Nacional

Presidente Santos se reuniría con “timochenko” de ser necesario
13 de Agosto de 2015


Santos dijo hoy que si es necesario se reuniría con el máximo jefe de las Farc, Rodrigo Londoño, alias “timochenko” y que si lo encuentra no autorizaría un ataque en su contra.


Foto: Archivo El Mundo 

Rodrigo Londoño, alias "timochenko".

Redacción EL MUNDO - EFE   


En la cadena radial RCN, el presidente Juan Manuel Santos afirmo que en caso de ser necesario se reuniría con “timochenko” si ayuda al proceso de paz.


"No tengo ningún problema de reunirme con “timochenko” a estas alturas, bien sea para acelerar, bien sea para rematar, lo que me interesa es finiquitar este conflicto lo más pronto posible por eso estoy dispuesto a reunirme en cualquier circunstancia", aseguró Santos en entrevista con RCN La Radio.   


El mandatario dijo además que como van los diálogos de paz con las Farc en La Habana, en este momento no autorizaría un ataque contra el líder de esa guerrilla en caso de ser encontrado. "Yo creo que a estas alturas no", afirmó.   


Santos dijo desconocer el paradero de "timochenko" pero aseguró que ya no está en Cuba, sede de los diálogos de paz desde noviembre de 2012, y que no ha autorizado más viajes del jefe guerrillero.   


"No lo han pedido y no lo he autorizado", agregó el presidente quien en otra entrevista divulgada el pasado sábado por la revista Semana dijo que el jefe negociador del Gobierno en los diálogos de paz, Humberto de la Calle, se ha entrevistado en dos ocasiones con el líder de las Farc.   


El mandatario se refirió también a las penas para los guerrilleros de las Farc en caso de que se firme la paz y dijo que en los diálogos en Cuba se discute un mecanismo de justicia que "satisfaga al mundo entero" y defienda los derechos de las víctimas a la verdad, la reparación, la justicia y la garantía de no repetición.   


"Les hemos dicho en forma muy clara a las Farc que debe haber justicia con castigos y penas, y ese es el punto que estamos discutiendo en Cuba", explicó.   


En cuanto a la reducción de la intensidad del conflicto armado, el jefe de Estado señaló que es gradual y se irá dando paso a paso según vaya avanzando el proceso en Cuba.   


"El cese el fuego definitivo es uno de ellos, pero es muy delicado y necesita manejarse con total certeza, lo mismo que el tema del desarme", dijo.