Nacional

Bilateral cease fire could arrive before January 1
Cese el fuego bilateral podría llegar antes del 1 de enero
29 de Octubre de 2015


El presidente Santos ha insistido en varias ocasiones que un alto el fuego bilateral con las Farc sólo se daría cuando el proceso de paz esté lo suficientemente avanzado.


Foto: Cortesía 

El presidente Juan Manuel Santos pidió un esfuerzo para que de aquí al 31 de diciembre se pueda poner fin al punto cinco del acuerdo. 

Presidencia de la República

Redacción EFE


El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, afirmó ayer que el Gobierno y las Farc pueden llegar a un acuerdo para iniciar un alto el fuego bilateral antes del 1 de enero de 2016.


«Hagamos ese esfuerzo para que de aquí al 31 de diciembre podamos, por ejemplo, terminar el punto cinco, el del fin del conflicto y así poder decretar un cese el fuego bilateral, verificado, internacionalmente, a partir del primero de enero», señaló Santos en un acto de la Comisión Nacional de Competitividad, Ciencia, Tecnología e Innovación.


El quinto punto de las negociaciones, referido a las víctimas, incluye el apartado de justicia, uno de los más espinosos, que ya fue parcialmente acordado el pasado 23 de septiembre.


El mandatario subrayó que si ambas partes hacen «ese esfuerzo para avanzar, como se ha venido avanzando en ese tema del fin del conflicto» y además tienen la disposición pueden «proceder en esa dirección».


Asimismo, aseguró que al menos de su parte «existe» esa voluntad por lo que le ha dado esas «instrucciones a los negociadores» del Gobierno en los diálogos de paz que se celebran en Cuba.


El jefe de Estado hizo también un llamado a las Farc para que hagan ese esfuerzo «para terminar antes» el conflicto y recordó que el máximo líder de esa guerrilla, Rodrigo Londoño Echeverri, alias «timochenko», mencionó la posibilidad de «darle un buen regalo de Navidad al país».


Las Farc iniciaron un alto el fuego unilateral el pasado 20 de julio que fue respondido unos días después por Santos con una nueva suspensión de los bombardeos sobre los campamentos de esa guerrilla.


Con esa reducción de los enfrentamientos se ha disminuido la violencia en Colombia relacionada con el conflicto armado a su nivel más bajo en 40 años, según un informe del Centro de Recursos para el Análisis de Conflictos (Cerac) publicado en septiembre.


Santos ha insistido en numerosas ocasiones en que un alto el fuego bilateral se daría sólo cuando el proceso de paz esté lo suficientemente avanzado y que una vez se acuerde, tiene que ser  «definitivo».


El pasado 23 de septiembre el Gobierno y las Farc anunciaron que a más tardar el 23 de marzo de 2016 llegarán a un acuerdo para poner fin a medio siglo de conflicto armado.


Los diálogos de paz, que comenzaron hace casi tres años, están actualmente en un receso por las elecciones de alcaldes y gobernadores que se celebraron en Colombia el pasado domingo.


Estaba previsto retomar las negociaciones hoy, pero se aplazó hasta el lunes 2 de noviembre, cuando las delegaciones seguirán trabajando en el tema de justicia, según fuentes oficiales.



Comenzar antes

El negociador de paz de las Farc, Rodrigo Granda, alias “ricardo téllez”, sugirió ayer que se inicie antes del próximo 1 de enero el alto el fuego bilateral e indefinido planteado ayer por el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos.


“Navidad sin temores. Cuando se desea dar algo, se hace en el mejor momento. El 16 de diciembre comienzan aguinaldos. ¿Por qué esperar al 1 de enero?”, se preguntó el guerrillero en su cuenta de Twitter.


El mensaje, destacado en la red social por el máximo líder de las Farc, Rodrigo Londoño Echeverri, alias “timochenko”, responde a Santos, quien ayer pidió “esfuerzos” para avanzar en las negociaciones y así poder decretar el alto el fuego bilateral e indefinido.


Las Farc han pedido de forma reiterada un cese el fuego bilateral para reducir el conflicto armado, algo que el Gobierno siempre ha rechazado.


En agosto el jefe negociador del Gobierno, Humberto de la Calle, dijo que el Ejecutivo estudiaría en noviembre la aplicación de un alto el fuego siempre y cuando los diálogos de paz avanzaran.