Economía

Prada: El objetivo del Sena hoy se llama empleo
Autor: Igor Eduardo Torrico Silva
1 de Febrero de 2016


La estrategia que ha construido el Sena con relación a los gremios permite hacerles llegar rápidamente a las empresas la mano de obra que se está formando.


Foto: Giuseppe Restrepo 

“Nuestra meta es llegar al 75% de empleabilidad de los egresados del Sena al terminar el cuatrienio del presidente Santos, pero dejar mercada la ruta hacia el 100%, aunque es imposible alcanzarlo”.

Alfonso Prada, director general del Sena, estuvo en Medellín. Junto a parte de su equipo visitaron Colombiatex, mostrando la importancia que tiene la industria textil como empleadora en Colombia, ya que el principal objetivo de la institución, es, según su director, que sus egresados consigan empleo pronto.


¿Qué está haciendo el Sena hoy?


Hace cinco años, uno de cada cuatro egresados del Sena salía con puesto de trabajo estable, decente. Es decir, sólo el 25%. Hoy van en el 62%. ¿Qué ha cambiado? Lo que hemos hecho en el Gobierno es básicamente identificar, con el sector privado y a través de observatorios de la economía y el comportamiento laboral, donde está la demanda de empleo y formarla. Con ejemplos concretos: tenemos unos recursos muy importantes que incluyen los $6,4 billones de Isagén, tenemos recursos importantes para construir la infraestructura colombiana. 


Lo que hicimos fue sentarnos con los concesionarios que van a construir las autopistas de cuarta generación, identificar qué tipo de formaciones tienen y cuántas personas en esa formación necesitan. Nosotros preparar la oferta académica del Sena, ir a los municipios por donde van a pasar las autopistas, y estamos formando gente para ello.


El programa así como lo tenemos en infraestructura lo montamos en confecciones, está muy avanzado en calzado y marroquinería, y transversalmente en la economía lo venimos haciendo en escala más pequeña, pero en ese nivel de eficiencia. Lo tenemos con los floricultores, con los cultivadores de palma, con los cultivadores de café. De tal manera que el objetivo central hoy del Sena se llama empleo.


Además de textil, infraestructura y marroquinería. ¿qué otros sectores lideran la formación?


Todo el sector agropecuario, y ahí se multiplica por 50 alternativas diferentes automáticamente. Pero estamos trabajando también con el Ministerio de Comercio el tema de turismo. Eso implica una oferta muy especial. Estamos construyendo un restaurante o centro de hotelería top en Cartagena, en la plaza de la Aduana. El sitio más emblemático de la ciudad, como un sitio de oferta de formación de alta calidad porque el turismo que llega allí es de un nivel de calidad que tenemos que dar esa respuesta. Allí estamos haciendo una mesa técnica con Anato para que las formaciones sean acordes con lo que van a ser 3.000 camas nuevas. 


En presupuesto ¿cómo están  para atender todo este crecimiento?


Tenemos un presupuesto de $3,1 billones. El Sena, como todo, sufre los efectos de la coyuntura económica como, por ejemplo, el dólar. Compramos tecnología en dólares y pagamos viajes a personas que se forman en el exterior. El impacto de ese aumento es más o menos de 0,27% en términos negativos en el presupuesto. Y en términos de plata,  nosotros con el 7% de dólar que ha crecido entre que hicimos el presupuesto y hoy, tenemos un presupuesto menor en $59’000.000. Sin embargo, podemos sobrevivir, cumplir las expectativas de la misión fundamental del Sena.



Industria textil: un objetivo

¿Por qué la formación en el sector textil?


Hoy, por el precio del dólar la posibilidad de producir nosotros aquí en pesos y vender en dólares en el exterior permite pensar que el crecimiento sostenido en los próximos años de esta industria se va a dar.


El Ministerio de Comercio ha identificado este sector como uno de los proyectos o programas más importantes de apoyo institucional, precisamente por la perspectiva de crecimiento y de posibilidad de aumento de exportaciones. Para que eso se dé, debemos tener a los colombianos preparados para poder trabajar en esa industria y poder crecer.


Lo que teníamos pensado hace un par de años con el presidente Santos era formar a 37.000 colombianos en la industria para atender la demanda laboral que ellos requieren. Hoy hemos tomado la decisión de llegar a 100.000. Es un proyecto que nos puede llegar a costar cerca de $35.000 millones, y tenemos unas 1.300 empresas para hacer formación. Formaciones muy modernas, con procedimientos de estandar de calidad internacional.