Economía

EPM turns 60 years old with important acquisitions
EPM cumple 60 años con importantes adquisiciones
Autor: Duván Vásquez
12 de Agosto de 2015


La compañía antioqueña celebrará hoy, a las 5 de la tarde en el Teatro Metropolitano de Medellín, sus seis décadas de servicio que se cumplieron el pasado 6 de agosto.


La empresa chilena Aguas de Antofagasta (Adasa) fue el regalo más reciente que la misma EPM se obsequió para continuar con su estrategia de internacionalización y consolidar su operación en Centroamérica y Suramérica.


Esta compra, de US$965 millones, es un hito en estos 60 años de la compañía antioqueña porque se convirtió en “la adquisición más grande realizada hasta el momento por la entidad”, como lo informó EPM el pasado 2 de junio cuando llegó a buen puerto la transacción.


A ella se le suman, por ejemplo, las guatemaltecas Trelec, que en su país ganó la licitación para la construcción de una nueva red de transmisión de energía eléctrica, Empresa Eléctrica de Guatemala S.A. (Eegsa) y Comegsa; la panameña Hidro Ecológica del Teribe S.A. (HET), para financiar, construir y operar el proyecto hidroeléctrico Bonyic; Electricidad del Sur en El Salvador; la chilena Parque Eólico los Cururos o la mexicana Ticsa, junto a otras filiales internacionales que se han incorporado al grupo en la última década.


Eso es resultado de una estrategia general de EPM, que empezó con su plan de adquisiciones de manera local, ya que en el año 2000 se convierte en el socio mayoritario de las empresas regionales Eade, de energía, y la de telecomunicaciones Edatel. Ese fue el comienzo de una década en la que se expande en el territorio nacional con las compras de las mayorías accionarias de la Central Hidroeléctrica de Caldas (Chec) y en la Empresa de Energía del Quindío (Edeq), lo que junto a su incursión internacional la deja como una multilatina con 52 empresas, con las que atiende a más de 20 millones de usuarios en México, El Salvador, Chile, Guatemala, Panamá y Colombia. Pero que mantiene un gran apetito por ingresar a los mercados peruano y brasileño.


Esto corrobora la afirmación del gerente general de EPM, Juan Esteban Calle Restrepo, quien señaló que esta empresa se creó con unos valores de transparencia y de trabajo, “influenciados completamente por los visionarios que desde hace muchísimos años pensaron que era posible y deseable tener una empresa de servicios públicos autónoma del Municipio”.


Esa administración ha despertado la admiración de la base empresarial no sólo en Antioquia sino en el país, como lo manifestó la presidente ejecutiva de la Cámara de Comercio de Medellín para Antioquia, Lina Vélez de Nicholls, al agregar que en estos 60 años “ha sido eficiente” y que evidencia  que la Nación puede “ser un buen administrador”.


Ahora el nuevo reto de EPM es en el ámbito local con la estrategia “Unidos por el agua”, que con inversiones por más de $100.000 millones busca normalizar los servicios de acueducto y alcantarillado de cerca de 40.000 familias de Medellín.



Resultados del semestre

Todas esas filiales se han sumado a una operación del Grupo EPM, que en los primeros seis meses de este año dejó unos ingresos consolidados por $6,3 billones, con un incremento del 11% en relación con el mismo periodo del año anterior. Así mismo, el Ebitda (beneficios antes de intereses, impuestos, depreciaciones y amortizaciones) ascendió a $2 billones, con una variación de 15%.


En esos dos componentes, “se destaca que los incrementos se debieron a un comportamiento operativo de los diferentes negocios del grupo”.


A pesar de ello, la ganancia (o el resultado integral) de la multilatina en el primer semestre se redujo un 2% en relación con el año pasado, sumando $853.781 millones. Esas utilidades fueron explicadas por EPM ante la Superintendencia Financiera, “principalmente por el gasto de diferencia en cambio por $159.722 millones, producto de una mayor exposición de la deuda contratada del grupo y mayores gastos por intereses por $35.313 millones, debido a los bonos locales emitidos durante este año y a los desembolsos de créditos. Asimismo, se vio afectado por una mayor provisión del Impuesto a la Renta por $28.545 millones”.