Economía

Increase of interest rates in the U.S. worries half the world
Subida de tasas en EE.UU. preocupa a medio mundo
Autor: Igor Eduardo Torrico Silva
9 de Septiembre de 2015


Parece un tema sólo para entendidos y expertos. Sin embargo esta medida, de tomarse, afectaría los bolsillos de todos los colombianos, desde el gran empresario hasta el más humilde trabajador.

Se viene anunciando desde hace meses, pero ahora el Fondo Monetario Internacional (FMI) alerta sobre lo inconveniente y hasta peligroso que sería para la enlentecida economía mundial, la subida de interés referencial por parte de la Reserva Federal de Estados Unidos.


El FMI indicó que el debilitamiento de la economía china y la incertidumbre de su renta variable parecen haber tenido una mayor repercusión en otros países de lo que se había anticipado. Los problemas experimentados por el gigante asiático han hecho mella en los precios de materias primas más allá del petróleo. Esto ha provocado que países exportadores, como Brasil o Rusia, estén sufriendo enormemente este impacto lo que podría derivar en “unas perspectivas mucho más débiles” de lo previsto para la economía mundial.


De allí que  Christine Lagarde, directora gerente de la institución, en su rueda de prensa final de la reunión de los ministros de finanzas del Grupo de los 20 (G20), reunida en Ankara, Turquía, este fin de semana, volviese a reiterar su llamado a la Reserva Federal (Banco Central) de Estados Unidos de retrasar la subida mientras no se soldifique el crecimiento a escala global.


Una subida de los tipos de la Reserva Federal atraería a Estados Unidos un volumen de capital que dejaría de afluir a los países emergentes, como Turquía, Brasil o la India, que necesitan de la inversión extranjera para su recuperación.


Munir Jalil, economista jefe de la Región Andina para Citibank señala las consecuencias que para los mercados emergentes, entre los que se incluye Colombia, tendría una subida de tasas por parte de la FED: “Cuando esto ocurra lo que se da es un movimiento de activos (dinero) que no son colombianos, que están en el mundo desarrollado. El retorno o ganancia por papeles o acciones de los Estados Unidos se hace mejor, y eso en términos relativos hace que los recursos que venían para Colombia, entre otros países, ya no vengan”.


Indica Jalil que esa circunstancia pone presión sobre los bancos centrales de las naciones emergentes que buscan ofrecer también mayor ganancia a ese dinero. Algo así como: “No se vayan que yo estoy dispuesto a cambiar, venga yo le doy la misma ganancia o más”, agrega el economista. Sin embargo, esto no siempre es tan fácil.


¿Y cómo se traduce eso para la economía del día a día? Lo explica el experto del Citibank: “Hay dos formas en que llega el dinero del exterior para invertir en el país. Una es la Inversión extranjera directa, que viene y compra compañías, lo otro es la inversión de portafolio, es decir un dinero que se mueve a través de bancos y comisionistas de bolsa que compran acciones, títulos, bonos”.


“La inversión directa, que compra empresas, no se mueve tan rápido, ya que el dinero está en algo sólido. La que sí se puede ir fácil es la de portafolio. Y el problema no es tanto la que está sino la que pensaba o estudiaba invertir en Colombia. Ya no lo hace. Luego, como ya no se cuenta con esas divisas, baja la oferta de dólares. El dólar sube de precio, las cosas se encarecen, etc.”, concluye Jalil.



¿Y el Banco de la República?

Recientemente ha sido noticia que el Banco de la República ha tenido diferencias a lo interno por el tema de la subida de tasas de referencia. Quienes solicitan que lo haga buscan que haya menos dinero en la calle, es decir, menor liquidez y por tanto menor gasto, con lo cual se busca frenar la inflación que ya en agosto superó el pronóstico para todo 2016, según el consenso de los analistas.


Si ahora se suma este escenario en el que la FED sube su tasa de referencia, tendría Colombia que pensárselo también. “Lo ideal sería no tener que subir las tasas con una medida similar. Sin embargo cada mes tendrá el Banco de la República que decidir si lo hace o no”.