Política

With Hernán Ospina’s legacy
Con el legado de Hernán Ospina
Autor: José Ignacio Mejía / Nacho
7 de Septiembre de 2015


Juan Alberto García es el candidato que encarna la continuación de la exitosa gestión que viene adelantando el actual alcalde de Rionegro.



Juan Alberto García, el candidato a la Alcaldía de Rionegro que defiende la gestión del actual mandatario Hernán Ospina.

El estilo y la conducción administrativa con las cuales el actual alcalde de Rionegro, Hernán Ospina, ha recibido todos los aplausos y reconocimientos regionales y nacionales, no sólo en la vigente gestión sino en su primer gobierno de hace doce años, tiene un directo continuador y heredero con la candidatura que encarna para ese cargo el ingeniero y especialista en economía Juan Alberto García.


En concepto de entidades de control fiscal, de planeación y de desarrollo, el Municipio de Rionegro ha sido muy bien manejado y la casa está en orden desde que Hernán Ospina comenzó a administrar este histórico distrito, el principal del Oriente cercano.


Y ese legado de buen gobierno lo entiende y lo conoce muy bien el aspirante Juan Alberto García, pues ha sido desde adentro de la Administración protagonista principal como profesional, subsecretario Financiero y secretario de Hacienda, dependencias desde donde, con la orientación del alcalde Hernán Ospina, lideró el programa de ajuste fiscal para estabilizar la hacienda pública y abrió el camino a las estrategias de inversión social y desarrollo en infraestructura, que tanta admiración despierta hoy el municipio de Rionegro.


Como en toda elección popular y más en la de alcaldes, obviamente tendrá rivales y el principal será Andrés Julián Rendón, a quien el ospinismo ya ha derrotado aplastantemente en comicios pasados.


Este candidato representa al uribismo pues se inscribió por el primíparo partido Centro Democrático, pero en realidad el trasfondo político es que detrás de esta candidatura están las intenciones de la familia Quintero Cardona, con su máximo vocero el exalcalde y excongresista Rubén Darío Quintero, de volver a apoderarse del gobierno local, que les ha sido desde hace mucho tiempo esquivo, precisamente porque el modelo de gestión pública de Hernán Ospina ha llevado por la senda del progreso social a Rionegro, lo que ha sido ratificado constantemente en las urnas.


Acuerdo entre Mauricio Martínez y Juan Alberto García, que permitió que este último se constituyera en el candidato único de la Unidad Nacional en Rionegro.


Por eso Juan Alberto García está convocando a la ayuda de los rionegreros a prolongar las buenas y exitosas prácticas administrativas actuales.


Compromiso con Rionegro


Juan Alberto García sustenta su candidatura bajo la denominación del proyecto político electoral Compromiso con Rionegro.


Esta propuesta cuenta con el apoyo de simpatizantes, líderes, candidatos y concejales de los partidos Cambio Radical, Liberal, Alianza Social Independiente (ASI) y Movimiento Alternativo Independiente y Social (Mais), las cuales en coalición inscribieron su opción electoral.


Estos apoyos fueron luego reforzados con el respaldo se un matiz mayoritario del Partido de la U, representado por el concejal y aspirante a la Alcaldía, Mauricio Martínez. Ambos aspirantes se sometieron días atrás a un mecanismo que permitiera definir una sola candidatura y ganó Juan Alberto García, mientras que Mauricio Martínez se convirtió en su jefe de debate y en heredero al trono en cuatro años.


El Partido de la U no va unido en el apoyo a García, pues mediante una treta de uno sus dirigentes nacionales se dictó una extraña comunicación que deja en libertad a los militantes de este partido en Rionegro para votar para la Alcaldía.


En el fondo se trata de una hábil jugada para salvar de la doble militancia, por ejemplo, al diputado Esteban Quintero, quien siendo del Partido de la U, tendría que apoyar a García, pero su padre y él son muy allegados al senador Mauricio Lizcano, quien se inventó la muy rara comunicación de dejar en libertad a los militantes rionegreros de su partido, pues todos ellos son partidarios de la candidatura de Andrés Julián Rendón.




A largo plazo

Juan Alberto García tiene muy claros los retos que para el próximo cuatrienio necesita Rionegro en los temas de productividad y competitividad, servicios públicos, planeación, movilidad, empleo, seguridad, vivienda, entre otros.


En cada una de sus intervenciones de campaña demuestra sus conocimientos y su experiencia en lo público, presentando a los asistentes una mirada coherente y posible, para las necesidades locales que son de alto impacto en el territorio.


Es así como descresta con sus innovadoras propuestas en ciencia y tecnología, que incluyen formación académica pertinente, aplicada a las necesidades reales, estímulos a las pequeñas y medianas empresas y fortalecimiento de los sectores gastronómico y turístico.


Y sobre todo, enfatiza en la gran necesidad de que el municipio de Rionegro cuente con una planeación a largo plazo.


Al respecto, recalca con seguridad que “no podemos seguir mirando el ordenamiento y planificación en temas de servicios públicos a doce años, esta debe ser mínimo al año 2050”.


Además, viene reiterando a los diferentes estamentos de la sociedad rionegrera, como el empresarial y gremial, que esta ciudad requiere de una empresa de servicios públicos, cuyas utilidades sean reinvertidas en los sistemas y en el mejoramiento de las condiciones de calidad de vida de los habitantes”.