Economía

January’s inflation, the highest in 17 years
Inflación de enero, la más alta en 17 años
Autor: Igor Eduardo Torrico Silva
7 de Febrero de 2016


Llama la atención que al ser enero mes de inscripciones escolares y gastos en el rubro, haya sido el grupo que menos subió, registrando 0,07% de incremento, lo que podría explicarse por compras anticipadas o por incapacidad para gastar.


La inflación de enero es la más alta para el primer mes desde hace 17 años, es decir, desde 1999 cuando fue de 2,21%, y evidencia el fuerte impacto que está causando la sequía producto del fenómeno de El Niño en la producción de alimentos que llevó la inflación en este subgrupo a 2,82%, además del constante incremento del precio del dólar que afecta los bienes importados.


Según las cifras del Dane, el Índice de Precios al Consumidor de enero fue 1,29%, con lo cual también dobló la cifra de enero 2015, cuando fue de 0,64%. Añade la información oficial que además de los alimentos, la salud secundó los mayores aumentos con 1,49%.


En alimentos, los subgrupos con mayores variaciones en los precios correspondieron a tubérculos y plátanos (19,34%); frutas (6,12%) y hortalizas y legumbres (5,97%). En salud, los subgrupos con mayores variaciones en los precios correspondieron a gastos de aseguramiento privado y otros gastos (2,85%); bienes y artículos (1,08%) y servicios de salud (1,04%).


Entre tanto, siete grupos presentaron variación inferior al IPC de enero 2016. Estos fueron: educación (0,07%); comunicaciones (0,31%); vestuario (0,52%); vivienda (0,63%); transporte (0,72%); otros gastos (0,99%) y diversión (1,11%).


Destaca el economista Giovanni Montoya Aldawe, director de contenidos del Grupo Ágora, que la inflación para ingresos bajos superó el 8%, “lo que demuestra que el poder adquisitivo del salario mínimo quedó absolutamente deteriorado”. Se evidencia también: “Una caída fuerte de actividades de entretenimiento que da cuenta de que las personas se están quedando cortas de ingresos, es decir, no queda excedente para los gastos de diversión y entretenimiento”.


Explica Montoya Aldawe que el incremento en salud tiene como razón fundamental que aparte de considerar los tratamientos, el ítem considera también los medicamentos. Y ellos tienen componentes importados, por lo que se siente el impacto del precio del dólar. 


Antes de que saliera la cifra de inflación, el grupo de análisis Bancolombia esperaba un aumento de 0,94%, lo que evidencia cómo el número de enero superó lo pronosticado por los analistas, aspecto en el que coincide el director de contenidos del Grupo Ágora, quien puntualiza: “Superó las estimaciones”.


Para los analistas de Bancolombia, la cifra de inflación de enero iba a estar afectada por precio de los alimentos y la energía, así como la activación de mecanismos de indexación, el traspaso de la devaluación del tipo de cambio en los precios de los productos transables y los procesos de ajuste que trae el aumento del salario minino decretado por el Gobierno (7% anual).


Evidencia del análisis de Bancolombia se puede encontrar en que entre los diez gastos básicos que más aumentaron están los vehículos, el arrendamiento imputado, el gas y el almuerzo junto a varios alimentos.



Hasta mediados de año

El Informe de política monetaria y rendición de cuentas del Banco de la República señala: “Aunque históricamente la transmisión de la depreciación del peso a los precios al consumidor ha sido baja, el nivel de la tasa de cambio es inusualmente alto y persistente, y puede seguir impactando las cotizaciones de bienes y servicios importados. De igual forma, se proyecta que el deterioro en la oferta de alimentos continúe hasta el segundo trimestre de 2016, fecha a partir de la cual debería normalizarse el clima. En este contexto, si bien ambos choques son de carácter transitorio, pueden seguir teniendo un impacto negativo y directo sobre los precios, afectar las expectativas de inflación y activar mecanismos de indexación no deseados”.


Es por ello que el Emisor espera que la inflación anual siga aumentando hasta mediados de año y luego comenzará a converger a la meta del 3% hasta alcanzarla en 2017.