Columnistas

¿Rebajas por delitos contra niños?
Autor: Mariluz Uribe
1 de Junio de 2015


Leyendo el editorial de EL MUNDO el día miércoles 27 mayo, que hablaba con justificado horror sobre el tema de la rebaja de penas para los delincuentes de atracos sexuales a “niños niñas y adolescentes”, como se dice ahora, quiero repetir algo interesante que seguramente ya comenté en alguno de mis artículos de estos diez años que lleva EL MUNDO conmigo a cuestas.

Cuando estudié análisis Transaccional en California, me hice amiga de una de las más importantes psicólogas, profesora y autora de varios libros, Muriel James. También conocí a su hijo John James que le ayudaba en las practicas, y conocí también a su segundo marido, Ernest Brawley, director de prisiones en California.


El Dr. Brawley me contaba  que la pena de muerte se había instituido primordialmente para que la gente criminal no se reprodujera. 


Me contaba también que los violadores aceptaban la castración como medio que les impediría cometer más crímenes y de paso reproducirse.  (No nos sorprendamos mucho, se castraba para formar a los eunucos -del griego: cuidadores de lecho- que velaban por  las mujeres en los harems de los árabes. Y también para que los hombres conservaran su voz de niños,  se castraba a los cantantes de la Capilla Sixtina -siglos XII a XIX- como al famoso Farinelli, sobre el cuál y su hermano, hasta película tuvimos.)


Aquellos violadores presos, para ser liberados, cuando ya habían cumplido su larga pena, inclusive  pedían que  los castraran, porque sabían que por sus inclinaciones y su manera de ser, iban a seguir cometiendo instintivamente el mismo tipo de crímenes, aunque se propusieran no hacerlo. Buenos psicólogos de ellos mismos. No sé si estas cosas se les ocurrirían  en nuestro machista y godo país.


Con respecto a los crímenes sexuales contra niños en Colombia, recomiendo los libros de mi amigo y compañero de carrera en Psicología, que es también Master en Criminología, y hoy profesor de la Universidad Libre del Valle: Iván Valencia Laharenas. Él es Investigador Externo adscrito al Grupo de Derecho Penal y Criminología, Centro de Investigaciones Jurídicas y Sociojurídicas, facultad de Derecho, Unilibre, Cali. 


Iván Valencia Laharenas ha escrito: Crónica de un asesino de niños, Bermúdez, Monstruo de los cañaduzales,   El homicidio serial de niños en Colombia, Garavito y Bermúdez. Y otros libros de igual importancia para nuestros males colombianos, y universales, males que a menudo  vienen, precisamente, del maltrato que muchos  reciben en la niñez, por parte de sus abandonantes padres, muchas veces separados,  y de otros miembros de la familia.  


Sobre este tema, “Causas de la Violencia” presenté una ponencia en el Primer congreso Internacional, Intervención interdisciplinaria en contextos de violencia y conflicto, Universidad Manuela Beltrán, Bogotá,  en octubre de 2007, con la colaboración  del psicólogo Arturo Gaitán Nicholls. Bien me gustaría “darles la lata” publicándolo aquí, voy a pedir permiso…


Libros de Muriel James traducidos al español y a otras 25 lenguas: Nacidos para triunfar. Nacidos para amar. El poder en el fondo del pozo. El buen jefe. El corazón de la Amistad. Técnicas en psicoterapia. Un nuevo Yo, terapia para sí mismo, ¡muy recomendado!  Casarse es para amarse. Ganando en el cuidado de la salud. Pasión por la vida. Nunca es muy tarde para ser felices. 


Psicóloga PUJ y Filóloga U de A