Economía

Uniting the sector, challenge for the new coffee growers’ director
Unir al gremio, reto del nuevo gerente cafetero
Autor: Igor Eduardo Torrico Silva
12 de Agosto de 2015


El país ha perdido en los mercados internacionales de café un terreno importante en los últimos tiempos. Mientras Brasil y Vietnam están dominando el mercado mundial, Colombia, que era el segundo productor.


Foto: Cortesía 

Roberto Vélez Vallejo (extremo derecho), cumpliendo funciones como embajador en un evento realizado en los Emiratos Árabes Unidos.

Hasta ahora a Roberto Vélez Vallejo lo único que le falta para ser elegido nuevo gerente general de la Federación Nacional de Cafeteros (FNC), a menos que ocurra algo fuera de guion, es su confirmación el día de hoy en el Congreso Extraordinario de la organización. Sus retos, entre otros: volver a unir un gremio fragmentado y volver el sector más competitivo.


El 20 de julio el Comité Nacional de la FNC eligió una terna, es decir, tres candidatos, que deberían presentar sus propuestas hasta la fecha de la elección. Fueron ellos Adriana Mejía Cuartas, actual representante de la Federación en Europa; Luis Guillermo Vélez Cabrera, exsuperintendente de Sociedades, y Vélez Vallejo, exejecutivo del área comercial de la FNC.


El sábado en horas de la tarde a través de una carta, Mejía Cuartas renunciaba a su aspiración, y este lunes Vélez Cabrera le seguió los pasos.


Iván Arango, presidente del Comité de Cafeteros de Antioquia, representación que ya públicamente se había decantado por Vélez Vallejo, señaló sobre esta decisión parcamente: “Ha trabajado ya en el tema cafetero, y la experiencia le ayuda mucho en ese tema”. 


Sobre las expectativas a futuro de concretarse la elección indicó: “Este gerente va a lograr la unidad de la Federación, y el proceso de cambios de la caficultura colombiana. Por lo que auguro un buen futuro y que la actividad cafetera llegará a un buen destino”.


Guillermo Gaviria Osorno, miembro de Dignidad Cafetera, consideró que las principales tareas del nuevo gerente son: “Hacer una reestructuración a fondo de la Federación, la parte interna, la parte burocrática, así como el área de funcionamiento, de importaciones y exportaciones, de garantía de compra y de control de puertos. También es importante que se beneficie al campesino y al caficultor que son los más abandonados y que no se beneficie tanto el área administrativa, que se beneficie al pequeño y mediano caficultor y se dignifique la labor del recolector”.


Por su parte, José Leibovich, profesor de Economía de la Universidad de Los Andes y consultor de desarrollo rural afirmó que “quien sea electo tiene unos retos muy importantes que desarrollar. Lo primero es que tiene que ser alguien que una al gremio, el gremio está dividido, y eso es algo que le genera muchos perjuicios a los cafeteros. Y, por otro lado, tiene unos grandes retos en materia de competitividad del sector, que ha perdido en los mercados internacionales un terreno importante y también hay temas en la agenda de investigación y sostenibilidad, con todo el tema del cambio climático que son agendas muy importantes para desarrollar”.



Cartas de renuncia

El sábado en horas de la tarde a través de una carta, Mejía Cuartas renunciaba a su aspiración a gerenciar la Federación Nacional de Cafeteros, y en párrafos cortos señalaba: “Como caficultora y en línea con lo que he expresado en nuestros encuentros, la unión y el consenso son los elementos fundamentales para que todos construyamos un mejor futuro para todas las familias cafeteras” y con base a esto señaló: “Mirando cómo se ha desarrollado el proceso de selección del gerente general de la Federación, el doctor Roberto Vélez es la persona que hoy genera este consenso”.


El lunes en horas de la tarde se conoció la decisión de Luis Guillermo Vélez Cabrera, quien en su misiva de renuncia, además de los agradecimientos, expresó: “El nuevo gerente deberá centrar su atención sobre los cafeteros más vulnerables, asegurando el suministro adecuado de bienes públicos y la adecuada representación de sus intereses legítimos. Así mismo, deberá emprender una reforma institucional que garantice transparencia en la información, un mejor gobierno corporativo y una mayor descentralización de las decisiones y de los recursos”.