Economía

Reliability charge, in the dock of the accused
Cargo por confiabilidad, en el banquillo de acusados
Autor: Igor Eduardo Torrico Silva
13 de Noviembre de 2015


El instrumento debió funcionar como un seguro, pero no ha sido así. Según el Gobierno, esto se debe a un fenómeno de El Niño especialmente intenso así como la baja del gas disponible, que ha llevado a las plantas termoeléctricas a operar con diésel.


Foto: Cortesía 

Termocandelaria, ubicada en Cartagena, se declaró “indisponible” aunque sí estaba apta para producir.

Twitter: @igortorrico


La Superintendencia de Servicios Públicos Domiciliarios abrió investigación a Termocandelaria por declararse “indisponible” para generar electricidad. La situación de la empresa, una de las tantas beneficiadas por el cargo por confiabilidad, es una evidencia del debate actual sobre esta especie de impuesto, que debía proteger al país de una situación de emergencia. La pregunta que se hacen varios sectores es: ¿ese cargo realmente está cumpliendo su función o será que debe desaparecer o mejorarse?


Marta Aguilar, directora de la Asociación Colombiana de Comercializadores de Energía, señala: “El cargo es válido pero requiere sus reformas. ¿En qué sentido? Hay que definir cuáles son las plantas que realmente le dan confiabilidad al sistema. Esas son las térmicas, no las hidráulicas, porque estas dependen de la hidrología. Entonces el cargo debería estar enfocado sólo en las primeras”.


De igual manera, Aguilar indica el tema sancionatorio: “No es posible que se dé una contingencia como esta, no funciona el cargo por confiabilidad y sigamos igual. Es decir, pagamos el seguro, no funcionó, pero no importa, ya les pagamos, démosles más plata para que puedan funcionar. El cargo tiene que tener sus ajustes, sus penalizaciones y tiene que haber unas consecuencias el no cumplir con las cosas”. 


Durante la realización del debate de control político sobre la situación energética del país realizado este lunes en el Senado, el representante ante esta instancia por el Centro Democrático, Iván Duque, hizo unas propuestas con miras a mejorar el funcionamiento del mercado, entre las que se incluyó “revisar el mercado energético nacional y corregir fallas en transparencia, supervisión y orientación, y rediseñar el cargo por confiabilidad de forma tal que solamente las plantas que requieren el respaldo lo reciban”.


Por su parte, Acolgen ha salido en defensa de sus agremiados ante la acusación de un mal uso de los recursos por este cargo. “Bajo ninguna circunstancia se ha dado mal uso a los recursos del cargo por confiabilidad. Si no se hubieran utilizado debidamente, el país estaría apagado en este momento. Por eso queremos expresar nuestra inconformidad y rechazo a las insinuaciones que hablan de desvío de recursos de las empresas asociadas a mi gremio”, manifiesta Ángela Montoya, presidente ejecutiva de la asociación.


Jorge Enrique García, ingeniero mecánico con mastría en gestión ambiental sostenible y vocal de la comisión de energía de la Sociedad Colombiana de Ingenieros, sostiene al respecto: ”El objetivo del cargo por confiabilidad es bueno. El problema es el manejo que se le da a los recursos, que tengo entendido no ha sido el más eficiente y que por esa razón las plantas térmicas no están en las condiciones que se esperaría que estuvieran. Lo que ha ocasionado el aumento de tarifas”.


A su parecer la solución no es una reforma. “Creo que pudo haber una mala gestión de ese cargo y como tal lo que queda es una investigación como lo está haciendo la Contraloría General de la República. El cargo no ha cumplido su objetivo por una gestión que no ha sido la más adecuada”, agrega García.


Para el experto, la solución pasa por unos controles más eficientes para este tipo de recaudación, unas interventorías y unas auditorías puntuales, frecuentes e imparciales. 



Habla el regulador

Al ser consultado sobre la posibilidad de reformar el cargo por confiabilidad, el director ejecutivo de la Comisión de Regulación de Energía y Gas (Creg), Jorge Pinto, señaló: “La regulación es dinámica. El procedimiento natural es analizar las experiencias que se van teniendo y cuando sea necesario se hacen los cambios y ajustes que permitan mantener un mecanismo eficiente, cumpliendo los principios establecidos por la Ley”. Y de hacerse una reforma ¿cuales serían las claves de la misma? “Obviamente se harán las evaluaciones correspondientes. En este momento están planteadas las mejoras para buscar recursos con costos de producción más económicos. Así se planteó en la Resolución 109 de 2015 que la Creg ha puesto en consulta. Asimismo se harán los ajustes en materia de regulación que sean necesarios en este momento de sequía” respondió.