Fútbol en el Mundo

Pennetta said goodbye at the top
Pennetta se despidió en lo más alto
13 de Septiembre de 2015


La final masculina del US Open se disputará esta tarde (3:00 p.m. hora de Colombia) entre el serbio Novak Djokovic y el suizo Roger Federer. Este será el cuadragésimo segundo duelo entre ambos, con ventaja para Federer por 21-20.


Redacción/Agencias


Flavia Pennetta se impuso ayer a su compatriota Roberta Vinci por 7-6 (4) y 6-2 en la final femenina entre italianas del Abierto de Tenis de Estados Unidos, en la que logró su primer título del Grand Slam y tras la que anunció su despedida del circuito.


En una de las finales más sorprendentes de la historia, terminó por imponerse la lógica y la victoria fue para la número 26 del mundo, que ganó a la 43 en algo más de una hora y media. 


Pero Pennetta tenía reservada una última sorpresa: “Esta es la forma en la que me gustaría decir adiós al tenis”, anunció justo antes de recibir el trofeo.


La italiana, de 33 años, dijo que había tomado la decisión antes del torneo y aseguró que la victoria en Nueva York es la manera perfecta de despedirse. “Creo que es lo que todos los jugadores quieren hacer. Irse con un gran trofeo”, explicó.


Pennetta llegaba a la final tras derrotar en semifinales a la segunda favorita, la rumana Simona Halep, mientras que Vinci había dado la campanada dejando fuera a la número uno del mundo, Serena Williams, que buscaba en Nueva York completar el Grand Slam tras sus victorias en Australia, Roland Garros y Wimbledon.


El día llamado a ser la fiesta de Serena fue al final la fiesta del tenis italiano, que por primera vez colocó a dos jugadoras en lo más alto de un torneo del Grand Slam. Y Pennetta y Vinci no desaprovecharon el escenario, brindando un partido más igualado de lo que sugiere el resultado, sobre todo en un apretado primer set.


Vinci terminó pagando el cansancio menos de 24 horas después de su enfrentamiento con Serena Williams, en el que sorprendió a todo el mundo, incluso a ella misma, que ya tenía billete para regresar a Italia ayer mismo.


“Fue duro. Estaba un poco cansada, pero he perdido en la final. Estoy muy contenta y estoy muy contenta por Flavia”, dijo sobre la pista tras el partido.


Pennetta reconoció que nunca había pensado en ganar en Nueva York y aseguró que el resultado fue una “gran sorpresa” para ella misma. 


“Es un sueño hecho realidad. Siempre cuando era joven pensaba en ser número uno o ganar un Grand Slam. No sé que decir. También es bonito haber jugado con una amiga”, dijo tras el encuentro. 


Vinci y Pennetta, dos viejas conocidas que crecieron enfrentándose en categorías inferiores e incluso ganaron juntas un Roland Garros júnior como pareja, se fundieron en un largo abrazo al final del partido y comentaron animadas el encuentro a la espera  de recoger sus trofeos. Las dos hicieron en Nueva York el torneo de sus vidas.


Roberta nunca había superado los cuartos de final de un Grand Slam, mientras que una semifinal del Abierto de Estados Unidos en 2013 era hasta ahora el mejor resultado de Pennetta, que siempre ha tenido en Nueva York a su torneo fetiche. 



Campeones en dobles

Los franceses Pierre-Hugues Herbert y Nicolas Mahut ganaron ayer el título de dobles del Abierto de Estados Unidos al imponerse en la final a la pareja formada por el británico Jamie Murray y el australiano John Peers por 6-4 y 6-4.


Herbert y Mahut, duodécimos favoritos, coronaron su gran torneo con una victoria clara en una hora y diez minutos. “Estoy casi sin palabras. Trabajamos muy duro durante mucho tiempo”, dijo Mahut al término del encuentro. 


Se trata de la primera victoria para Francia en los dobles del Abierto de EE.UU. y el primer torneo del Grand Slam para Mahut y Herbert, quienes ya habían sido finalistas este año en Australia.