Economía

El Niño will leave multi-million losses for coffee growers
El Niño dejará millonarias pérdidas a cafeteros
Autor: Duván Vásquez
12 de Abril de 2016


Este fenómeno climático ha ocasionado que las plántulas de este fruto estén en riesgo de sufrir infestación de broca.


Foto: Archivo El Mundo 

El Niño ha generado que los cafetales deban tener mayor cuidado para evitar la infestación de broca.

Alrededor de un millón de sacos de café se perderán en la próxima cosecha cafetera a raíz de los estragos sufridos en la producción por cuenta del fenómeno de El Niño, que implicarían pérdidas por US$200 millones.


Así lo manifestó el gerente general de la Federación Nacional de Cafeteros (FNC), Roberto Vélez, quien explicó que cada saco cuesta en promedio US$200.


De acuerdo con los hallazgos del gremio caficultor, un poco más del 73% de los cultivos se ha visto impactado, ya que 700.000 hectáreas cafeteras, de las 950.000 de todo el país, han tenido “algún grado de afectación”. Esto sobre todo en Tolima, Huila y la zona cafetera central, que trabaría la meta productiva de 6,7 millones de sacos del grano en el primer semestre del año.


Los cafeteros antioqueños también se han visto afectados por El Niño. De hecho, el representante del Suroeste lejano en el Comité de Cafeteros de Antioquia, José María Henao, manifestó que las olas de calor que se vivieron en los últimos meses generaron que se perjudicaran las plántulas de café. Lo que deja el factor de rendimiento entre 115 y 120, es decir, que se requieren más de 115 kilos del grano para obtener un saco óptimo  de 60 kilos de café, mientras que lo usual ha sido alrededor de 88 kilogramos.


Es así que los caficultores han tenido un promedio de pérdida de $200.000 por cada carga del grano, equivalente a un bulto de 125 kilogramos.


El representante cafetero indicó que, según lo que le han manifestado otros colegas productores de la zona, las altas temperaturas provocaron que los árboles de café se infestaran de broca, plaga que es responsable de entre el 60 y 70% de la disminución del factor de rendimiento de estos granos antioqueños.


“En un reciente estudio, el Servicio de Extensión encontró que muchos flotes de café de la tolva de los beneficiaderos se deben a granos atacados y consumidos por la broca. Esto nos demuestra es que hay una altísima sobrevivencia de poblaciones de broca en los frutos del suelo o frutos secos del árbol no recolectados”, explicó Hernando Duque, gerente técnico de la FNC, quien agregó que hay que redoblar esfuerzos para el control de la plaga, como mantener el árbol de café sin frutos para que no sirvan de alimento y hospedaje para la reproducción de la broca, a raíz de que esta cuando sobrevive en los frutos secos y ocurren pequeñas lluvias, como las que se están observando en este mes de abril, ataca a los que están en formación.


Por esa razón, Vélez sostuvo que es necesario que los caficultores hagan un mejor manejo del agua en los cultivos, para que se evite que al final del año la cosecha cafetera sufra pérdidas por el orden del 40%, debido a que “el desequilibrio hídrico disminuye la productividad agrícola”.



Ayudas directas

Ante el fenómeno que ha golpeado al sector, el Comité Nacional de Cafeteros -conformado por los quince comités del gremio, el Departamento Nacional de Planeación y los ministerios de Hacienda, Comercio y Agricultura- aprobó un paquete de ayudas directas para los caficultores afectados.


Una de ellas es que en Finagro se creó  una Línea Especial de Crédito (LEC) para la renovación por zoca, a una tasa de interés para pequeños cafeteros de DTF + 1 y de DTF + 2 para los medianos productores, a un plazo máximo de cinco años, con un periodo de gracia de un año y un monto de $4 millones por hectárea.


Otra es que los productores ubicados en municipios cafeteros con declaración de calamidad pública podrán empezar a recibir el fertilizante Triple 15 (el que importó de Rusia el Ministerio de Agricultura) de forma gratuita.


Además, se determinó hacer un estudio para el programa de reactivación de la caficultura que incluirá recursos del Fondo Nacional del Café (Fonc), y que contempla la entrega de fertilizante por árbol renovado.