Fútbol en el Mundo

Duel with Spanish aroma
Duelo con aroma español
25 de Junio de 2015


Ante las ausencias obligadas de los volantes recuperadores, Edwin Valencia por lesión y Carlos Sánchez por suspensión, el seleccionador José Pékerman define alternativas para el crucial juego de mañana ante Argentina.


Foto: EFE 

Lionel Messi.

EFE


James Rodríguez y Lionel Messi, los faros de Colombia y Argentina, buscarán mañana un pasaporte para las semifinales de la Copa América en un duelo con aroma a clásico español.


Esto porque en el estadio Sausalito de Viña del Mar al margen del choque entre Colombia y Argentina se trabará un mano a mano entre los camisas “10” del Real Madrid y el Barcelona.


El segundo desafío de ambos esta temporada podrá nivelar la balanza para el lado de Messi o aumentarla en favor de James.


Desde que el colombiano fichó por el Real Madrid en el verano del 2014 por 80 millones de euros, el único duelo particular fue un partido liguero con un triunfo merengue.


Sucedió el 25 de octubre del 2014, cuando el Real Madrid, de James, ganó en el estadio Santiago Bernabéu por 3-1 al Barça, de Messi, en la primera vuelta del campeonato.


En la segunda, sin embargo, James fue baja por lesión en la derrota de su equipo por 2-1 en el Camp Nou, el 22 marzo pasado.


Eso sí, el “10” colombiano pierde claramente en el capítulo de títulos colectivos.


Aunque venció con su club el Mundial de Clubes y la Supercopa de Europa, se vio ampliamente superado por el triplete del Barcelona, de Messi: Liga de Campeones, Liga española y Copa del Rey.


A pesar de la rivalidad de los clubes de ambos, James Rodríguez ha sido sincero cuando le preguntaron por la calidad de Messi.


“Messi está en otro mundo. Es un jugador único, no se puede hablar de un duelo James contra Messi porque sería injusto con él”, dijo.


Ninguno de los dos, sin embargo, ha rayado en esta Copa América al nivel exhibido en sus clubes.


James, quien viene de anotar trece tantos y ofrecer a sus compañeros doce, sólo en el campeonato español, y Messi, quien acumula la friolera de 58 goles en 57 encuentros en todos los torneos, han finalizado la primera fase de la Copa América de forma pálida, sobre todo el colombiano.


El máximo anotador del pasado Mundial de Brasil (6) no ha sumado todavía un gol y apenas ha rematado en dos ocasiones a portería.


James Rodríguez


Messi ha estado mucho más activo, pero sólo ha marcado una vez y de penalti, en el empate ante Paraguay (2-2).


La Pulga ha rematado al arco en seis ocasiones y se ha prodigado en participar en la elaboración del juego. Ha dado 190 pases en tres partidos de los que el 85,3 por ciento han sido precisos.


James, un especialista en crear juego, ha estado muy discreto en este apartado, pues de sus 129 pases apenas el 69,8% ha tenido un exitoso destino.


A pesar de ser consumados especialistas, ninguno de los dos zurdos ha dado aún una asistencia de gol a sus compañeros.


Por eso, el Colombia-Argentina de mañana brindará a Messi y a James una oportunidad para su reivindicación en Chile.




Con charlas tácticas

El seleccionador de Argentina, Gerardo Tata Martino, dedicó ayer un tiempo del entrenamiento de preparación para el juego de mañana frente a Colombia a charlar con varios jugadores, entre ellos Lionel Messi y Javier Mascherano.


Durante el entrenamiento celebrado en la fábrica de muebles La Alpina -el antepenúltimo antes del partido de cuartos de mañana-, a Martino se le vio también conversar de forma individual con los defensas Pablo Zabaleta (lateral derecho) y Nicolás Otamendi (central).


Con sus 23 hombres disponibles, Martino podría repetir mañana el equipo que dispuso en la victoria ante Uruguay (1-0), el pasado 16 de junio.


Argentina se ejercitará hoy por la mañana en La Serena y después partirá a las 8:30 p.m. hora local hacia Viña del Mar, en cuyo estadio Sausalito jugará mañana los cuartos de final de la Copa América ante Colombia.