Economía

Bill would stop ISAGEN sale
Proyecto de ley frenaría venta de Isagén
Autor: Duván Vásquez
12 de Noviembre de 2015


El pasado mes de septiembre, el Consejo de Estado falló a favor del Gobierno Nacional tres demandas que pretendían impedir la enajenación de la generadora. Por lo que se le dio vía libre de nuevo al proceso de subasta del 57,61% de acciones.


Twitter: @duvanandvasquez


Una reforma a la Ley de Enajenaciones del Patrimonio de la Nación 226 de 1995 es lo que busca el Proyecto de Ley Isagén que fue radicado ayer por la senadora Sofía Gaviria en el Congreso de la República.


De aprobarse esta iniciativa, que fue presentada en la Comisión Tercera del Senado y firmada por 38 congresistas pertenecientes a nueve partidos políticos, se pondrían nuevas condiciones al proceso de venta de la generadora de energía y obligaría a frenar su enajenación.


De acuerdo con la congresista Gaviria, el proyecto exige que toda venta de activos de la Nación, incluyendo Isagén, “tenga un estudio previo técnico que arroje todos los datos sobre impacto ambiental, financiero, económico y tributario”. Además, que esté dentro de un plan previo de enajenación presentado por el Gobierno, en el que se justifique la necesidad efectiva de ello como la única forma de conseguir un recurso que se necesite dentro de una estrategia de desarrollo y no simplemente para “llenar un roto fiscal”.


“Esto busca que el Congreso vuelva a recuperar su control en la venta”, sostuvo la Senadora, quien agregó que la iniciativa también contempla un artículo en el que se pone por ley que el sector energético es uno estratégico que debe ser declarado de soberanía nacional.


Además, el Proyecto de Ley Isagén propone que toda enajenación debe ser aprobada por dos terceras partes de la votación tanto en Senado como en la Cámara de Representantes.


Esta ley tendría vigencia inmediata, sin embargo, hay una dificultad que tendrá la pretensión de frenar la venta de Isagén y es el tiempo de discusión y aprobación en el Congreso. Debido a que debe tener luz verde por los parlamentarios antes de que el Gobierno haga la subasta de la generadora, ya que le quedan menos de dos meses antes de que se cumpla la vigencia del decreto que autorizó la venta, porque luego no tendría efecto en ese activo específicamente. 


De todos modos, Gaviria afirmó que “hay que evitar que se venda Isagén, porque es un activo que está repartiendo bienestar a todo el mundo y que es el segundo proveedor de energía en el país”.


La iniciativa cuenta con el respaldo de los colectivos sindicales y del Comité Pro Defensa de Isagén. Así lo indicó el presidente de Sintraisagén, Óscar Vallejo, quien agregó que la Ley 226 demuestra que esta no permite hacer un verdadero control político por parte del Congreso a los activos del Estado.


El grupo de doce congresistas, que presentó una demanda en contra de la venta de Isagén, radicará esta semana o principios de la otra una petición de medidas cautelares ante el Consejo de Estado, para que esta alta corte suspenda el proceso de enajenación y le dé tiempo al proyecto de ley para su discusión y aprobación. 



La reactivación

Una vez que el Consejo de Estado quitó las medidas cautelares al proceso de enajenación de Isagén, el Ministerio de Hacienda anunció su beneplácito porque podría continuar con la venta de ese activo que dejaría más de $5,2 billones para invertirlos, como lo ha manifestado Mauricio Cárdenas, jefe de esa cartera, en las concesiones viales 4G.


Todavía se está a la espera que se publique el nuevo cronograma de la enajenación, para que continúen en el proceso ya adelantado la chilena Colbún, que esta semana tuvo representantes visitando las instalaciones de la generadora, la francesa GDF Suez y la canadiense Brookfield, las tres interesadas que sí presentaron las pólizas de seguro exigidas por el Ministerio de Hacienda antes de la suspensión en el mes de mayo.