destacó que dicho requisito está "al margen de la agenda" que las partes definieron para negociar el fin del conflicto y que se anunció el pasado 30 de marzo en Caracas, donde el Gobierno y los insurgentes también declararon públicamente su acuerdo para iniciar la fase pública de los diálogos de paz.


"Plantearse hoy modificaciones sustanciales, como la exigencia del presidente, es incumplir definiciones y trancar el proceso de paz", apuntó el eln.